EN EL AIRE EL ACUERDO DE 400 MILLONES CON IPIC

Al Madrid y su Bernabéu les queda una bala antes de que el PP pierda la mayoría

En principio, Ayuntamiento y Comunidad presentarán en un plazo inferior a 10 días un Recurso de Casación ante el Tribunal Superior para intentar 'salvar' al Bernabéu

Foto: El Real Madrid y la Comunidad en un reciente acto publicitario.
El Real Madrid y la Comunidad en un reciente acto publicitario.

En principio, Ayuntamiento y Comunidad de Madrid podían presentar en un plazo inferior a 10 días un recurso de casación ante el Tribunal Superior para intentar a dar vía libre a la operación del nuevo Santiago Bernabéu. No recurrirán y en el club blanco preparan lo que puede ser la última bala para usar con la actual Administración sabiendo que el 24 de mayo hay elecciones municipales y las encuestas actuales apuntan que el Partido Popular –clave en el proceso– perdería la mayoría absoluta. Con tal panorama de incertidumbre, dentro del club van a tratar de “subsanar lo que sea subsanable” de manera que el asunto quede resuelto sin depender de las urnas. IPIC y su inversión de unos 400 millones de euros siguen a la espera.

Este martes, el TSJM anuló el acuerdo del 15 de noviembre de 2012, dictado por el Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid sobre la modificación de la ordenación urbana de Madrid que afectaba a la mejora del estadio Santiago Bernabéu. El club blanco comunicó que se volvería a reunir con Ayuntamiento y Comunidad para tratar de redactar un nuevo plan –a través de una readaptación del plan inicial– que “tenga en consideración la resolución judicial para no incurrir en un delito”, tal y como han recordado a El Confidencial fuentes judiciales.

El triángulo formado por Ayuntamiento, Comunidad y club tiene por delante una especie de contrarreloj en la cual, como apuntó este miércoles el jefe del Ejecutivo autonómico, Ignacio González, se deben trazar nuevos argumentos que tendrían que ver “con las compensaciones de las parcelas”, es decir, hacer un nuevo cálculo en beneficio de, precisamente, la Administración Pública.

“Contentos por una sentencia honrada”

“Estamos muy contentos de ver reconocido nuestro derecho. Consideramos que ha sido una sentencia honrada y que hay coherencia en la misma”. Rafael Ruiz-Villar es el portavoz de la familia –herederos del Conde Maudes– que ha frenado todo el proceso. El Ayuntamiento, hace más de medio siglo, en 1952, expropió terrenos suyos para utilización pública y hace dos años, viendo que ese uso público se iba a transformar en privado –hotel más locales de ocio–, los Ruiz-Villar pidieron que el “Ayuntamiento compensase económicamente” acogiéndose al derecho de reversión (diario AS, marzo de 2013). “Pero las costas eran tan altas” que tuvieron que rechazar tal litigio, aunque no su pelea por lo que consideraban una injusticia. Así que establecieron tres motivos por los que impugnar tal operación urbanística y al juez le ha bastado la primera, la ilegalidad en las “compensaciones de las parcelas”, para anular dicho proceso.

En este par de años, además de la familia Ruiz-Villar, Ecologistas en Acción y una plataforma de vecinos se opusieron a la operación de manera judicial, siendo finalmente la demanda de los herederos del Conde Maudes la que ha provocado el freno a la operación. En este tiempo, ¿se han puesto Ayuntamiento, Comunidad o Real Madrid en contacto con los Ruiz-Villar? “No”, asegura rotundamente el portavoz de la familia.

Presentación de Real Madrid e IPIC, y la intención de remodelar el estadio.
Presentación de Real Madrid e IPIC, y la intención de remodelar el estadio.

A finales de octubre, el presidente del Real Madrid, Florentino Pérez presentaba a IPIC como el ambicioso socio con intenciones de formar parte del futuro nombre de un nuevo estadio Bernabéu. La compañía pública de Abu Dabi se comprometió a pagar, en el caso de que el proyecto fuera adelante, la remodelación de lo que consideran se convertiría en el mejor estadio del mundo. Mientras no haya tales obras, no habrá acuerdo en esa línea –valorado en unos 400 millones de euros–, aunque sí en otras que ya están en funcionamiento, como la expansión de las escuelas del Real Madrid por el mundo, la apertura de un museo madridista permanente en Abu Dabi o el patrocinio de diferentes espacios dentro del estadio y distintos photocalls a través de su filial Cepsa.

¿Y ahora? Está por ver cómo se “subsana lo que sea subsanable” y cómo se realiza la nueva “compensación de parcelas”. Sabiendo que puede ser la última oportunidad antes de las elecciones (¿cambio de gobierno?) y que el Tribunal Superior frenó la operación por considerar insuficiente lo obtenido por el interés público, ¿se pasarán de frenada? Deben apuntar a la diana con la precisión de un francotirador, sin espacio al error porque no saben si habrá una segunda oportunidad cercana.

Por otro lado, y sabiendo que se había estimado en tres años el tiempo de remodelación, se antoja complicado que –en el caso de vía libre– el complejo estuviera finalizado antes de las próximas elecciones en el Real Madrid, fijadas para 2017. La intención de la reforma por parte del club sigue firme.

Fútbol
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
15 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios