ES EL PRIMER JUGADOR DE LA HISTORIA QUE LOGRA EL BALÓN DE ORO CUATRO VECES CONSECUTIVAS

Leo Messi pone el mundo del fútbol a sus pies con los nervios del primer día

Un día después de que los Reyes Magos hicieran las delicias de pequeños y grandes, sus Majestades se guardaron un último regalo en la manga. Zúrich

Foto: Leo Messi pone el mundo del fútbol a sus pies con los nervios del primer día
Leo Messi pone el mundo del fútbol a sus pies con los nervios del primer día
Un día después de que los Reyes Magos hicieran las delicias de pequeños y grandes, sus Majestades se guardaron un último regalo en la manga. Zúrich se puso sus mejores galas para convertirse, por un día, en la capital del fútbol ya que era la ciudad elegida por la FIFA para desvelar el nombre del mejor jugador de 2012. Es cierto que desde hace algún tiempo las sorpresas están descartadas en el Balón de Oro y es por culpa de un futbolista que es capaz de hacer magia con sus botas y no cansarse de inventar cada vez que salta al terreno de juego. Leo Messi ganó su cuarto Balón de Oro convirtiéndose en el primer futbolista de la historia que lo consigue. No tiene rival a pesar de compartir el podio con dos de los mejores jugadores del mundo: Andrés Iniesta y Cristiano Ronaldo. Messi volvió a subir al escenario igual que lo ha hecho en los tres últimos años… aunque parecía que era la primera vez porque el mundo del fútbol contempló a una estrella más nerviosa que nunca: "Me quedé en blanco, no se me venían las palabras". Y es que al argentino se ha cansado de demostrar que se le da mejor tener el balón entre los pies que en las manos.

En la rueda de prensa previa a la gala, el argentino aseguraba que el año que acaba de terminar no ha sido “el mejor” a pesar de haber pulverizado uno de los pocos récords que le quedan por batir: con 91 tantos se convierte en el jugador que más goles firma en un año natural desbancando los 85 de Gerd Müller. Precisamente, una de las pocas marcas que le quedaban por batir pasaba por convertirse en el primer jugador de la historia del fútbol que gana cuatro Balones de Oro seguidos y lo consiguió ayer dejando atrás a Marco Van Basten, Johan Cruyff y Michel Platini en cuyo palmarés figuran tres de estos trofeos logrados de forma consecutiva. El presidente de la UEFA ya no podrá presumir de ser el único en lograr semejante hazaña. Haciendo gala de su timidez, Messi recogió el título enfundado en un esmoquin de lunares muy comentado y confesó que estaba “muy nervioso”.

Igual que el primer día, con las mismas ganas y la misma ilusión con las que aparecía en el podio por primera vez hace seis años. Desde entonces, no ha faltado nunca aunque no siempre ha ganado. En 2007, cuando el galardón aún no se había fusionado con el FIFA World Player, fue tercero por detrás de Kaká y Cristiano; un año después, acabó segundo tras del portugués y por delante de Fernando Torres. En 2009 se entregó, por última vez, el antiguo Balón de Oro y Messi no dejó pasar la oportunidad de colocarlo en su estantería. Con el nuevo formato, el preciado trofeo no conoce otro nombre que no sea el del argentino.

Siempre hay un pero: Argentina

Leo Messi ha conquistado el mundo del fútbol poniéndolo a sus pies. Una vez más. A sus 25 años está llamado a ser el mejor jugador de la historia. Su juventud le avala para seguir destrozando marcas con el objetivo de acercarse a las grandes leyendas del balompié. Su envidiable palmarés está al alcance de muy pocos pero hasta los más grandes tienen una espinita clavada. Messi puede presumir de muchas cosas aunque todavía no puede sacar pecho por los logros que ha conseguido con Argentina a excepción del oro conquistado en los Juegos Olímpicos de Pekín. Eternamente cuestionado por aquellos que le acusan de no tener el mismo compromiso con su país que con el Barcelona, Leo espera el momento de alzar el título que todo futbolista desea: el Mundial. Aunque para ello tendrá que desbancar a la selección de moda, España.

Iniesta y Cristiano, bajo la eterna sombra de Leo

Al mismo tiempo que los aficionados españoles disfrutan de ellos cada fin de semana, Iniesta y Cristiano ‘sufren’ el éxito de Messi. Se trata de dos de los mejores jugadores del mundo pero han tenido la desgracia de coincidir en el tiempo con el argentino y por mucho que se empeñen en brillar con sus equipos o liderando a sus selecciones, sus éxitos quedarán en un segundo plano mientras exista Messi. Así lo reiteraron todos los que votaron para elegirle como el mejor futbolista de 2012. El argentino se llevó el 41'60% de los votos por delante de Cristiano (23'68%) e Iniesta (10'91%). 

Las puntuaciones llegaron desde todas las partes del planeta y, como siempre, algunas fueron sorprendentes tal y como desveló la FIFA en su página web. Iker Casillas ya anunció que su máxima puntuación (5) iría a parar a su compañero Sergio Ramos aunque no desveló que votó a José Mourinho como mejor técnico, justo ahora que la relación con el portugués está rota. Leo Messi señaló a Guardiola como el mejor técnico y en sus votaciones prefirió a Iniesta, Xavi y Agüero. A Cristiano los apoyos le llegaron desde Portugal y desde países como Albania, Australia, Congo, República Dominicana, Nueva Caledonia, Turkmenistán o Japón entre otros. Los tres nombres que forman el podio son los que más se repiten, obviamente, pero entre los que han recibido la máxima puntuación se cuela el de Benzema, Xavi, Casillas, Falcao, Pirlo, Ibrahimovic, Van Persie, Rooney, Drogba, Buffon, Xabi Alonso, Touré Yaya, Özil o Sergio Busquets que recibió 5 puntos del seleccionador tailandés. 

La variedad es mucho mayor en la lista de entrenadores donde junto a los tres favoritos figuran Jürgen Klopp (Borussia Dortmund), Sir Alex Ferguson (Manchester United), Mancini (City), Di Matteo, Cesare Prandelli (seleccionador italiano), Joachim Löw (Alemania) o Jupp Heynckes (Bayern de Múnich).

Fútbol
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
25 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios