Es noticia
Menú
La gran progresión de Ferrari en 2021 y por qué nunca se le puede dar por muerto
  1. Deportes
  2. Fórmula 1
DURA PUGNA CON MCLAREN

La gran progresión de Ferrari en 2021 y por qué nunca se le puede dar por muerto

Ferrari trabaja con la mente puesta en 2021 pero la progresión de la presente temporada y su evolución en esta recta final le puede devolver al tercer puesto, batiendo a McLaren

Foto: Ferrari nunca se da por vencido. (EFE)
Ferrari nunca se da por vencido. (EFE)

La progresión técnica de Ferrari en este final de temporada apunta a que el equipo italiano podría aspirar al título en 2022, mucho antes de lo que parece. El rendimiento en esta recta final de la temporada está sorprendiendo y parece que McLaren va a sufrir para contener al equipo italiano en la lucha por la tercera plaza en el Mundial de Constructores en 2021.

Y ante el próximo Gran Premio de México, Mattia Binotto se muestra más optimista incluso que en Austin, donde el equipo italiano batió ampliamente en prestaciones a su gran rival, a pesar de que Carlos Sainz terminara por detrás de Daniel Ricciardo. "En términos generales, este año McLaren siempre ha sido muy competitivo en las curvas de velocidad media y alta, y nuevamente fue el caso en Austin. Pero en el rendimiento general del fin de semana estábamos por delante de ellos, donde era muy obvio en la calificación, y Charles Leclerc terminó 25 segundos por delante de Ricciardo", explica el responsable de Ferrari antes del próximo gran premio. "No era un circuito que se adaptara obviamente a nuestro coche. Por eso, estoy satisfecho con el progreso que he visto en las últimas carreras y, sin duda, la ayuda de la unidad de potencia, tanto para la clasificación como para la carrera, me da algo de confianza para las próximas pruebas".

Hasta McLaren lo reconoce

La introducción de la última especificación de la unidad de potencia italiana parece que ha insuflado una competitividad extra al SF21. Aunque se trate solo de un pequeño incremento de potencia -se habla de unos 10 CV-, la gestión de la parte eléctrica parece haber proporcionado una mayor elasticidad en la gestión de esa potencia. Además, ha proporcionado un mejor arco de carga aerodinámica, como se pudo confirmar en Austin, algo que Binotto corroboraba. A mayor potencia, mejor uso del chasis.

"No queremos hablar de ello, pero hay algo. Eso te confirma que estamos trabajando. No nos detendremos, hemos traído una mejora siete carreras antes del final cuando todos ya están pensando en el próximo año", explicaba Sainz tras su remontada en Turquía. "Seguimos encontrando algo en el motor, en el desarrollo. Estamos metiendo presión porque no queremos terminar cuartos u octavos, queremos ganar", comentaba en referencia al trabajo que Ferrari está llevando a cabo para el futuro, pero que está proporcionando réditos para esta dura pugna final que está manteniendo con McLaren.

"Creo que Ferrari fue más rápido que nosotros, tal vez no lo parezca porque Carlos estaba detrás de Daniel, pero si hubiera estado por delante, se habría alejado igual que Charles, por lo que nos ha faltado ritmo durante todo el fin de semana en comparación con los Ferrari", reconocía Lando Norris en la misma línea que Binotto. "Definitivamente, tienen la ventaja en este momento. No son más rápidos en todas partes, pero tienen un monoplaza que es más consistente que el nuestro y más manejable".

"Es una realidad que han dado un buen paso adelante, incluso hasta la actualización que introdujeron en la unidad de potencia, lo que les ha dado una buena ventaja en estas dos últimas carreras en comparación con nosotros", confirmaba Andreas Seidl tras Austin. "Sabemos que se avecinan trazados que probablemente jugarán un poco más a favor de los puntos fuertes de nuestro coche, pero también hay pistas al final de la temporada en las que tendremos dificultades en comparación con Ferrari". Pero en realidad, el equipo italiano tiene la vista puesta en el futuro.

placeholder Charles Leclerc sacó casi medio minuto al primer McLaren en Austin. (EFE)
Charles Leclerc sacó casi medio minuto al primer McLaren en Austin. (EFE)

Una reconstrucción difícil

El proceso de reconstrucción del equipo italiano no ha sido fácil. Organizada la fábrica con varios años de retraso con la inauguración de la nueva sede 'Gestione Sportiva', la nueva reglamentación de motorizaciones híbridas pilló a contrapié al equipo italiano. Como al resto de constructores que no fueran Mercedes, pero el peor jarro de agua llegó cuando la FIA desmanteló en 2019 todo su proceso técnico y evolutivo ante las serias dudas sobre su legalidad.

Al tratarse de un área de enorme complejidad técnica, no hubo sanción para Ferrari, pero la 'Scuderia' volvió a la casilla de salida. Desde comienzos de 2020, Mercedes e incluso Honda han seguido evolucionando sus unidades de potencia, pero los motores italianos cada vez tienen menos que envidiar a sus rivales. El propulsor italiano es elástico, de peso contenido y poco bebedor, pero hasta ahora sus carencias en la parte alta de las revoluciones convertían los circuitos de rectas largas en un suplicio. Sin embargo, la progresión de Ferrari y su metodología en este final de 2021, dedicado a preparar la próxima temporada, parece situar a Ferrari en el buen camino. El año 2022 será una lotería, pero si el equipo italiano progresa en igual medida con el chasis, podría volver a lo más alto la próxima temporada.

Ferrari no abandona

La sequía de títulos mundiales de pilotos para la 'Scuderia' data ya de 2007 y se acerca peligrosamente a las dos décadas que transcurrieron entre los títulos de Jody Scheckter (1979) y Michael Schumacher (1999). Aunque es importante el Campeonato de Constructores en términos económicos, es el de Pilotos el que queda entre los aficionados. La última vez que uno de ellos llegó a la última carrera con posibilidades fue en 2012, con Fernando Alonso en aquella fatídica carrera en Brasil donde, en circunstancias dudosas, Vettel se llevó el triunfo apoyado en la insultante diferencia técnica de su Red Bull sobre el resto de la parrilla.

Aunque Ferrari sufra (como todos) épocas de fracasos continuados, nunca ha abandonado la Fórmula 1. A diferencia de otros muchos fabricantes y equipos. La lista es ilustre y larga, incluso a pesar de su poderío tecnológico y económico, véase el caso de Toyota. Qué decir de una pedazo de marca de gran pedigrí deportivo como BMW, con un único título (1983) en toda su historia. ¿Donde están hoy día Ford, Peugeot, Porsche, Jaguar o incluso, comparados con Ferrari, qué número de títulos ostentan marcas habituales del paisaje 'formulaunero' como Honda o Renault?

Ferrari ha sido a menudo objeto de chanza por parte de los equipos ingleses, que presumían de ser organizaciones mucho más eficientes que el equipo italiano. Pero, a lo largo de los años, el párroco de Maranello ha tenido que ir oficiando funerales por BRM, Cooper, Lotus, Tyrrell, Brabham... o dando extremaunciones a los que presumían de ser los más listos de la clase como Williams o McLaren. Porque en la Fórmula 1, tarde o temprano, Ferrari siempre vuelve a ganar. Puede que, de nuevo, en 2022.

La progresión técnica de Ferrari en este final de temporada apunta a que el equipo italiano podría aspirar al título en 2022, mucho antes de lo que parece. El rendimiento en esta recta final de la temporada está sorprendiendo y parece que McLaren va a sufrir para contener al equipo italiano en la lucha por la tercera plaza en el Mundial de Constructores en 2021.

Fórmula 1 McLaren Charles Leclerc
El redactor recomienda