PARECEN LA SORPRESA, PERO NO HAY NADA CLARO

De la gloria al muro en el último minuto: Bakú 'baja' de la nube a Max Verstappen

Verstappen fue la revelación del día, pero acabó contra las protecciones. Y aunque Mercedes y Ferrari parezcan perdidas, las calles de Bakú vaticinan la clasificación más incierta de todo el 2017

Foto: Verstappen, con gesto serio dentro del box de Red Bull. (EFE)
Verstappen, con gesto serio dentro del box de Red Bull. (EFE)

El 'niño volador' venía brillando contra viento y marea. Nadie esperaba a Red Bull liderando los entrenamientos libres de Bakú, pero fue posible en parte gracias a esos destellos de talento que hacen de Max Verstappen uno de los pilotos más especiales de la Fórmula 1. Primer tiempo en los Libres 1, primer tiempo en los Libres 2, con Mercedes y Ferrari más desconcertadas que nunca, y encima delante de su compañero, Daniel Ricciardo. Estaba siendo el día perfecto para el holandés... hasta que estrelló su coche en el último minuto de la sesión. Acabó líder y seguía sonriendo, pero con una pequeña mueca.

Se desconoce en qué manera puede afectar este incidente a lo que Verstappen ya califica como el "mejor fin de semana" de la temporada para Red Bull, muy inspirada en un circuito donde han acertado con la configuración del coche mientras Vettel y Hamilton se iban por todas las escapatorias. Max estaba cerca de acabar el día por la puerta grande, pero su toque contra el muro de la curva 1 le recordó lo fácil que puede ser pasar de la gloria al desastre en este Gran Premio tan impredecible que tiene hasta ocho candidatos a la pole. Ni siquiera Verstappen, que ayer dejó a todos boquiabiertos, se puede permitir un respiro.

Un golpe que altera la euforia en Red Bull

A Verstappen se le pasó la euforia en el momento más inoportuno de todos, justo cuando estaba terminando su simulación de carrera y sólo tenía que devolver el coche a boxes. Para colmo, es el momento de la sesión donde más lentos suelen ir los coches. Pero Max se armó un 'lío' al volante y lo pagó caro. "He bloqueado los neumáticos y he intentado salvar el coche, pero de repente he perdido la parte trasera y he acabado en el muro", decía a 'Sky Sports'. Rompió todo el eje trasero y la caja de cambios acabó partida en dos. Para Red Bull, un final amargo a un día de ensueño.

Verstappen, en la zona más revirada del trazado de Bakú. (EFE)
Verstappen, en la zona más revirada del trazado de Bakú. (EFE)

"Es verdad que está roto, pero tenemos nuevas piezas y no era la configuración de carrera, así que está todo bien", decía Verstappen, quitando hierro al asunto. Pero Red Bull, que ya estaba a punto de trabajar a pleno en la clasificación, tuvo que distraerse durante algunas horas para solventar el 'destrozo' de Max. De cómo se sobrepongan al problema y pongan el coche a punto dependerá que luchen de tú a tú con Mercedes y Ferrari. Pero algo ha cambiado para que hace un mes fuera una utopía, y ahora sea una posibilidad real.

Por qué el RB13 'no va tan mal' en Bakú

Christian Horner explicaba así las claves del buen ritmo de Verstappen. "Con una recta tan larga de 2 kilómetros, es muy fácil que se te vaya la temperatura de los neumáticos y luego no los metas en el rango correcto de trabajo. Nosotros tuvimos problemas, pero ya hemos entendido qué cosas funcionan bien para determinadas áreas del coche". La clave parece estar en una configuración del coche que daba confianza a sus pilotos para atacar los pianos. Vettel y Hamilton, por su parte, estaban casi más fuera que dentro de la pista.

Horner amplió el foco contando cómo Red Bull ha dado pequeños pasos en las últimas carreras que no se percibían desde fuera, pero que eventualmente se harían visibles cuando todo viniera de cara. Y ese lugar parece ser Bakú, con un segundo sector lleno de curvas idóneo para el RB13, que según cálculos internos rueda ahora un segundo más rápido que en el GP de España. "Red Bull siempre quita aerodinámica y aún así van bien en las curvas. Son los que mejor salen en tracción", dijo el expiloto y analista de 'Sky' Johnny Herbert. Martin Brudle afirmó que el RB13 era el mejor coche en la curva 1, que requiere buena tracción y estabilidad. Hay piezas del esquema que están jugando a su favor, como también una mejora en el motor Renault que les ha aportado dos décimas por vuelta.

En el cómputo global, las mejoras del chasis, el propulsor y esa buena configuración en Bakú se traducen en una buena gestión de los neumáticos hasta ahora mejor que la del resto. "El coche va muy bien, me da mucha confianza", confesaba Verstappen, no sin dejar el aviso. "Pero creo que Ferrari y Mercedes van a mejorar en clasificación". Ricciardo iba más lejos y hasta ponía en la batalla a Williams y Force India. Cualquier pequeño detalle puede darles la pole... o dejarles octavos. Es la línea delgada con la que juega Red Bull en esta carrera tan importante.

¿'Zarpazo' a Ferrari y Mercedes?

Resulta imposible sacar conclusiones, pero cada uno intentó averiguar por su cuenta por qué Verstappen y Ricciardo estaban tan arriba. El común denominador era el tema de los neumáticos, cada uno con una versión distinta. "En Bakú es importante meter las ruedas en la ventana óptima de rendimiento, y Hamilton ha tenido una sesión desastrosa con tráfico y banderas amarillas", dijeron en Mercedes. Vettel, por su parte, revelaba que "he utilizado más la marcha atrás que en los últimos tres años", en referencia a todas las veces que se salió de la pista por no tener agarre. A Red Bull también le ocurrió, pero no tantas veces.

Verstappen, 'escoltado' por Ricciardo durante los libres. (REUTERS)
Verstappen, 'escoltado' por Ricciardo durante los libres. (REUTERS)

No sólo influirá el asunto de los Pirelli, sino también gestionar el tráfico con curvas tan reviradas -casi al estilo de Mónaco- y tantos pilotos saliéndose de la pista. En este río revuelto tienen todas las de perder Mercedes y Ferrari, como ocurrió los libres, y Red Bull todas las de ganar, con un coche incapaz de tirar el gancho a la pole en situaciones normales. Pero lo de Bakú este fin de semana no parece ser algo normal. Que se lo digan a Max Verstappen, que venía rozando la perfección y de repente golpeó su coche. No se lo esperaba, como tampoco Mercedes ver a Red Bull arriba. Esta clasificación puede ser más que una caja de sorpresas.

Fórmula 1
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios