"murió en la montaña que amaba"

La Policía descarta la muerte accidental y violenta de Blanca Fernández Ochoa

La identificación de Ochoa por parte de sus familiares ha sido posible gracias a los objetos personales que aún portaba el cuerpo, como collares, un reloj y pulseras

Foto: Blanca Fernández Ochoa, tras los Juegos Olímpicos de Albertville. (EFE)
Blanca Fernández Ochoa, tras los Juegos Olímpicos de Albertville. (EFE)

La Policía ha descartado que la muerte de Blanca Fernández Ochoa se produjese de manera accidental y violenta. Esas son las primeras conclusiones a las que han llegado las autoridades pocas horas después de encontrar el cuerpo sin vida de la medallista olímpica española en el mirador de la Peñota. No obstante, serán la autopsia y los análisis de sangre los que determinen la causa de su fallecimiento.

[Última hora sobre el caso]

Otro hallazgo de la investigación es que su muerte se produjo el 24 de agosto, solo un día después de su desaparición. La identificación de Ochoa por parte de sus familiares ha sido posible gracias a los objetos personales que aún portaba el cuerpo, como collares, reloj y pulsera.

Según el primer examen visual realizado por los investigadores, la mujer encontrada llevaría más de una semana fallecida en la zona. El cadáver, en avanzado estado de descomposición, ha sido localizado por un suboficial del Servicio Cinológico de la Guardia Civil fuera de servicio que inspeccionaba la zona voluntariamente con su perra de rastreo Xena. El agente la encontró cerca de donde un testigo aseguró haberla visto viva el pasado 24 de agosto.

Durante los días que ha durado el dispositivo para localizar a Fernández Ochoa, desde el Ministerio del Interior se llegaron a plantear retirar del caso a la Guardia Civil. Finalmente, y gracias a la mediación de la delegada del Gobierno, todos los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado han seguido trabajando en perfecta sintonía hasta el fatal desenlace.

La Policía descarta la muerte accidental y violenta de Blanca Fernández Ochoa

La hija de Ochoa alertó a las autoridades de la desaparición de su madre tras cinco días de su ausencia, porque la esquiadora le había comunicado que iría a caminar por la sierra durante cuatro días, y esto era algo que solía hacer con frecuencia. Los familiares de la deportista se comenzaron a preocupar al ver que no regresaba a casa y que no tenían cómo localizarla porque se había dejado el móvil. Un amplio dispositivo, conformado por agentes de la Policía Nacional, la Guardia Civil, los Bomberos, policías locales y voluntarios, comenzó las tareas de búsqueda después de que el pasado domingo se localizara el vehículo de Fernández Ochoa, un Mercedes clase A, en el aparcamiento de Las Dehesas, donde los senderistas suelen dejar el coche, pero ya era tarde.

Habían pasado 12 días desde que la familia no tenía rastro de la medallista, más allá del 'falso positivo' que marcaron los 14 perros de rescate en El Poyal de las Vacas. El portavoz de los Fernández Ochoa, Adrián Federegui, aseguró que las labores se centraron en los lugares más abruptos y contaron con la ayuda de siete drones que peinaron la zona, de la que recibió un vídeo con "unas vistas muy bonitas". Federegui recalcó que la esquiadora murió en "la montaña que amaba" cuando recibió las noticias.

La Policía descarta la muerte accidental y violenta de Blanca Fernández Ochoa

Una vez conocida la noticia, las reacciones no se han hecho esperar. El jugador de baloncesto Pau Gasol ha sido de los primeros en lamentar la pérdida de una "sonrisa" que "siempre estará en nuestro recuerdo". También lo ha hecho el exportero del Real Madrid Iker Casillas, que ha calificado la jornada de este miércoles como "un día muy triste para el deporte español".

Este es el ejemplo de un texto alternativo

Esquí

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
17 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios