DORMIR Y DESCANSAR ES VIVIR

Los mejores colchones para prevenir dolores de espalda

Escoger un buen colchón nos permitirá descansar, tener felices sueños y aprovechar al máximo las horas que dormimos. Descubre cómo son los colchones mejor valorados

Foto: Descansa con los mejores colchones para tu salud (Foto: Emma Original)
Descansa con los mejores colchones para tu salud (Foto: Emma Original)
Autor
Tiempo de lectura19 min

Cenar, lavarnos los dientes y meternos en la cama de noche para dormir tapados con nuestra sábana y nuestro edredón nórdico o colcha es uno de los grandes placeres de la vida. Sin embargo, es imposible disfrutar de un sueño reparador y saludable sin una almohada firme y de calidad y, por supuesto, sin un buen colchón como el Emma, que está considerado como el mejor colchón del mercado teniendo en cuenta las opiniones de los usuarios de Amazon y las recomendaciones de la OCU. Solo así es posible prevenir dolores tanto de espalda como en las cervicales, sentirnos frescos en verano y abrigados en invierno y, en definitiva, descansar correctamente.

Nuestra elección: Colchón Emma

El Emma ha sido elegido como el mejor colchón según la OCU en 2018 y 2019. Este es el organismo de protección al consumidor más importante de España, lo que ya supone un excelente punto de partida. Pero, además, cuenta con muchos otros premios y reconocimientos. Por ejemplo, fue elegido el mejor colchón de 2018 según el Deco-Test de Portugal, el Producto del Año 2019 según el Pays-Bas de Francia y obtuvo el número 1 en el ranking de Altroconsumo de Italia en 2019.

Pero, además, este es el mejor colchón de la marca Emma según las opiniones de los usuarios de Amazon. Posee una nota de 4,5 sobre 5 con un 73 % de valoraciones de 5 estrellas. Por ejemplo, Jaume dice de él que es “el colchón más cómodo que he tenido” y que “me hace sentir como si estuviese durmiendo en una nube”. Por su parte, Sebastián Leal dice que “ha superado mis expectativas”, a lo que añade “es el mejor colchón en relación calidad-precio. Antes tenía un colchón de más de 1000 € y este es mucho más confortable”.

El colchón Emma es el más vendido y mejor valorado por los usuarios
El colchón Emma es el más vendido y mejor valorado por los usuarios

La cantidad de premios recibidos por el colchón Emma, así como el volumen de comentarios positivos de usuarios de Amazon sobre él, nos invita a analizar en profundidad sus características. Con ello esperamos determinar si se trata realmente de uno de los mejores colchones viscoelásticos del mercado, aunque todo parece indicar que sí.

En primer lugar, se trata de un colchón de espuma viscoeslástica de alta densidad con núcleo de espuma HR para conferirle una firmeza media-alta. Su altura es de 25 cm y está disponible en 19 medidas diferentes. Además, tiene la capacidad de adaptarse progresivamente a la anatomía del usuario y es compatible con camas articuladas. También se recomienda para adultos, niños, deportistas y personas mayores.

Por su parte, el colchón Emma se vende enrollado y su espuma Airgocell favorece un grado de transpiración y ventilación mucho más alto que el de un colchón viscoelástico normal. Además, no es reversible y ofrece un período de prueba de 100 noches y 10 años de garantía adicional. Incluye una funda que se puede lavar a máquina a temperaturas de hasta 40 ºC.

Segunda opción: Colchón con viscografeno

Ahora vamos con el mejor colchón de la marca Dreaming Kamahaus en base a las opiniones de los clientes de Amazon. Se trata de una alternativa económica que, según LenaMur, “aporta firmeza, adaptabilidad y confort a partes iguales” y que “favorece un buen descanso”. Por su parte, Lucy prefiere centrarse en que es “un colchón viscoelástico fresco y transpirable que venía enrollado y que en menos de 24 horas estaba listo”. Su nota media es de 4,8 sobre 5 y luce un espléndido 82 % de valoraciones de 5 estrellas.

El viscografeno ayuda a tu cuerpo a descansar mejor y combatir el calor en verano
El viscografeno ayuda a tu cuerpo a descansar mejor y combatir el calor en verano

El viscografeno de este colchón viscoelástico potencia sus cualidades de dispersión del calor y asegura una buena firmeza y un alto grado de adaptación a la fisionomía del usuario. Además, cuenta con fibras hipoalergénicas que eliminan la electricidad estática y que producen un interesante efecto antiestrés. Posee un grosor de 30 cm, ha sido fabricado en España y ofrece 2 años de garantía.

Alternativa: Colchón viscoelástico Dormio Zafiro

Este no es solo el mejor colchón de la marca Dormio para los usuarios de Amazon, sino también uno de los más vendidos de España. De hecho, cuenta con, aproximadamente, 1000 reseñas en este marketplace. El 62 % de ellas le dan 5 estrellas y la nota media obtenida es de 4,3 sobre 5.

“Compré el colchón Dormio Zafiro para mi hijo de 10 años por su tratamiento antibacterias y antialérgico y su alta firmeza” dice sobre él Ricar, mientras que Raúl hace hincapié en que “se trata de un colchón muy fresco, de alta firmeza y de dureza intermedia. A mí, que tengo escoliosis, me alivia la tensión muscular y me permite disfrutar de un sueño reparador”. Finalmente, Álex afirma que “tras realizar una comparativa de colchones, estoy seguro de que este es el mejor colchón del momento. Lo he comprado y estoy encantado con él”.

El colchón viscoelástico Dormio Zafiro es muy cómodo y económico
El colchón viscoelástico Dormio Zafiro es muy cómodo y económico

Este colchón viscoelástico de Dormio está disponible en 15 medidas diferentes y, además, se puede elegir que tenga un grosor de 21 cm o de 24 cm. Posee un núcleo Eliocel de alta densidad sobre el que se sitúa un acolchado de tres capas de espuma viscoelástica. Esta ha recibido un tratamiento para evitar la acumulación de ácaros, bacterias, moho y electricidad estática. También ofrece magníficas propiedades de transpiración y termorregulación. De hecho, es sensible tanto a la temperatura ambiental como a la corporal del usuario. Está fabricado en España y cuenta con certificados de calidad OEKO TEX y AITEX.

¿Cómo elegir un colchón?

Cada persona tiene unas características físicas concretas y, por tanto, una serie de necesidades y gustos específicos a la hora de dormir y descansar. Por ello, a la hora de elegir el mejor colchón, es imprescindible tener multitud de factores en cuenta:

Las dimensiones del colchón

Aquí debemos tener en cuenta nuestro peso y altura. En este sentido, el colchón debe tener, al menos, 10 cm más de largo que nosotros. Por ejemplo, si medimos 180 cm de alto, nuestra mejor opción será la de comprar un colchón de 190 cm o 200 cm de largo. En el caso de que durmamos acompañados, usaremos como referencia a la persona más alta.

Si vamos a dormir solos y, por tanto, queremos comprar un colchón de una plaza, este deberá tener un ancho de entre 90 cm y 110 cm. En cambio, si buscamos un colchón de matrimonio para compartirlo junto a nuestra pareja, necesitaremos, como mínimo, uno de 135 cm de ancho. Sin embargo, teniendo en cuentas las opiniones en colchones que hemos analizado en esta reseña, la anchura mínima para garantizar un buen descanso en este caso es de 150 cm.

Además, en caso de que tengamos un bebé y de que este suela venir a dormir con nosotros en algún momento de la noche, los mejores colchones serán los 200 cm, también conocidos como colchones king size.

Finalmente, el grosor del colchón debe estar marcado por el peso del usuario. El mínimo, en cualquier caso, debe ser de 15 cm para garantizar el confort. Sin embargo, en personas de 80 kg o más, se recomienda apostar por colchones de 20 cm o 25 cm, sobre todo, si se va a dormir en pareja.

La postura en la que dormimos

Muchas personas no tienen en cuenta este factor a la hora de elegir su colchón y, posteriormente, descubren que descansan mal y que se levantan con dolor en la espalda o en las piernas. Esto es lo que debemos tener en cuenta:

Hay colchones de diferentes firmezas para que el cuerpo se adapte según tu forma de dormir: boca arriba, de lado o boca abajo

  • Dormir boca arriba: en este caso, nos conviene elegir un colchón de alta firmeza o duro. Así proporcionaremos soporte a la zona cervical y a la lumbar, que son las que más sufren en esta posición. También evitaremos adquirir malas posturas mientras dormimos.
  • Dormir de lado: aquí nos interesa optar por un colchón de dureza intermedia. Esto se debe a que, en esta posición, el peso se apoya casi en su totalidad en los hombros y las caderas.
  • Dormir boca abajo: esta es la postura menos saludable para dormir, pero hay muchas personas que la utilizan. Si es nuestro caso, debemos comprar un colchón blando que no fuerce en exceso la torsión de la columna en general y, sobre todo, del cuello.

¿Solo o acompañado?

Sinceramente, a nadie le gusta estar durmiendo y salir rebotado cada vez que nuestra pareja se da la vuelta. Por ello, los colchones de látex, de espuma viscoelástica y de muelles ensacados son los recomendados para parejas, ya que son los que ofrecen mayor capacidad de absorción del movimiento.

En cambio, si dormimos solos, podemos apostar sin problemas por un colchón de muelles tradicionales. Son más baratos, aportan mucho confort y transpiran a la perfección.

El frío y el calor

Hay personas que usan un edredón nórdico hasta en verano y otras a las que, incluso en invierno, les basta con una sábana para dormir. Este aspecto también influye a la hora de elegir el mejor colchón posible. En concreto, en lo que debemos fijarnos es en la capacidad de transpiración del colchón que queremos comprar.

Los colchones de muelles y los de espuma viscoelástica son los que más permiten el paso del aire y, por lo tanto, los que menos calor acumulan. Por ello, son los colchones recomendados para personas calurosas. En cambio, los de látex ofrecen poca transpiración y, por tanto, guardan más el calor. Esto hace que sean los colchones ideales para personas frioleras.

¿Cuánto nos movemos?

Hay personas que caen en la cama y duermen como bebés y otras cuya velocidad de giro debería medirse en revoluciones por minuto. Esto, evidentemente, también es un factor a tener en cuenta.

Los mejores colchones para personas que se mueven mucho son los de firmeza media-alta ya que les permiten girar sin esfuerzo y, a la vez, evitan que adquieran malas posturas. En cambio, los que se mueven poco, pueden elegir el que quieran solo teniendo en cuenta la postura en la que duermen, su altura y su peso.

Aquí debemos tener en cuenta también la independencia de los lechos de la cama. Este aspecto es fundamental en el caso de los colchones de dos plazas. Cuanto mayor sea, menos sufrirá la otra persona los cambios de postura de su pareja. Hoy en día, los mejores colchones en términos de separación de lechos son los de muelles ensacados.

¿Cómo limpiar un colchón para que dure más y no huela?

Los niños, sobre todo cuando son pequeños, tienen propensión a hacerse pis en la cama o a sangrar por la nariz sin que puedan hacer nada para evitarlo. De igual modo, los adultos solemos sudar mientras dormimos, sobre todo, durante el verano. Todo ello hace que el colchón se ensucie y acumule malos olores y que sus fibras se deterioren antes de lo normal.

Un mantenimiento adecuado de nuestro colchón alargará su vida útil y te permitirá ahorrar mucho dinero

Evidentemente, usar fundas de colchón o cubrecolchones es primordial ya que así evitamos que la suciedad entre en contacto directamente con él directamente. Sin embargo, es importante realizar las siguientes tareas de limpieza cada vez que cambiemos las sábanas o, al menos, cuando detectemos manchas importantes sin importar el tipo de colchón que poseamos:

  1. Pasar una aspiradora de mano por los dos lados del colchón con el propósito de eliminar el polvo acumulado. Lo ideal es utilizar un cepillo de tapicería para tal fin.
  2. Poner, en un recipiente grande, un tapón grande jabón líquido con un litro de agua fría. Después, debemos mezclarlo todo y, cuando empiece a hacer espuma, utilizar una esponja suave para frotar las manchas del colchón. Si no son muy persistentes, con esto debería bastar. Después, debemos dejar que se seque durante unas horas antes de darle otras pasada con la aspiradora.
  3. En caso de que las manchas sean de sangre, orina o vómito, lo más probable es que estén muy incrustadas. En ese caso, la mejor solución es rociar la mancha con vinagre blanco puro, dejar que actúe durante 10 minutos y, posteriormente, verter bicarbonato de sodio por encima. Cuando se seque, lo más seguro es que la mancha desaparezca.
  4. Una buena alternativa a la opción anterior, sobre todo si se trata de una mancha de sangre, es mojar una esponja en agua oxigenada y pasarla sobre la mancha. Es recomendable utilizar guantes en este caso.
  5. Esta última manera de limpiar el colchón está reservada a casos muy excepcionales en los que no hemos podido eliminar las manchas mediante cualquiera de las demás opciones. En concreto, se basa en frotar la cara por la que dormimos con jabón y agua caliente para, posteriormente, espolvorear una buena cantidad de bicarbonato de sodio y cubrirlo todo con plástico. Tras 24 horas, la suciedad habrá desaparecido por completo.

Tipos de colchones y cuál elegir

Conocer los diferentes tipos de colchones que existen nos ayuda a elegir cuál es el más adecuado para nosotros y cuál es el que nos puede garantizar un buen descanso:

Elege el colchón adecuado y descansarás mejor (Foto: Pixabay)
Elege el colchón adecuado y descansarás mejor (Foto: Pixabay)

  1. Colchones de muelles: también conocidos como colchones de muelle bonell. Son los tradicionales y destacan por ofrecer una excelente transpirabilidad. Por ello, son los colchones mejores para personas que sudan mucho mientras duermen. Actualmente, disponen de capas superiores de tejidos acolchados para incrementar la sensación de confort. Esta es la opción ideal también para quienes buscan un colchón barato.
  2. Colchones de muelles ensacados o embolsados: se trata de una variante del colchón de muelles tradicional en la que la estructura de cada muelle se encuentra encapsulado de forma independiente mediante trozos de tela. Esto favorece una mayor independencia entre los lechos, motivo por el que se consideran los mejores colchones para descansar en pareja y en el caso de personas que se mueven mucho.
  3. Colchones viscoelásticos: el tipo de colchón recomendado para quienes duermen de lado o boca abajo ya que ofrecen una firmeza baja o media. El motivo es que la espuma viscoelástica, por sí sola, no tiene capacidad suficiente para soportar el peso de una persona sin deformarse en exceso, motivo por el que se suele acompañar de espuma HR. En cualquier caso, es un material que reduce los puntos de presión en la espalda y que apenas aporta sensación de calor al usuario. También se venden frecuentemente enrollados y envasados al vacío para facilitar su transporte. Al llegar a casa, el usuario solo tiene que sacar el que haya comprado del envoltorio, colocarlo sobre un somier y esperar 24 horas a que se infle por completo. También debemos decir que el precio de los colchones viscoelásticos suele ser bastante bajo y similar al de los colchones de muelles convencionales.
  4. Colchones de espuma HR: están construidos en base a un material conocido como espuma HR (High Resilience), memory foam o espuma de célula abierta. Al ser más resistente que la espuma viscoelástica, pueden crearse en base a ella colchones más firmes y adecuados para personas que duermen boca arriba y que tienen problemas en la columna vertebral.
  5. Colchones de látex: estos son los mejores colchones para personas con alergias. El látex es hipoalergénico y natural ya que se obtiene de la resina de un árbol tropical. Hay que prestar atención a este hecho ya que muchas marcas venden modelos con imitaciones sintéticas de este tejido. En cualquier caso, también son los mejores colchones para somieres articulados por su excelente flexibilidad y ofrecen una adaptación perfecta a la anatomía del usuario. Eso sí, su elevado peso hace que cueste bastante voltearlo.

Tipos de somieres y cuál elegir

Si queremos disfrutar de un descanso de calidad, no basta con mirar el catálogo de las mejores marcas de colchones del momento, elegir el modelo más caro y llevárnoslo a casa. Además, hay que tener en cuenta el somier sobre el que lo vamos a colocar ya que este elemento va a ejercer una fuerte influencia sobre nosotros mientras estamos tumbados.

Existen, fundamentalmente, dos tipos de somieres:

Somieres fijos

Son los más habituales dentro de los hogares por su carácter versátil y económico. Aquí podemos distinguir entre los siguientes tipos de somieres fijos:

Los canapés abatibles son ideales para casas con armarios pequeños (Foto: Wikipedia)
Los canapés abatibles son ideales para casas con armarios pequeños (Foto: Wikipedia)

  • Somier con patas: el somier más barato de todos. Disponen, por lo general, de 4 patas, aunque se les pueden añadir más si van a aguantar el peso de personas con problemas de obesidad. La base sobre la que se coloca el colchón está formada por láminas de madera o plástico cuya rigidez marcará el grado de firmeza que obtendremos al dormir. Estos somieres no son válidos para colchones de muelles ensacados.
  • Somier con base tapizada: también dispone de patas pero no de láminas. En su lugar hay una estructura de acero reforzado cubierta por una tapa de tejidos transpirables. Esto hace que proporcionen un mayor grado de firmeza y en ellos se puede utilizar cualquier tipo de colchón, salvo los de látex. El motivo es que ese material requiere de unas condiciones de transpirabilidad que los somieres tapizados no pueden proporcionar.
  • Canapés tapizados: se trata de una variante del tipo de somier anterior. Sin embargo, en lugar de patas, cuentan con una estructura que llega hasta el suelo. Hoy en día es posible encontrar modelos que aprovechan su base como espacio de almacenamiento. Se llaman canapés abatibles o canapés con cajones en función del sistema que emplean para facilitar que el usuario introduzca sábanas, colchas, edredones o cualquier otra cosa que desee en su interior. Tampoco son válidos para colchones de látex.

Somieres articulados

Hasta hace no mucho, los somieres articulados eran exclusivos de los centros hospitalarios y de las residencias de ancianos. De hecho, siguen siendo las camas recomendadas para personas enfermas o con problemas de movilidad. Sin embargo, cada vez son más las personas que las han incluido en su hogar para beneficiarse de la dosis extra de confort que proporcionan al dormir.

Los somieres articulados cuentan con segmentos que pueden ajustarse de forma independiente, de modo que el usuario puede adoptar la postura en la que se siente más cómodo fácilmente. De hecho, los modelos más exclusivos incluyen sistemas eléctricos y mandos de control remoto para automatizar este proceso. Los mejores colchones para este tipo de somieres son los de látex por su capacidad de adaptación y flexibilidad.

Dónde comprar un buen colchón

Tiendas de colchones hay muchas. De hecho, solo hace falta salir a la calle y dar un paseo para darnos cuenta. Sin duda, estos establecimientos nos brindan la posibilidad de probar el colchón que deseamos e, incluso, de tumbarnos en él y de sentir qué grado de confort ofrece.

Comprar un colchón puede ser una tarea tediosa. Muchas plataformas de venta envían los colchones para que los pruebes en casa

Sin embargo, aunque puede ayudarnos a la hora de tomar la decisión de compra adecuada, no hace falta entrar a una exposición de colchones propiamente dicha para comprar uno. Hay muchas alternativas:

Amazon

¿Comprar un colchón en Amazon? Probablemente, muchos de nuestros lectores ni siquiera hayan barajado esta posibilidad. Sin embargo, es una de las más interesantes del momento.

En primer lugar, Amazon cuenta con una gran variedad de colchones de todos los tipos. En su web es posible encontrar desde colchones de látex hasta de muelles ensacados, viscoelásticos o de muelles tradicionales. Además, se trata, en su mayoría, de modelos de marcas de prestigio en el sector de la colchonería.

Además, Amazon brinda multitud de opciones a la hora de elegir el mejor colchón para cada usuario. La mayoría de sus modelos se pueden adquirir con medidas 150x190, 180x190, etc. También cuenta con una política de envío y devolución excelente. Gracias a ello, podremos disfrutar de nuestro colchón de matrimonio o individual en pocos días y, si no estamos conformes con él, devolverlo sin ningún problema y sin necesidad de alegar motivo alguno.

Ikea

Esta es una excelente alternativa a la hora de comprar colchones baratos y con buena relación calidad-precio. Esta cadena de tiendas sueca vende cientos de modelos propios y de marcas colaboradoras tanto a través de su web como de sus establecimientos físicos. Además, permite probarlos durante 365 días y ofrece hasta 5 años de garantía adicional. El único inconveniente es que debemos disponer de un medio de transporte para llevar el colchón a casa o abonar un suplemento para contratar una empresa de transporte.

El Corte Inglés

El Corte Inglés presume de contar, actualmente, con los mejores colchones para dormir del mercado. De hecho, comercializa los modelos de marcas tan conocidas como Flex, Pikolin o LoMónaco. Sus condiciones de envío, garantía, financiación y devolución también resultan muy ventajosas e, incluso, es posible encontrar interesantes ofertas en colchones viscoelásticos y de látex con asiduidad tanto en su tienda online como en sus grandes almacenes.

Gigante del Colchón

Una tienda online en la que encontrar colchones buenos a un precio excelente de las mejores marcas y de otras no tan conocidas. Ofrece sobre todos los modelos que comercializa hasta 30 noches de prueba. Además, su exposición de colchones online brinda multitud de información y sus condiciones de envío y devolución nada tienen que envidiar a las ofrecidas por los comercios anteriores.

Con todo lo aprendido, solo nos queda elegir el mejor colchón para nuestras necesidades y empezar a disfrutar del mejor descanso.

DeCompras

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios