Patricia Arquette tenía razón: a Hollywood no le gustan las mujeres
  1. Cultura
  2. Cine
un informe acusa a la industria de machismo

Patricia Arquette tenía razón: a Hollywood no le gustan las mujeres

Según el Centro de Estudios para la Mujer en el Cine y la Televisión de la Universidad de San Diego sólo el 12% de los papeles protagonistas son femeninos

Foto: Patricia Arquette durante su discurso, en el que denunció la desigualdad de la mujer. (Reuters)
Patricia Arquette durante su discurso, en el que denunció la desigualdad de la mujer. (Reuters)

Uno de los momentos que la gente recordará de los Oscar de este año fue el discurso de Patricia Arquette tras ganar el premio a la mejor actriz secundaria por Boyhood. La intérprete de 46 años tiró de discurso preparado y dedicó su estatuilla a todas las mujeres americanas: “Ya es hora de que tengamos los mismos salarios y los mismos derechos", dijo.

Su reivindicación, jaleada por Meryl Streep desde el patio de butacas, se convirtió en trending topic mundial. Una actriz en el acto más hollywoodiense de todos cantando las cuarenta a una industria que siempre ha sido acusada de discriminar a las mujeres.

En los últimos meses se han multiplicado las denuncias sobre el machismo del cine estadounidense. Uno de los motivos fue la filtración masiva de emails de los directivos de Sony, que desvelaban que la compañía pagaba menos a sus actrices que a sus actores: se supo, por ejemplo, que Jennifer Lawrence y Amy Adams cobraron el 7% del presupuesto de La gran estafa americana por participar en el filme, mientras que las estrellas masculinas del reparto (Christian Bale, Bradley Cooper y Jeremmy Renner) se llevaron un dos por ciento más: el 9%.

Un nuevo informe ratifica ahora lo que era un secreto a voces: a Hollywood no le gustan demasiado las mujeres. Ni detrás de las cámaras ni tampoco delante. En 2014, sólo el 12% de los papeles más importantes (de los 100 títulos más taquilleros del año) fueron para las actrices, según datos del Centro de Estudios para la Mujer en el Cine y la Televisión de la Universidad de San Diego.

Esta cifra supone un descenso del 3% respecto a 2013, y de 4 puntos respecto a 2002. Es decir, en 12 años la situación para de la mujer en los filmes de Hollywood ha empeorado. El curso pasado el 75% de los protagonistas fueron hombres, y un 13% para conjuntos de hombres y mujeres.

Los roles masculinos suelen asociarse a su labor profesional, mientras que los femeninos se vinculan a aspectos personales como si son casadas o solteras

La sensación de machismo se incrementa al analizar el trato que reciben los personajes masculinos y femeninos. Si los roles masculinos suelen asociarse a su labor profesional (un 61% frente al 34% de las mujeres), los femeninos se vinculan a aspectos de su vida personal, como ser madres, solteras o casadas (un 58% de mujeres por un 31% de hombres).

Para papeles importantes, pero no protagonistas, Hollywood reservó a las actrices el 29% de los filmes, mismo porcentaje que en 2013 y un 2% superior al de 2002. Estos personajes son definidos por el estudio como aquellos que aparecen en más de una escena y son importantes para el transcurso de la historia.

Blancas y jóvenes

El informe del Centro de Estudios para la Mujer en el Cine y la Televisión analiza también el perfil racial y de edad de todos los personajes femeninos, y aquí también se encuentran diferencias con los hombres.

La edad de la mayor parte de los papeles femeninos bascula entre los 20 años (un 23% de ellos) y los 30 (un 30%), mientras que la de los hombres se mueve entre los 30 años (27%) y los 40 (28%). El 53% de los papeles masculinos tiene más de 40 años (30% en caso de las mujeres). Según aumenta la edad, disminuye el número de papeles. Personajes con más cincuenta años: 18% para los hombres y sólo un 9% para las mujeres.

En cuanto al color de piel, el blanco por encima de todos: un 74% de papeles femeninos fue a las manos de mujeres blancas, frente al 11% de mujeres negras, el 4% de latinas y el 4% de asiáticas. Todas ellas bajan respecto a 2013, menos las asiáticas, que suben un punto respecto al año anterior en un claro guiño a la creciente importancia de la taquilla asiática en EEUU.

Países como Japón, Corea o China tienen cada vez más peso en las producciones, y los blockbusters empiezan a contratar a actores asiáticos para atraer a esa audiencia. Ese fue el caso de Transformers 4, que fichó a la actriz china Li Bingbing y consiguió hacer más dinero allí que en EEUU.

Dentro del escaso peso femenino entre las 100 películas más taquilleras del año, las mujeres tienden a defenderse entre ellas, ya que el porcentaje de protagonistas en filmes dirigidos por mujeres es mayor que cuando los que están al frente son hombres. En aquellas producciones con realizadoras o guionistas femeninas hay un 37% de mujeres con frase, un 33% de personajes de importancia y un 39% de protagonistas. Cuando son perfiles masculinos los que están al frente, estos porcentajes se reducen hasta un 28%, otro 28% y un ínfimo 4% reservado para las mujeres como protagonistas.

Machismo Hollywood
El redactor recomienda