Es noticia
Menú
Pinta, dibuja y colorea… el nuevo fenómeno editorial para adultos
  1. Cultura

Pinta, dibuja y colorea… el nuevo fenómeno editorial para adultos

¿Se acuerda de cuando coloreaba margaritas o unía líneas de puntos con formas de animales? No hace falta que mire hacia atrás porque los nuevos bestsellers son los libros de colorear para adultos

Foto: Los libros de colorear para adultos se han convertido en el nuevo fenómeno editorial (MTM)
Los libros de colorear para adultos se han convertido en el nuevo fenómeno editorial (MTM)

¿Se acuerda de cuando coloreaba margaritas o unía líneas de puntos con formas de animales? Lejano, ¿verdad? Pues no tanto porque el nuevo fenómeno editorial consiste precisamente en eso: en colorear.

Los libros de colorear para adultos están rompiendo récords en el mercado. Sólo hay que mirar las listas de ventas de Amazon para entender la magnitud de este fenómeno, que arrancó en 2012 en Francia y este año ha alcanzado su punto álgido en todo el mundo. En Reino Unido, cinco de los diez libros más vendidos son de colorear y en Estados Unidos ocupan el quinto puesto del ranking. En España, si bien es cierto que esta tendencia es más reciente, ya se cuelan entre los 20 libros más vendidos.

Nostalgia o relax son las dos variables que se manejan detrás de este éxito sin precedentes. Y, sobre todo, un nombre propio: Johanna Basford. Esta escocesa de 31 años ha convertido sus dos libros de colorear para adultos en auténticos bestsellers. Atención a las cifras: El jardín secreto, publicado en marzo de 2013, lleva ya 1,4 millones de copias vendidas y ha sido traducido a 14 idiomas. La segunda entrega, titulada El bosque encantado, lanzado en febrero de este año, ya supera los 226.000 ejemplares vendidos.

Tanto es el nivel de fama que ha alcanzado la ilustradora que responde a una petición de entrevista de este periódico disculpándose por un email “impersonal”. “Lamentablemente estoy recibiendo tantos mensajes cada día quese ha convertido en algo abrumador y, por desgracia, me es imposible responder individualmente”, explica. “El tercer libro nunca se terminará a menos que tome medidas drásticas como esta”, añade para remitirnos a las FAQs de su página web, donde, por cierto, deja claro ante (suponemos) las peticiones, que no hace tatuajes por encargo.

El secreto de estos libros, con dibujos florales y animales en blanco y negro que cada comprador debe colorear a su antojo, está en que son relajantes y creativos, asegura en sendas entrevistas internacionales. La clavedel éxito: centrarse en un nicho muy específico del mercado en el que había poca competencia. Una apuesta arriesgadaque la ha catapultado a la fama.

“Mis dibujos son muy intrincados y complejos. Me gusta esconder pequeñas curiosidades dentro de cada ilustración, ya sea una mariposa pícara, un pequeño escarabajo o un conejo blanco escurridizo, cosas que aparecen con el tiempo y añaden misterio y fantasía a la pieza”, agrega Basford, quien fue contactada por la editorial inglesa Laurence King tras ver sus dibujos en internet.

En España, MTM Editores es la encargada de comercializar sus dos libros. Aina Otero, su editora, explica a El Confidencialque ellos se especializaron en libros de mandalas en 2002. "Quisimos acercarnos a las escuelas de arte terapia y nos convencimos mucho de las propiedades terapéuticas de esta actividad" que fomentala concentración y la meditación. "Entre 2007 y 2008 empieza a funcionar muy bien y nos damos cuenta de que hay un público adulto que disfruta coloreando, ya no por una cuestión terapéutica sino por ocio, por divertimento y por el deleite de colorear. Ahí decidimos explorar otras vías y conocimos hace dos años El jardín secreto, un libro que encaja mucho en nuestra línea", cuenta.

"Este año ha llegado el boom total y ha funcionado muy bien el boca-oreja en todo el mundo. El público se ha enamorado de estos libros y ha sido bonito porque ha sucedido poco a poco. Se han convertido casi en objetos fetiche y en auténticos bestsellers a nivel internal y para nosotros", apunta. El éxito de estas obras, analiza Otero, se debe "a que la gente ha visto que es beneficioso para desestresarse y relajarse. También se habla de nostalgia por la infancia, pero creo que más bien está relacionado con el hecho de darse cuenta de que hay cosas, como esta que hacíamos en la infancia, que nos aportan paz pero también divertimento y un momento para uno mismo. Si funcionaba entonces, ¿por qué no va a ser igual de bueno de adultos?".

La editora añade dos variables más. Por un lado, el hecho de que estos libros son "bonitos" y "su detalle y minuciosidad te hace transitar por todo el libro" y que se convierta en un objeto diferente una vez coloreadoy, por otro, la desconexión digital que proporcionan. "Nos estamos agotando de tanta pantalla. Todo se mira por el iPad o el smartphone y volver al papel, a lo natural y al tacto pone en marcha muchos sentidos que nos aportan placer", agrega.

Más allá de jardines y bosques

Johanna Basford no es la única ilustradora que está arrasando con los libros de colorear para adultos. Richard Merritt con su Arte Terapia. Libro para colorear ocupa el séptimo puesto de los libros más vendidos de Amazon en Reino Unido;Animal Kingdom, de Millie Marotta, el cuarto, y The Mindfulness Colouring Book: Anti-stress art therapy for busy people, de Emma Farrarons, el octavo.

Michel O'Mara es otro de los pesos pesados de esta tendencia con 17 títulos, como The art therapy colouring book, The creative therapy colouring book o Beautiful Patternsen el mercado y cinco más previstos para este mes comoCalming Art Therapy o The Typography colouring book. Y más allá de motivos de flora, fauna o ciudades, Mel Elliott ha llevado el boom de colorear al pop y los famosos con su colección Colour me good, en la que invita a colorear a Benedict Cumberbatch, James Franco, Kate Moss, la ciudad de Londres o portadas de discos como Nevermind de Nirvana.

En España está tendencia también encuentra su hueco. Forges fue delos primeros dibujantes que publicó un libro de colorear para adultos: Coloreitor (Espasa). Plaza & Janés ha sacado al mercado desde finales del año pasado la colección Arte antiestrés con títulos como 100 jardines para colorear, 100 láminas para colorear o el más reciente Buenas noches. 100 láminas para colorear y dormir bien.

"Nuestra apuesta es buscar ilustradores locales y seguir haciendo proyectos desde aquí. En los últimos meses estamos recibiendo muchas propuestas con grandes trabajos", añade Otero sobre una línea de negocio cada vez más exitosas que quieren expandir aprovechandoel efecto Basford. MTM ha publicadoHerbarius. Pequeño herbolario para colorear, Miriam Sugranyes, y ha dado un pasó más en cuanto a formato con tres murales de gran tamaño (80x60) dedicados a Nueva York, también de Sugranyes; a Barcelona, de Berta Anaya; y a la literatura conLa librería encantada, donde se esconden personajes de cuentos y escritores como Kafka, Proust o García Márquez, de Natalia Zaratiegui.

"Creo que, por un lado, la gente ha redescubierto en el hecho de pintar una actividad placentera, distentida y relajante. Un momento de descanso y de ocio que, además, permite explorar la propia creatividad sin tener que enfrentarse a un papel en blanco. El dibujo presentado te invita a pintar sin miedo. Además, el hecho de dar color a formas exige cierta concentración y atención que pueden ayudar a desconectar del ajetreo diario", analiza Sugranyes sobre las causas del éxito de los libros de colorear, a las que suma el componente nostálgico.

Para ella, cuenta, dibujar y pintar es algo que también tiene ese efecto tranquilizador, aunque destaca especialmente el hecho de compartir su obra con otra persona. "El reto de proyectar el dibujo de manera que éste se complete con la aportación de otra persona, que pueda ser termina de una forma inesperada para mí, me obliga a simplificar mucho la forma. Hablamos de dibujos que, aunque podrían funcionar por sí solos, deberían admitir la participación del otro", explica. Por eso, concluye,"lo interesante de los libros para colorear, cuando se trata de trabajos de autor, es invitar al interlocutor a compartir un lenguaje personal. De alguno modo, el ilustrador, con la línea, abre la conversación y la respuesta y el resto del diálogo queda abierto a cada persona".

¿Se acuerda de cuando coloreaba margaritas o unía líneas de puntos con formas de animales? Lejano, ¿verdad? Pues no tanto porque el nuevo fenómeno editorial consiste precisamente en eso: en colorear.

Libros
El redactor recomienda