Es noticia
Menú
10 trucos infalibles para prevenir y eliminar la humedad en tu casa
  1. Alma, Corazón, Vida
¡DI ADIÓS A LA CONDENSACIÓN!

10 trucos infalibles para prevenir y eliminar la humedad en tu casa

Además de utilizar productos para acabar con el moho y las humedades, es importante ventilar las habitaciones de la casa para erradicar los hongos y evitar los malos olores

Foto: 10 trucos infalibles para prevenir y eliminar la humedad en tu casa (Pixabay)
10 trucos infalibles para prevenir y eliminar la humedad en tu casa (Pixabay)

El exceso de humedad en una casa es un problema molesto e incómodo, pero también puede llegar a ser perjudicial para la salud, ya que provoca la aparición de moho y crea las condiciones necesarias para la proliferación de ácaros, de polvo y ese tan característico mal olor.

Junto a esto, se forman antiestéticas manchas en paredes, cercos de puertas y ventanas, y otros rincones de la casa que, con el paso del tiempo, pueden provocar alergias, dificultades en el sistema respiratorio o problemas dermatológicos, según ha quedado demostrado en diferentes estudios científicos. Además, la pintura pierde su tono original y las estructuras se deterioran de forma notable.

Foto: Ventajas de un sensor de humedad en casa (Arno Smit para Unsplash)

La condensación se produce cuando el cambio térmico del agua de vapor pasa a estado líquido debido al enfriamiento. Este problema suele estar generado por los materiales de construcción utilizados en tu casa, las condiciones climatológicas o la falta de ventilación y suele darse con mayor frecuencia a finales de otoño y durante el invierno.

Evita la humedad con estos 10 trucos

Por fortuna, existen métodos caseros que pueden ayudar a eliminarla, dar un mejor aspecto a los espacios afectados y evitar problemas mayores. A continuación, te ofrecemos 10 trucos y consejos para tener la humedad alejada de tu hogar ¡Toma nota!

  1. Utiliza materiales aislantes: el cristal de las ventanas no actúa como aislante, por lo que es una zona en la que se produce rápidamente la condensación en la vivienda. Suele ocurrir en ventanas sin rotura de puente térmico y en paredes mal aisladas, por eso se recomienda instalar ventanas de doble acristalamiento y utilizar buen material aislante en las paredes.
  2. Aplica pinturas transpirables: sobre todo en estancias como el baño y la cocina que suelen generar más agua de vapor. También puedes usarla en los cercos de las ventanas ya que de este modo podrás evitar la proliferación de estas humedades en caso de no tener rotura de puente térmico.
  3. Aplica plaste anticondensación: sirve como aislante térmico, por lo que evitará que el frío del exterior ingrese dentro del ambiente caldeado y produzca condensación.
  4. Ventila la casa a diario: es una acción que debes hacer todos los días para combatir la condensación. Ventilar las estancias de tu hogar a primera hora de la mañana es fundamental, incluso en invierno. También puedes ventilar después de cocinar, planchar o darte una ducha.
  5. Date duchas cortas: gran parte de la condensación se forma a la hora de usar el baño. Para evitarlo es mejor darse duchas más cortas y con agua más templada que no genere tanto vapor.
  6. Cierra puertas y abre ventanas: el vapor formado en el baño y la cocina surge cuando abrimos las puertas, por eso es importante cerrarlas y abrir sus respectivas ventanas para ventilar bien esas estancias.
  7. Evita secar la ropa dentro de casa: si la ropa está mojada dentro de un espacio cerrado es posible que aumenten los niveles de humedad por lo que, si la climatología lo permite, es recomendable abrir una puerta o ventana para eliminar la condensación.
  8. Usa cajas antihumedad: ponlas en las habitaciones en las que tienes el problema. Incorporan un desecante compuesto por sales granuladas que reducen hasta un 50% la humedad ambiental y pueden evitar la formación de malos olores.
  9. Usa deshumidificadores: estos aparatos son de gran utilidad para eliminar el exceso de humedad y mejorar la calidad del aire que circula por tu casa, evitando enfermedades respiratorias.
  10. Tapa los recipientes de la cocina: ahorrarás tiempo y energía y ayudarás a que no se multipliquen los problemas de humedad.

El exceso de humedad en una casa es un problema molesto e incómodo, pero también puede llegar a ser perjudicial para la salud, ya que provoca la aparición de moho y crea las condiciones necesarias para la proliferación de ácaros, de polvo y ese tan característico mal olor.

Hogares Trucos Estudio científico
El redactor recomienda