Un policía adopta a una niña que rescató por malos tratos
  1. Alma, Corazón, Vida
POR SI LA RECUPERARAN LOS PADRES

Un policía adopta a una niña que rescató por malos tratos

Un sargento de Arizona, en Estados Unidos, decide adoptar a una pequeña que había salvado por abusos

Foto: Después de cinco horas juntos sabía que quería que fuera su hija (Foto: Twitter)
Después de cinco horas juntos sabía que quería que fuera su hija (Foto: Twitter)

Brian Zach era sargento de Policía de Kingman, en el estado norteamericano de Arizona (ahora es teniente), cuando recibió una llamada de emergencia. Acudió a casa de Kaila, una pequeña de cuatro años, que había sufrido abusos y múltiples lesiones a manos de sus cuidadores.

Hasta que llegaron los detectives, Zach consoló y cuidó de la pequeña durante cinco horas. "Coloreamos, comimos bocadillos... me cogió de la mano y era una cosita preciosa", ha asegurado a Good Morning America. El vínculo entre los dos fue tal, que cuando el policía terminó su jornada y llegó a su casa le planteó a su mujer la adopción. La pareja ya tenía dos hijos propios.

Foto: Gilles Lellouche y Sandrine Kiberlain, en un fotograma de 'En buenas manos'. (Caramel)

Kaila fue al hospital para que le trataran las lesiones y se presentaron cargos contra sus padres. El servicio de protección infantil intentó encontrarle una nueva residencia, pero Zach y su mujer se ofrecieron a adoptarla.

Sin saber si la podrían perder

La niña llegó a su nuevo hogar tan solo "con una taza y una bolsa de ropa que no le quedaba bien", ha explicado el policía. Era muy tímida, pero al segundo día ya llamaba a su mujer "mamá". A él, no: "Yo era 'chico' durante una o dos semanas y luego cuando empezó a preescolar se enteró de quién era papá", ha asegurado.

"No hay que temer a la adopción. Vale la pena", ha asegurado el policía

"Vivíamos cada semana sin saber si iba a volver con sus padres biológicos, o cuánto tiempo íbamos a mantenerla", ha explicado Zach. "Nuestro objetivo era amar y cuidar a esta niña mientras eso sucediera".

El 18 de agosto, 30 meses después de que ella entrara en su vida, los Zach adoptaron oficialmente a Kaila en el Tribunal Superior del Condado de Mohave. El policía quiso animar a las familias que están considerando la adopción: "No hay que tener miedo del proceso porque vale la pena".

Estados Unidos (EEUU) Maltrato Adopciones Niños
El redactor recomienda