UN ANCIANO DE 94 AÑOS

Un hombre a punto de perder 6,5 millones en la lotería por un error de su nieta

Gracias a que decidió comprobar de nuevo un boleto que había mirado su nieta, este anciano de 94 años no ha desperdiciado su premio en la lotería

Foto: Un participante de una lotería rellena un boleto. (iStock)
Un participante de una lotería rellena un boleto. (iStock)

La suerte ha sonreído varias veces en los últimos días al protagonista de nuestro relato de hoy. William Bowker, un veterano de la Fuerza Aérea estadounidense, acaba de ganar 6,5 millones de dólares (5,8 millones de euros)… pero casi no consigue embolsarse el dinero. Y todo por culpa de su nieta.

Bowker, de 94 años, es un jugador habitual de loterías en los Estados Unidos. Su nieta, Katie, se encarga de ayudarle a comprobar si sus apuestas son acertadas y así lo hizo la pasada semana. Nada, no ha tocado nada.

“Ella pensó que era un boleto de Mega Million, y comenzó a marcar los números, que no coincidían con el boleto”, ha declarado Bowker. “Pero estaba en el juego equivocado. Yo tenía un boleto para el juego Megabucks de Oregon

El dinero, para la familia

A la mañana siguiente, según relata el ex miembro de la fuerza aérea, “pensé que debería comprobarlo otra vez antes de tirarlo. Me alegro de haberlo hecho. Mis números estaban justo ahí. No podía creer lo que veían mis ojos”.

Su nieta le ayudaba a comprobar los boletos, pero esta vez se equivocó... suerte que no tiró el boleto

Esa nueva comprobación pudo ser fruto de un presagio, ya que el propio Bowker ha reconocido que tuvo buenas vibraciones la noche que compró el billete en la Jacksons Food Store de Happy Valley, Oregon.

Lo primero que hizo Bowker, casado y padre de dos hijos, fue convocar una reunión familiar para discutir sobre cómo usar el dinero del premio de la lotería. Tras diversas consultas, optó por recibir el pago total en efectivo de 3,25 millones de dólares (tenía la opción de recibir pagos anuales), que tras impuestos se le quedan en 2,2 millones.

Oregon's Game Megabucks
Oregon's Game Megabucks

¿Y qué hará con el premio? Bowker se autodefine como un hombre corriente, vive en un tráiler con su esposa, Jean, y no tiene ninguna gana de moverse o comprarse una casa nueva. "Jean (su esposa) y yo somos tan felices como podemos ser", explicó Bowker.

Su vida no cambiará

Así que el dinero servirá principalmente para echar una mano a sus allegados. “Tengo lo que necesito y tengo 94 años, así que esto se ha convertido en una manera maravillosa de ayudar a mi familia”.

Bowker ha reconocido que su vida y la de su esposa seguirá siendo más o menos la misma que han tenido hasta el momento del premio de la lotería. Jean tiene demencia y él es su cuidador principal.

"Empezamos a salir juntos cuando ella tenía 15 años y yo 16, y todavía nos hacemos sonreír el uno al otro", dijo. “Ella está enferma, pero todavía se ríe y bromea. Ella es la mujer más dulce que conozco”.

Bowker jugaba esta lotería desde sus inicios, allá por 1985. Ahora, 34 años después, ha sido recompensado

Lo que sí se va a permitir es un pequeño capricho: estrenar coche. “Nada elegante. Camino con un bastón, así que quiero comprar un coche cómodo, que sea fácil entrar y salir", añadió Bowker, que confesó que sus hijos estaban intentando convencerle de que adquiriera un coche deportivo.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios