Se olvidaron de ella

Se duerme durante un vuelo y despierta atrapada e incomunicada en el avión

Una pasajera de Air Canada despertó varias horas después de que llegara su vuelo sola, a oscuras y encerrada en el avión: se habían olvidado de ella

Foto: Foto de archivo. (EFE)
Foto de archivo. (EFE)
Autor
Tiempo de lectura4 min

Tiffany Adams asegura que se quedó dormida menos de la mitad de su vuelo de una hora y media de duración...pero cuando despertó, alrededor de la medianoche y varias horas después de haber aterrizado, se encontraba sola en el avión, totalmente a oscuras y helada de frío.

Tiffany explica que al principio pensó que se trataba de un mal sueño, pero era totalmente real. Se habían olvidado de ella y la habían dejado encerrada en el avión después de que aterrizara el vuelo y desembarcara el resto de pasajeros.

En un mensaje de Facebook que ha compartido la compañía con la que viajaba, Air Canada, Adams ha detallado la experiencia claustrofóbica que vivió esa noche. De hecho, afirma sufrir ansiedad y haber tenido que controlar un ataque de pánico después de que su móvil se apagara, sin batería, mientras intentaba comunicarse con una amiga para explicarle su situación.

Entre tinieblas, recuerda que buscó un puerto USB en el que poder cargar su móvil, pero fue un intento sin éxito: la red eléctrica de la aeronave estaba apagada. Tampoco hubo suerte utilizando un walkie-talkie, por lo que tuvo que desechar comunicarse por radio para pedir ayuda.

En un momento de su relato, Adams también detalla que tuvo que ir al baño, toda una hazaña cuando no se ve nada a tu alrededor e "intentas mantener la calma" mientras tanto.

Tras una exploración exhaustiva buscando cómo salir de la cabina donde la habían dejado olvidada, Adams encontró una linterna en la cabina del piloto, con la que estuvo haciendo señales de socorro a través de las ventanas, con la esperanza de que alguien la viera.

Este hallazgo (la linterna) fue para Adams un impulso determinante para recuperar la esperanza: "Ahora que tenía luz, estaba decidida a desbloquear la puerta y salvarme", recuerda.

Gracias a la luz, fue capaz de encontrar las tres palancas de emergencia que desbloqueaban la puerta principal y salir al exterior, pero ahora se enfrentaba al último de los obstáculos: había una distancia de 12-15 metros entre la cabina del avión y el suelo.

"Salí por la puerta tratando de llamar la atención del personal de tierra. Podía ver las luces de Pearson, pero muy lejanas. Estaba donde los aviones se aparcan por la noche y no había nadie ahí cerca", relata.

Adams estaba demasiado cerca de conseguir abandonar el avión y empezó a pensar cómo salvar los 12 metros que la separaban del suelo: buscó cuerdas, pero solo encontró un cinturón de seguridad que era demasiado corto, por lo que volvió a retomar las señales de auxilio, intentando reflejar la luz de la lintera en el exterior del avión, porque pensó que así llamaría más la atención.

No está segura de cuánto tiempo pasó haciendo señales, pero recuerda que el conductor de un carrito de equipajes que, finalmente, advirtió sus señales de socorro desde el avión estacionado estaba en "estado de shock", preguntándose como pudo la tripulación abandonar a una pasajera en el avión y olvidarse de ella.

"Me pregunto lo mismo. Cuando el asiento retrocede una pulgada o la bandeja está desplegada, la tripulación lo nota, ¿como no se puede dar cuenta de que una persona se queda sentada en su sitio mientras todos se van a casa?", se cuestiona sorprendida la pasajera.

Tiffany descendió del avión usando la escalera que tenía el carro de equipajes y, una vez sana y salva, Air Canada le ofreció una limusina y un hotel, pero ella respondió que si estaban bromeando: "Todo lo que quiero es ir casa, tengo que trabajar en unas horas".

Air Canada se ha disculpado y ha asegurado que pondrán en marcha una investigación para saber qué es lo que ha fallado, ya que ellos cuentan con controles para evitar situaciones como esta, en la que que la gente se quede encerrada durante la noche tras el desembarco de un vuelo.

Aunque todo ha terminado bien, Tiffany asegura que no ha dormido mucho desde entonces y sufre desde ese día terrores nocturnos recurrentes, despertándose ansiosa y con miedo de encontrarse sola en algún lugar oscuro.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios