ÉXITO HISTÓRICO DE LA AGENCIA ESPACIAL EUROPEA

Philae monta en un cometa a la Humanidad

El ser humano da un importante paso en su lucha por conocer el origen del universo. El módulo Philae ya está anclado a la superficie del cometa especial 67P 'Chury'

Foto: Recreación del aterrizaje de la Philae (ESA)
Recreación del aterrizaje de la Philae (ESA)

20:25. Los responsables de la misión informan sobre el aterizaje de Philae: "Todo indica a que el módulo aterrizó y rebotó contra la superficie. No solo aterrizamos, sino que lo hicimos dos veces", comentan entre risas. Al parecer el dispositivo rebotó, volvió a caer en una zona cercana y se puso a girar sobre sí misma. "Ya dijimos que el aterrizaje sería muy complicado. ¡Es un cometa en movimiento!", concluyen. Los datos científicos no estarían en peligro de momento.

18:40. Parece que el aterrizaje no ha sido tan suave como parecía. El módulo Philae no ha podido lanzar sus arpones y se encuentra inestable en la superficie. Se trata de un problema potencial que podría desplazar la unidad y, quizá, complicar sus trabajos científicos. Con todo, ha enviado imágenes del descenso (foto inferior).

17:09. Hoy es un día para estar orgullosos de la ciencia espacial europea. Diez años de trabajo, otros tantos de planificación y una sola oportunidad para aterrizar el módulo. Impresionante, muchas gracias, señores.

17:02. ¡¡¡¡ROTUNDO ÉXITO!!!! EL MÓDULO PHILAE HA ATERRIZADO EN EL COMETA 'CHURY'. ¡EL HOMBRE HA CONQUISTADO UN COMETA ESPACIAL!

16:57. ¡Atención! Los resultados son inminentes.

16:36. Philae, si no ha aterrizado aún, está a punto de hacerlo. Sabremos qué ha pasado con él antes de las 17:00.

16:28. Permítanme recomendarles el directo que está llevando a cabo la ESA, que se puede ver en la parte superior de este artículo. Están empleando un formato semejante al de Eurovisión, con constantes conexiones con las distintas instalaciones dispersas por Europa. Pero lo más revolucionario, sin lugar a dudas, es que están dando voz a científicos de primer nivel.

16:01. Philae aterrizará sobre el cometa Chury durante los próximos 60 minutos. Entramos, de este modo, en una de las fases más críticas de la misión. La ESA calcula en un 70% sus posibilidades de éxito.

15:41. "Hoy es un gran día para la ciencia espacial, pero también es un gran día para la Humanidad". El autor de la cita es Klim Churyumov, uno de los descubridores del cometa. Está siguiendo la misión desde la sede de la ESA. Sus sensaciones deben ser indescriptibles.

15:25. ¡¡Philae envía la primera imagen de su desacoplamiento de la Rosetta!!

13:39. El momento del aterrizaje es clave. Si el módulo impacta con demasiada fuerza en el cometa, rebotará y se perderá pasa siempre en el espacio.

12:55. Hoy es, ante todo, un día de reivindicación para la agencia espacial europea. La ambiciosa misión está saliendo perfecta y la política de comunicación es de manual. Los internautas se entretienen con los tuits que se intercambian la sonda y el módulo. -"Eh, Philae, ¿cómo te sientes?" -"Guau, es como si flotase" - "¡Mándame postales!"

12:06. Philae se comunica con la Tierra. Son buenísimas noticias. El lander está en perfecto estado.

09:35. Buenos días, bienvenidos al directo de la misión Rosetta. El lanzamiento del módulo de aterrizaje se ha completado con éxito. Antes de las 17:00, Philae debería aterrizar en Chury. Hasta entonces nos mantendremos en tensión, dado que no habrá comunicación alguna entre la sonda y el módulo.

-----

El día de hoy podría escribirse con letras doradas en la historia de la exploración espacial. Si todo va bien, el módulo de aterrizaje Philae de la sonda Rosetta se acoplará al cometa 67P/Churyunov-Gerasimenko (apodado cariñosamente Chury), alcanzando el cénit de una misión que arrancó en 2004 con fondos europeos.

De momento, la sonda europea ha lanzado con éxito el módulo sobre el cometa a una distancia todavía de 22 kilómetros, informa la Agencia Espacial Europea (ESA) desde su centro de control de operaciones en la ciudad alemana de Darmstadt. Por su parte, el director de Vuelo de Rosetta, Andrea Acommazzo, explica que la maniobra de separación se ha producido con "éxito" y que Philae va de camino al cometa.

"Solo alcanzar el cometa y tener datos científicos e imágenes ya es un éxito", considera al respecto Miguel Pérez Ayúcar, líder del grupo de Operaciones Científicas del proyecto, dado que "se trata de un aterrizaje con mucha dificultad", con unas posibilidades de fracaso en torno al 30%. De conseguirse, sería la primera vez que el ser humano acceda a un cuerpo celeste de esta naturaleza.

1. ¿Por qué queremos estudiar un cometa?

Porque los científicos creen que encierran claves para comprender los orígenes del universo, una suerte de máquinas del tiempo que vagan por el espacio. "Los cometas son los bloques con los que se formó el Sistema Solar; se han mantenido así desde hace 4.600 millones de años", dice Pérez Ayúcar. Además, son sospechosos de haber traído a la Tierra los ingredientes necesarios para la creación de la vida, como los aminoácidos o el agua. Algunas simulaciones han demostrado que los aminoácidos no se destruyen con el calor generado por la colisión de un cometa, sino que esta energía se emplea para formar péptidos, moléculas formadas por varios aminoácidos similares a las proteínas.

De ahí que la sonda se llame Rosetta, en alusión a la piedra que nos permitió entender los jeroglíficos egipcios, y su módulo Philae, como la isla que hoy yace bajo la presa de Asuán, donde se encontró un obelisco imprescindible para el descifrado de la Rosetta. Como en el XVIII, lo que esperamos es encontrarnos una información que consiga que muchos otros datos sueltos encajen.

2. ¿Por qué 'Chury' y no otro?

El cometa 'Chury' (Osiris/ESA)
El cometa 'Chury' (Osiris/ESA)

Principalmente porque es un viejo conocido. Desde que en 1969 el astrofísico K. I. Churyumov delatase su presencia lo hemos estudiado a fondo, casi al nivel del popular Halley. De Chury sabemos que tiene una longitud máxima de 1,4 kilómetros, que está compuesta por dos cuerpos irregulares y que toma 6,6 años en dar una vuelta completa al Sol. También que acoge agua, monóxido y dióxido de carbono, amonio, metano y metanol. 

Además, ha influido en la elección de Chury el hecho de que mantenga una trayectoria orbital cercana a la elíptica, lo que facilita el aterrizaje de la Philae.

3. ¿Por qué la misión ha durado tanto tiempo?

No podemos sino descubrirnos ante el trabajo de previsión y cálculo que han realizado en la ESA, la agencia responsable del proyecto. El trayecto de la sonda Rosetta, compuesta por un orbitador y un aterrizador (Philae), se diseñó de tal manera que sus necesidades de combustible fueran mínimas, abasteciéndose en la medida de lo posible de energía solar.

De hecho, la sonda ha utilizado tres veces la gravedad de la Tierra -para ampliar su radio de órbita- y una la de Marte -para reducirlo- para llegar hasta el cometa. Para ahorrar energía la sonda ha hibernado durante 31 meses, hasta el 20 de enero de este mismo año, cuando se encontró en las condiciones ideales para ser despertada y regresar al trabajo.

El último encuentro con la Tierra se produjo en noviembre de 2009, cuando fue impulsada hacia Chury, con la que se encontrará en el espacio profundo. Puede experimentar con la trayectoria en la fantástica web que ha habilitado la ESA.

4. ¿Cómo será el proceso?

Si se cumple la hoja de ruta, la sonda Rosetta expulsará a la Philae exactamente a las 09:35 de la mañana. En los primeros cien metros tomará dos imágenes de la Rosetta a modo de despedida. Iniciará así un descenso hasta el cometa calculado en siete horas, ó 22,5 kilómetros, con lo que tomaría tierra entre las 15:55 y las 16:50. Las primeras imágenes llegarían a la Tierra 28 minutos después, justo el tiempo que toma la señal en atravesar los 400 millones de kilómetros que nos separan de Chury. Sólo habrá una oportunidad para conseguirlo.

Antes de las 17:30 Philae tiene que haber enviado datos desde la superficie. Si no, 1.300 millones de dólares y diez años de trabajo se habrán esfumado

La dificultad radica en que no sabemos cómo es el terreno en el que aterrizaremos. Si es más duro de lo que pensamos, la Philae podría rebotar y perderse en el espacio; si por contra es demasiado blando, el aterrizaje podría desestabilizar la estructura del módulo, impidiendo que se lleven a cabo algunos trabajos, como el taladrado de la superficie.

Lo que más se teme es que, por alguna contigencia tal como el impacto con una roca, los instrumentos de Philae no puedan comunicarse con Rosetta y, por ende, con la Tierra. Será un momento crítico que viviremos en la sobremesa: si no llegan los datos, se habrán esfumado 1.300 millones de dólares y una década de trabajo. Si Philae da señales de vida, el ser humano habrá dado un paso adelante en su Historia.

5. ¿Dónde aterrizará Philae?

La ubicación del punto de aterrizaje ha sido uno de los más encendidos objetos de debate. Finalmente se optó por un lugar bautizado como Agilkia debido a que estará más o menos iluminado y tiene una superficie poco accidentada. Philae se agarrará al suelo, compuesto por una capa a medio camino entre la nieve polvo y la ceniza, por medio de dos arpones, ya que la gravedad de Chury no es suficiente para mantenerla en superficie.

Philae es del tamaño de un lavavajillas, pero dispone de uno de los laboratorios más sofisticados que existen en su tamaño. Cuenta con analizadores de gas, cámaras panorámicas y sondas para analizar las ondas de radio del núcleo. A su servicio también dispone de otros diez complejos instrumentos científicos, entre los que se cuentan el telescopio ALICE, diseñado para captar la franja electromagnética ultravioleta, la cámara OSIRIS, y varios espectrómetros de masa para analizar el polvo y la atmósfera del cometa. La unidad tiene una autonomía de 60 horas; una vez transcurrido ese plazo, sus paneles solares tendrán que ocuparse de recargar la batería.

6. ¿Acaba hoy la misión de Rosetta?

No, pero en un símil con una carrera cicilista, hoy viviremos la etapa reina. Si bien es cierto que la misión Rosetta ya ha tenido éxito en su persecución al cometa, no lo es menos que los datos más valiosos se obtendrán sobre la superficie. Mas Philae tiene las horas contadas: en el mejor de los escenarios, la trayectoria de Chury, acercándose al Sol, la chamuscará antes de la primavera. Antes, el polvo podría cubrir sus paneles solares y dejarla inutilizada.

Después la Rosetta seguirá persiguiendo al cometa hasta 2015 ó 2016, cuando su órbita se aleje tanto del Sol que haga los paneles solares de la sonda inservibles. Por el camino, el próximo mes de agosto, Rosetta se encontrará a solo 100 kilómetros de Chury, momento en el que viviremos el otro gran episodio de esta apasionante misión en el espacio profundo.

Tecnología
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
37 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios