"lo único que quiero es que podamos olvidarnos de esto"

El caso de Mercedes Rohrer, la Tiziana Cantone argentina, y su vídeo porno viral

El encuentro sexual que mantuvo esta joven de 21 años con dos pilotos de carreras TC se difundió a través de las redes sociales. Ahora, su familia está destrozada

Foto: De izquierda a derecha: Mauro Giallombardo, Mercedes Rohrer y Juan de Benedictis (Redes sociales)
De izquierda a derecha: Mauro Giallombardo, Mercedes Rohrer y Juan de Benedictis (Redes sociales)

Tras el suicidio de la italiana Tiziana Cantone por la viralización de un vídeo de contenido sexual protagonizado por ella, un nuevo caso ha hecho saltar a la opinión pública sobre la necesidad de legislar en torno a este tipo de sucesos. Mercedes Rohrer, de 21 años, es una argentina cuyo nombre ha saltado a la actualidad mediática después de que mantuviera un encuentro íntimo con dos pilotos de TC –Turismo Carretera–: Mauro Giallombardo y Juan de Benedictis.

El pasado 23 de septiembre salió a la luz la grabación, cuyas imágenes han hecho un daño severo a la familia de la joven. “Mi hija está destruida. En Concordia –lugar de residencia de los Rohrer– todos vieron el vídeo. Le hicieron un daño enorme a mi familia”, asegura Óscar Rohrer, padre de Mercedes, a Big Bang News. “Dentro de las cuatro paredes se puede hacer cualquier cosa. Pero subir algo así a una red social y destruir a una familia y a una chica de 21 años no tiene perdón”, insiste el progenitor de la protagonista de las escenas.

“Maldito hdp. Serás bueno como deportista, pero como persona sos una rata, basura, dañaste a mi hija"

Nada más conocerse la difusión del vídeo de Mechy –como así llaman cariñosamente a la joven Mercedes–, el padre de la chica desató su furia con un comentario en Facebook contra uno de los pilotos: “Maldito hdp. Serás bueno como deportista, pero como persona sos una rata, basura, me dañaste a mi hija. Cobarde, hijo de re mil p… El día que tengas un hijo vas a saber lo que es el daño a un hijo. Basura, ya vas a venir a mi ciudad y te voy a buscar. Ya nos vamos a encontrar”, amenazó Óscar Rohrer. 

Óscar Rohrer, junto a su hija Mercedes (Facebook)
Óscar Rohrer, junto a su hija Mercedes (Facebook)

El impacto en el pueblo de Concordia ha sido tan grande que la madre de Mercedes, profesora en un colegio, ha tenido que abandonar su trabajo y recibir asistencia psicológica. “Nosotros nunca le hicimos daño a nadie”, asegura entre lágrimas a los medios argentinos recalcando su intención de que los abuelos de la joven no se enteren del caso. Mechy, por su parte, ha cerrado todos sus perfiles en redes sociales y ha dejado de asistir a la comparsa de Entre Ríos de la que formaba parte. 

A pesar de los intentos de la familia Rohrer para que el caso quede en el olvido, la facilidad de difusión de archivos a través de internet ha provocado que el vídeo haya llegado a medio mundo. “Lo único que quiero es que pase el tiempo y podamos olvidarnos de todo esto”, deseó el padre de la joven.

Mundo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios