Escapar de la hambruna 'vendiendo' a tu hija de 14 años

  • Pantalla completa
Escapar de la hambruna 'vendiendo' a tu hija de 14 años
La esperanza de una familia
1 de 11
Comparte la fotografía

La esperanza de una familia

 

Zeinab, de 14 años, sostiene a su sobrino en un campo para desplazados de áreas afectadas por la sequía, en Dollow, Somalia. (Reuters) 

La dote que Zeinab rechazó
2 de 11
Comparte la fotografía

La dote que Zeinab rechazó

 

 

Zeinab (segunda por la izquierda) posa junto a su familia en el campo para desplazados por la sequía en Dollow. Hace un año, un hombre mayor ofreció 1.000 dólares como dote, suficiente para llevar a toda la familia hasta Dollow, una ciudad en la frontera con Egipto donde las ONG ayudan a quienes huyen de la devastadora sequía. Zeinab rechazó a aquel hombre, aunque no por mucho tiempo. (Reuters)   

 

Prefiero que me coman los leones
3 de 11
Comparte la fotografía

"Prefiero que me coman los leones"

 

 

Zeinab posa para una fotografía junto a su refugio en el campo de desplazados de Dollow. "Preferiría haber muerto. Sería mejor correr hacia los arbustos y que me comieran los leones", cuenta la niña de ojos oscuros a la fotógrafa Zhora Bensemra. (Reuters)

La escuela se vacía
4 de 11
Comparte la fotografía

La escuela se vacía

 

 

Zeinab durante una clase de inglés en una escuela cercana al campo de desplazados de Dollow, en la frontera con Egipto. El profesor, Abdiweli Mohammed Hersi, cuenta que cientos de chicos han dejado de estudiar, deben trabajar para alimentar a sus familias. (Reuters)

Perder tu modo de vida
5 de 11
Comparte la fotografía

Perder tu modo de vida

 

Zeinab lava unos platos junto a su madre, Abdir Hussein, y sus sobrinos. Hace tiempo la familia tenía vacas, cabras y tres burros que alquilaban como animales de carga. La sequía acabó con su ganado y Zeinab se convirtió en su única esperanza de sobrevivir. (Reuters) 

No queremos casarla a la fuerza
6 de 11
Comparte la fotografía

"No queremos casarla a la fuerza"

 

 

Zeinab ayuda a su madre y a sus hermanas a construir un nuevo refugio. "No queremos obligarla a casarse", dice su madre con cansancio, mientras su hija, a su lado, mantiene una expresión imperturbable. (Reuters)

Zeinab a través del espejo
7 de 11
Comparte la fotografía

Zeinab a través del espejo

 

 

Zeinab se mira en un pequeño espejo mientras cepilla sus dientes con un palo de mascar dentro de su refugio en el campo de desplaados de Dollow. (Reuters)

Un dilema colectivo
8 de 11
Comparte la fotografía

Un dilema colectivo

 

 

Mujeres desplazadas por la sequía esperan su turno para recoger agua en el campo de desplazados de Dollow. El dilema al que se enfrenta la familia de Zeinab, relatado a Reuters por la adolescente y su madre, es habitual entre las familias somalíes tras dos años de sequía. Ya no quedan cultivos ni ganado. (Reuters)

La única salida
9 de 11
Comparte la fotografía

La única salida

 

 

Zeinab durante la construcción del nuevo refugio. La adolescente de 14 años se negó durante un mes a casarse por la fuerza. Se encerraba en sí misma o se escapaba de casa. Finalmente, viendo la abrumadora necesidad de su familia, la joven aceptó. (Reuters)

El 'milagro' de la libertad
10 de 11
Comparte la fotografía

El 'milagro' de la libertad

 

El pretendiente pagó la dote, la boda se celebró y el matrimonio se consumó. Zeinab huyó de su marido tres días después. Su profesor en la escuela del campo, Hersi, logró reunir el dinero suficiente para devolver la dote. A cambio, el marido aceptaba divorciarse en público. Ese dinero devolvió a Zeinab la libertad.  

Cuando los pozos de su aldea se secaron y el ganado murió como consecuencia de la terrible sequía que arrasa Somalia, a Abdir Husein solo le quedó una opción para salvar a su familia de la hambruna: la belleza de su hija Zeinab, de 14 años. Este padre se vio obligado a elegir entre la libertad de Zeinab o la vida del resto de sus vástagos. Después de que la joven aceptase casarse con un hombre mayor a cambio de 1.000 dólares, su historia, como por arte de magia, tuvo un final 'feliz'.

Mundo
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios