Société Générale da una de cal a Banco Popular. Una semana después de que la entidad haya presentado sus resultados correspondientes a los nueve primeros meses del año los analistas galos han emitido su veredicto: comprar. Un aumento de recomendación de dos escalones -tenían el valor en vender- basado en una mejora de las estimaciones sobre el negocio core que podría alcanzar un ROE (rentabilidad financiera) del 15-16% en un plazo de tres años.

"Eso es más de lo que hemos previsto para el resto de sus competidores debido a las diferencias que hay en el mix de negocio y porque el core puede que no tenga más riesgo inmobiliario", explican desde la firma, que ponen el ejemplo de Bankia, que puede alcanzar un ROE de entre el 9% y el 10%. Además, elevan las previsiones de beneficio por acción de Popular para 2013 de 0,086 euros a 0,10 euros, en 2014 de 0,22 euros a 0,28 euros y en 2015 de 0,40 euros a 0,48 euros.

De hecho, durante la presentación de resultados el 31 de octubre, Francisco Gómez, consejero delegado del banco, aseguró que su "intención es mantener el payout en el 50% del beneficio, aunque lo iremos ajustando en función del momento". También recordó que la recomendación del Banco de España de limitar el dividendo al 25% afecta sólo al pago en efectivo -no en acciones- y sólo al año 2013.

Con todo, el empujón de Société Générale sirivó para que este miércoles Popular haya sido uno de los mejores valores del Ibex 35. Sus acciones subieron más de un 2% hasta los 4,18 euros por acción. Eso después de acumular una subida superior al 75% desde los mínimos anuales que marcó el pasado mes de julio por debajo de los 2,5 euros.

Así mismo, la recomendación de la entidad gala llega después de las dudas que mantienen los analistas de otras firmas. Y es que a pesar de las recientes mejoras de precios objetivos, como es el caso de Standard & Poor´s o Natixis, el 51% del consenso del mercado todavía mantiene un consejo de vender el valor, frente al 25% que recomienda comprar y el 22% que apuesta por mantener.