Pilar Rubio acaba rota y llorando en su último reto en 'El hormiguero'
  1. Televisión
  2. Programas TV
superando su vértigo

Pilar Rubio acaba rota y llorando en su último reto en 'El hormiguero'

La colaboradora de Pablo Motos sigue superándose a través de show en Antena 3

Foto: Pilar Rubio en 'El hormiguero'. (Atresmedia Televisión)
Pilar Rubio en 'El hormiguero'. (Atresmedia Televisión)

"Me da miedo hacerlo y me da miedo explicarlo" es la forma en la que Pilar Rubio ha entrado en el plató de 'El hormiguero' para enfrentarse a su último reto este miércoles 7 de abril. En presencia de Raquel Sánchez Silva, que ha ido a presentar su nuevo libro y se ha confirmado como concursante de la segunda edición de 'El desafío', la colaboradora de Pablo Motos ha hecho que todos se trasladen al exterior del plató.

"Ya me pongo a temblar"

Allí ha contado que tenía que construir un puente de ocho metros de distancia con dos tablas por las que ir pasando sobre una estructura que se encontraría a 20 metros de altura, es decir, como si de un edificio de ocho platas se tratara. "¿Problemas? Mira, ya me pongo a temblar. Tengo mucho vértigo. Dije que sí, pero no lo pensé bien hasta que no me he subido", declaraba visiblemente tocada.

A las 22:54 horas, con medidas de seguridad por si algo salía mal, comenzaba la aventura televisiva de Pilar: la estructura se ponía en marcha y empezaba a coger altura. Ella confesaba estar muy nerviosa, informando del inevitable movimiento y el frío que tenía, pero se ponía manos a la obra sin demasiadas dudas.

Mientras Motos y Raquel comentaba sutilmente lo que estaban viendo, Rubio soltaba algunos gemidos y decía que ya no podía más, compartiendo con los espectadores que las tablas que tenía que ir moviendo le pesaban mucho. En la recta final no podía evitar ponerse a llorar, pero ha seguido con el reto hasta conseguirlo.

Al ir bajando, extasiada y entre aplausos y palabras de ánimo, comentaba que el vértigo es horrible y lo ha pasado muy mal. Ya en el suelo ha añadido que los miedos están para superarlos, que en el fondo ella disfruta con esto y que se había merecido una cervecita: "Hoy voy a dormir muy bien".

El redactor recomienda