Giuseppe di Bella, el bailarín de Edurne que renunció a ser consejero legal de Google
  1. Televisión
  2. Eurovisión
un italiano de sicilia que va con españa

Giuseppe di Bella, el bailarín de Edurne que renunció a ser consejero legal de Google

Es licenciado en Derecho y hace unas semanas se encontraba en el proceso final de selección de la firma tecnológica. Le ofrecieron acompañar a Edurne a Eurovisión y no se lo pensó dos veces, se fue a Viena

Foto: Edurne y Giuseppe di Bella (Gtres)
Edurne y Giuseppe di Bella (Gtres)

Hace unas semanas, Giuseppe di Bella bromeaba en la radio sobre si él acompañaría a Edurne en su actuación en Viena [directo de la gala]. Y lo hacía en una entrevista a Miriam Benedict, la coreógrafa que entonces no lo era, pero que al final lo acabó siendo. El destino quiso que dos semanas después de esa entrevista, el joven bailarín siciliano respondiera a la llamada de ella y se embarcara en esta aventura que ha vivido intensamente desde el principio, hasta tal punto que este licenciado en Derecho tuvo que dejar de lado la posibilidad de entrar como consejero legal en Google, pues en el mismo momento en que firmó el contrato para ir a Eurovisión, estaba en la última prueba final del proceso de selección.

Pero Di Bella es de los que siempre tienen un plan B, y hasta uno C: la experiencia eurovisiva le está activando las ganas por explorar nuevos caminos cercanos a la televisión. Pero su futuro más próximo, el de hoy, pasa por su plan A: ganar Eurovisión junto a Edurne. Al menos su familia está poniendo todos los medios: este sábado reunirá a todo el pueblo alrededor de una gran cena para motivar el televoto y hacerle ganador. Así se las gasta el italiano.

Pregunta: ¿Cuáles son tus sensaciones a unas horas de la final?

Respuesta: Estoy muy contento y con ganas de hacerlo. Tengo pena porque ya se acaba todo, pero estoy feliz. Tengo un buen sabor de boca con lo que es la actuación en sí, aunque reconozco que me deja muy intranquilo la realización. Estoy seguro de lo que puedo controlar yo, que es la actuación, pero no de lo que significa la realización técnica, porque al final dependes de alguien que no eres tú.

P: ¿Cómo ha mejorado todo desde el primer ensayo?

R: Desde el miércoles, se ha hecho quizá el 80%, pero quedan cositas por mejorar como el tema de las luces. Se ha pedido y hay margen para arreglos, así que estamos volcados completamente en ello. En realidad es una actuación compleja para una realización al uso: creo que en mi vida había visto tanto papel en tres minutos.

Giuseppe Di Bella (R. Julián)
Giuseppe Di Bella (R. Julián)

P: Y eso que para ti la televisión no es un medio ajeno...

R: Sí, pero en España se trabaja todo en tres días: nos dan la coreo, al día siguiente hay un paso general, pasas por realización, por cámara y ya se graba. De repente pienso que en España hay gente muy buena si comparamos con todo lo que te puedes encontrar fuera en una realización, y por eso las cosas salen tan bien. Pero Eurovisión es diferente. Además, en Amanecer son 3 minutos que están destapados segundo a segundo, está todo milimetrado. Hay que decir que la actuación no es sencilla de contenido, hay muchos cambios de paisajes, de atmósfera, de iluminación, de vestido y hay bailes; no es una actuación sencilla. Por mi lado si tuviera que arreglar algo, lo haría en la realización del baile por que en momentos de subidón lo veo muy estático, pero confío en que se nos pueda ver como queremos que se nos vea esta noche.

P: ¿Qué tienes que decir a lo que ha dicho Ruth Lorenzo sobre que quien lleva un bailarín es para tapar carencias?

R: Amanecer es una canción española, hablamos español y estamos en Eurovisión. Y, para empezar, tienes que contar algo para que la audiencia lo entienda. En este caso, el contenido de la canción requería una figura que representara algo. Con Ruth no hacía falta mucho: cantaba algunas estrofas en inglés, Dancing in the rain, solo necesitaba cantar y agua. Y era muy fácil de entender. Un bailarín, en vez de tapar, enriquece la puesta en escena. La nuestra además, es diferente, no es una coreo al uso. Simplemente es un toque, y lo que necesita es que la gente no se aburra y que en tres minutos sucedan cosas para que no se aburran, como ocurre con algunas baladas de este festival.

P: ¿Te gusta el puesto que os ha tocado, el 21?

R: Es un puesto muy bueno. Solo me da pena no poder disfrutar del show entero porque estaré en el backstage. Pero es un puesto bueno porque además vamos antes y después de dos canciones lentas que no tienen mucha escenografía y que están menos valoradas que España. También tenemos el 'factor Edurne': una chica guapísima, y a mí de hecho me reconocen como el bailarín que baila con la chica guapa. Así que está bien que te reconozcan y sepan quién eres para que te voten.

P: Quién diría que detrás de ese acento indefinible se esconde un siciliano que defiende ardientemente a España en el escenario...

R: Ojalá que gane España, pero si gana Italia tampoco va a estar tan mal. Pero vamos a ir a por ello, a ver si hay suerte y si Europa recibe Amanecer como se merece. Hay algún italiano que me mira de reojo cuando lucho tanto por España, pero llevo muchos años aquí y no sé cuando volveré a casa.

P: Y pensar que saliste de ella a hacer un Erasmus... Casi 8 años después tu familia te va a ver a través de televisión y representando a otro país. ¿Cómo está influyendo este acontecimiento en tu vida profesional?

R: Yo siempre dije que Eurovisión sería mi jubilación como bailarín, porque tengo la alternativa del Derecho. Pero esta experiencia me anima a probar otras cosas. Lo de actor lo veo poco porque siempre habrá un español que hable mejor que yo, y que no tenga acento como yo.

P: ¿Cómo equilibras ese mundo artístico con el de la ley?

R: Me he especializado en el mundo de la televisión porque tiene medios suficientes como para hacer cosas como hay que hacerlas. Además me pone trabajar bajo presión. Y lo de la ley, me especialicé en entretenimiento para quedarme en el mismo ámbito. Me gusta más lo creativo que lo jurídico, y si no puedo serlo en el ámbito coreográfico lo seré en un departamento de nuevos proyectos de un canal. De hecho, el proyecto de mi especialización está muy ligado: fue sobre plagios de formatos en TV.

P: ¿Cómo te imaginas tu amanecer del próximo domingo?

R: De mucho sueño por la fiesta poscelebración y ojalá sea con el premio en la maleta. Me lo imagino muy pronto también porque el avión sale a las 9 de la mañana. Esperemos que sea un buen amanecer.

Eurovision 2015 Edurne
El redactor recomienda