Inteligencia artificial para predecir (y evitar) infartos e ictus
  1. Tecnología
  2. Ciencia
MIDE EL FLUJO SANGUÍNEO

Inteligencia artificial para predecir (y evitar) infartos e ictus

Este estudio supone un paso de gigante en la detección de problemas en el flujo sanguíneo, con los que los médicos pueden establecer el tratamiento adecuado

placeholder Foto: Un hombre sufriendo un infarto (Foto: iStock)
Un hombre sufriendo un infarto (Foto: iStock)

Investigadores británicos han demostrado, por primera vez, que es posible medir de manera instantánea y precisa el flujo sanguíneo con inteligencia artificial y predecir el riesgo de sufrir un infarto, un ictus e, incluso, la muerte.

Según el estudio, llevado a cabo por investigadores del Colegio Universitario de Londres-UCL y el Barts Health NHS Trust (Reino Unido) que se publica en 'Circulation', estos datos se podrían usar para recomendar tratamientos que podrían mejorar el flujo sanguíneo del paciente y prevenir así estas enfermedades.

Foto:

Y es que las enfermedades cardíacas son la principal causa de muerte y dolencias en el mundo, siendo el flujo sanguíneo reducido uno de sus principales síntomas. Este, provocado por la obstrucción de las arterias, es a veces tratable, pero, hasta la fecha, necesita una serie de evaluaciones para medir el flujo sanguíneo de un paciente, muchas de ellas invasivas y con riesgo para el paciente.

Mejor que un médico

Una de las técnicas que se utilizan es la resonancia magnética cardiovascular (RMc), pero el problema es que las imágenes obtenidas han sido siempre increíblemente difíciles de analizar de una manera precisa, algo que dificulta ofrecer un pronóstico o recomendar un tratamiento.

Este estudio supone un paso de gigante en la detección de problemas en el flujo sanguíneo. Para ello, los científicos usaron las imágenes de resonancia magnética cardiovascular de más de 1.000 pacientes y utilizaron una nueva técnica automatizada de inteligencia artificial para analizar las mismas. De esta forma, lograron cuantificar de manera precisa e instantánea el flujo sanguíneo que se dirigía al corazón y entregar las mediciones a los equipos médicos para que trataran a los pacientes.

"El poder predictivo y la fiabilidad de la inteligencia artificial han sido impresionantes y fáciles de implementar"

Al comparar los resultados del flujo sanguíneo "averiguado" por la inteligencia artificial con los datos clínicos de cada paciente, el equipo de investigadores descubrió que los pacientes con flujo sanguíneo reducido eran más propensos a sufrir ataques cardíacos, ictus, insuficiencias cardíacas e, incluso, la muerte. Con ello, según los científicos, se demuestra que la técnica de inteligencia artificial, por primera vez, fue capaz de predecir qué pacientes podrían morir o sufrir dolencias cardiacas mejor de lo que un médico podría por sí solo con técnicas tradicionales.

"La inteligencia artificial se está yendo hacia el mundo real de la atención médica, llevando a cabo algunas tareas mejor de lo que los médicos podrían hacer solos. Hemos tratado de medir el flujo sanguíneo manualmente antes, pero es tedioso y lento, llevando a los médicos lejos de donde más se necesitan, que es con sus pacientes", señala a Neuroscience News James Moon, uno de los autores. "El poder predictivo y la fiabilidad de la IA han sido impresionantes y fáciles de implementar", añade Kristopher Knott, otro de los autores.

Inteligencia Artificial Enfermedades cardiovasculares Corazón Infartos
El redactor recomienda