Es noticia
Menú
Elon Musk confirma el despido del 50% de Twitter mientras los anunciantes huyen
  1. Tecnología
HA CERRADO LA SEDE HORAS ANTES

Elon Musk confirma el despido del 50% de Twitter mientras los anunciantes huyen

Los empleados ya han presentado una demanda contra el nuevo dueño, a la par que varias multinacionales han retirado sus campañas publicitarias. "Están intentando destruir la libertad de expresión", asegura el magnate.

Foto: La sede de Twitter. (EFE / EPA / John G. Mabanglo)
La sede de Twitter. (EFE / EPA / John G. Mabanglo)

Elon Musk ya se ha desecho de la mitad de la plantilla de Twitter. El hombre más rico del mundo ha despedido a cerca de 3.700 empleados de la red social, justo cuando cuando cumple una semana al frente de la compañía. Horas antes, había ordenado el cierre de la sede, cuyo acceso ha sido restringido para todos los que, hasta ese momento, eran sus empleados. Los trabajadores ya han presentado una demanda contra este proceso, que consideran que no ha cumplido en tiempo y forma. Al mismo tiempo, algunos de los anunciantes más importantes han parado sus campañas publicitarias en la plataforma. "Ha habido una caída masiva de ingresos", ha reconocido el magnate, acusándoles de "intentar destruir la libertad de expresión".

Foto: Ilustración: P. L. Learte
44.000 millones por una 'casa en ruinas': el futuro de Twitter con Elon Musk
Mario Escribano Manuel Ángel Méndez Laura Martín Rocío Márquez Pablo López Learte Fernando Anido Luis Rodríguez

La cifra de despidos ha sido comunicada oficialmente por Yoel Roeth, responsable de seguridad de la compañía, que ha explicado en un hilo (compartido por el propio Musk) lo que implica para su departamento. Este despido masivo se enmarca dentro del plan de Musk para ahorrar 1.000 millones de dólares al año, una cantidad muy similar a la que se estima que tiene que devolver anualmente a los bancos que le prestaron dinero para la compra de Twitter. Los recortes, eso sí, comenzaron el primer día, cuando el magnate decidió deshacerse del CEO, Parag Agrawal, así como los máximos responsables de los departamentos financieros y legal. Poco después, los directores de publicidad, marketing y recursos humanos anunciaron que dejaban la empresa. Además, cabe recordar que las acciones de Tesla, donde tiene invertida la mayor parte de su fortuna, han caído cerca de un 10% desde que se puso al frente de la red social y un 50% en lo que va de año.

"En un esfuerzo por situar a Twitter en el camino adecuado, pasaremos por el difícil proceso de reducir nuestra plantilla global el viernes", ha indicado la compañía en el correo en el que anticipaba el despido a todos los trabajadores y al que han tenido acceso varios medios, como Reuters y The Washington Post. En la misiva, que estaba firmada únicamente por Twitter, la compañía explica también cómo iba a ser el proceso de comunicación de los despidos. "A las 9am PST del viernes 4 de noviembre, todo el mundo recibirá un correo individual con el título: 'Tu papel en Twitter'. Por favor, revisa tu correo, incluyendo la carpeta de spam", explican antes de dar avisar de las dos formas de informar sobre el futuro de cada trabajador: "Si tu empleo no se ha visto afectado, recibirás la notificación a través del correo de Twitter. Si sí está afectado, te comentaremos los siguientes pasos en tu correo personal".

Antes de conocerse los despidos, algunos empleados han comentado que han sido bloqueados en los sistemas internos de la plataforma, incluyendo el propio correo corporativo. "Parece que estoy desempleado. Me acaban de desconectar remotamente de mi portátil del trabajo y me han eliminado de Slack", ha tuiteado Simon Balmain, uno de los community manager de Twitter. Los trabajadores que se han visto en esta situación ya se temen lo peor, por lo que muchos están utilizando el hashtag #LoveWhereYouWorked para despedirse de la compañía a través la propia red social.

La espantada de los anunciantes

Los primeros días de Musk al frente de Twitter también han estado marcados por la preocupación de los anunciantes, mucho de los cuales han decidido congelar sus inversiones en la red social hasta que no se aclaren los planes del magnate. El penúltimo caso ha sido el del grupo Volkswagen, que este viernes ha recomendado que suspendan sus campañas a todas sus marcas, entre las que se incluyen Audi –la primera en acatar–, Bugatti, Ducati, Lamborghini, Porsche, Seat o Škoda, entre otras.

Antes, ya habían hecho lo propio General Motos o el conglomerado alimenticio General Mills, que engloba firmas como Old El Paso o Häagen-Dazs. De hecho, cuando apenas habían pasado 24 horas desde el cambio de dueño, una de las grandes agencias publicitarias, GroupM, aseguró que muchos de sus clientes le han dado la orden de retirar todas las campañas de la red social si Donald Trump volvía a tuitear.

Foto: Ilustración muestra el logo de Twitter y e rostro de Elon Musk. (Reuters/Dado Ruvic)

Es algo que entraba en los planes del multimillonario, que lo primero que hizo tras comprar la empresa fue dirigir una carta a las empresas que se publicitan en Twitter para tratar de calmarlas. "Esto no se puede convertir en un infierno sin límites, donde todo se dice sin consecuencias", explicaba entonces. El mensaje, eso sí, no ha valido de mucho.

"Twitter ha tenido una caída masiva de ingresos, debido a que están presionando a los anunciantes, a pesar de que nada ha cambiado con la moderación de contenidos y de que hicimos todo lo posible para apaciguar a los activistas", ha dicho Musk, que ha reconocido que "es un gran estropicio". Como el resto de novedades de la red social, lo ha comunicado a través de un tuit, en el que también les acusaba de estar "intentando destruir la libertad de expresión en Estados Unidos". Eso sí, lo ha hecho minutos antes de confirmar la magnitud del despido colectivo.

La demanda de los empleados

De forma preventiva, los empleados presentaron este jueves una demanda colectiva contra Twitter por haber llevado a cabo los despidos masivos sin avisar con la antelación estipulada. En ella, denuncian que incumple tanto las leyes federales como la de California, que requiere una antelación de 60 días. Además, también piden que no se permita que la empresa firme acuerdos con los despedidos en los que renuncien a participar en procesos judiciales, algo habitual en las compañías de Musk, como Tesla o Space X.

"Presentamos esta demanda para asegurarnos de que los empleados son conscientes de que no deben renunciar a sus derechos y de que tienen una vía para hacerlos valer", ha explicado Shannon Liss-Riordan, la abogada a cargo de la demanda, a Bloomberg. "Ahora veremos si va a seguir haciendo caso omiso de las leyes de este país que protegen a los empleados (...) Parece que está repitiendo el mismo libro de jugadas de lo que hizo en Tesla".

Ante esta situación, los trabajadores de Twitter en Reino Unido han preferido prevenir y se han empezado a afiliar a sindicatos. En la organización Prospect Union, enfocada al sector tecnológico, aseguran que numerosos empleados de la firma se han unido a sus filas. "Twitter está tratando terriblemente a su gente. Apoyamos a nuestros compañeros en Twitter y trabajaremos con ellos para defenderlos tanto a ellos como a sus medios de subsistencia", ha explicado Mike Clancy, su secretario general.

Elon Musk ya se ha desecho de la mitad de la plantilla de Twitter. El hombre más rico del mundo ha despedido a cerca de 3.700 empleados de la red social, justo cuando cuando cumple una semana al frente de la compañía. Horas antes, había ordenado el cierre de la sede, cuyo acceso ha sido restringido para todos los que, hasta ese momento, eran sus empleados. Los trabajadores ya han presentado una demanda contra este proceso, que consideran que no ha cumplido en tiempo y forma. Al mismo tiempo, algunos de los anunciantes más importantes han parado sus campañas publicitarias en la plataforma. "Ha habido una caída masiva de ingresos", ha reconocido el magnate, acusándoles de "intentar destruir la libertad de expresión".

Internet
El redactor recomienda