El prepago resucita: las mejores tarifas y cómo evitar sustos en el móvil a final de mes
  1. Tecnología
UNA FORMA DE CONTROLAR MEJOR EL CONSUMO

El prepago resucita: las mejores tarifas y cómo evitar sustos en el móvil a final de mes

Hay personas que no quieren o no necesitan un móvil de contrato como pueden ser unos padres que quieran el primer móvil para sus hijos. Aquí van unos consejos a la hora de escoger una

Foto: Un móvil en manos de un menor puede ser un riesgo, en muchos sentidos (Pixabay).
Un móvil en manos de un menor puede ser un riesgo, en muchos sentidos (Pixabay).

Una gran mayoría de usuarios tenemos claro si lo que necesitamos es contrato o prepago. Pero, ¿qué ocurre cuándo se tiene dudas? ¿Me merece la pena un número secundario de contrato cuando lo voy a utilizar tres o cuatro veces por semana? ¿Y para un menor? Las tarifas de pago previo es un clásico cuando se trata de dar el primer móvil a un adolescente, pero la elección es tan importante como la de escoger bien el smartphone que se le va a dar al menor. A continuación, os mostramos una pequeña guía para escoger la modalidad que más os convenga y además, hacerlo a un precio asequible.

Foto: La letra pequeña de los estudios de red más rápida es muy grande

El prepago por su funcionamiento permite controlar el gasto fácilmente: si no hay saldo, no hay nada que gastar. Ahora, si queremos olvidarnos de controlar las posibles fugas de saldo que se produzcan más allá de la tarifa tampoco podemos cargar saldo para varios meses de las tarifas, porque se puede agotar con otros conceptos. En algunos casos, los operadores permiten establecer recargas periódicas para evitar este problema y así el crédito disponible siempre será limitado.

A cambio de ese mayor control por tener que tirar del saldo, el prepago cuenta con otros inconvenientes. Además de eventuales momentos en los que por despiste (o por gastos no previstos) la línea se pueda quedar sin saldo para hacer llamadas no incluidas en la tarifa o para renovar la tarifa, en prepago es más habitual tener que pagar un extra si consumimos todos los datos incluidos. Eso sí, en cuanto a cantidad de datos y minutos incluidos, las tarifas de prepago ya tienen poco que envidiar a las de contrato.

placeholder La tarjeta SIM.
La tarjeta SIM.

Las mejores tarifas de prepago vs contrato

A la hora de buscar una tarifa prepago, muchos ponen el foco en los gigas, ante el cada vez menor uso de las llamadas tradicionales que hacen. E igualmente, si por lo que sea quieren llamar siempre pueden recurrir a las llamadas vía WhatsApp o cualquier otra aplicación, siempre que la cobertura acompañe. Esto choca igualmente con las tarifas de muchos operadores, que incluyen llamadas ilimitadas sí o sí. Por eso, la siguiente tabla muestra tarifas sin llamadas incluidas o con pocos minutos con tarifas con llamadas ilimitadas, que a pesar de incluirlas pueden ser interesantes.

Si lo que más vas a usar son los datos, contratar una tarifa con al menos 3 GB parece imprescindible, aunque incluso por 4 euros Simyo tiene una tarifa con 7 GB sin llamadas incluidas. Simyo es una buena opción en distintos escalones porque sus tarifas son las mismas en prepago y contrato, permite acumular hasta durante tres meses los datos no consumidos y además no cobra por el exceso de consumo de datos. Y aunque en la tabla recogemos algunas de sus combinaciones, es posible añadir bonos de llamadas por poco más.

Dar el salto a una tarifa con más de 10 GB no supone mucho si no queremos llamadas, por los 14 GB de Simyo por 6 euros. A partir de 7 euros al mes nos encontramos ya con tarifas que dan seguridad en el sentido de incluir llamadas ilimitadas (adiós sustos por posibles llamadas no incluidas), a la vez que tampoco nos cobran el exceso de datos. De ese modo se taponan las dos vías principales de facturas o gastos de saldo no esperados, los minutos o datos consumidos de más. Para contar con 50 GB ya es necesario pagar 14,90 euros al menos en Mobilfree, mientras que la seguridad absoluta de tener llamadas y datos ilimitados tiene un precio: 25 euros al mes, con Digi.

Integrar la línea en un pack con fibra puede ser una buena idea, consulta ofertas

Igualmente, estas son tarifas móviles individuales, pero si tenemos un pack de fibra y móvil contratado para casa puede ser conveniente integrar la línea en él, ya sea por la vía de contratar un pack con dos o más líneas incluidas o por la de las tarifas para líneas móviles adicionales. Cualquiera de las dos puede aportar ahorro y ventajas como la posibilidad de compartir una bolsa común de datos. Los operadores están encantados de que engordemos nuestros packs con más líneas, por lo que es cuestión de contactarles (porque muchas veces tienen ofertas que no son públicas) para conocer las condiciones que ofrecen.

A salvo de cualquier imprevisto

placeholder Foto: Pexels.
Foto: Pexels.

Elegir una buena tarifa que nos evite sustos en caso de que se pasen de llamadas o de consumo de datos, porque los SMS no los van a tocar para nada, es primordial, pero también lo es taponar todos los riesgos que rodean a tener una línea móvil y que pueden suponer grandes gastos. El primero de todo y probablemente el más conocido, es el de los servicios de suscripción. YouTube está plagado de anuncios que dirigen a páginas de estos servicios "trampa" y además la propia plataforma de videos permite que esos anuncios adquieran la apariencia de un video sugerido, por lo que en pocas pulsaciones puede caer la suscripción.

Con una llamada a tu operador puedes acabar con las principales vías de sustos

No todos los operadores dan acceso a estas suscripciones, se suelen limitar a los grandes, pero para evitar cualquier posible susto no está de más pedir a nuestro operador que desactive la opción suscribirse a servicios o de envío de SMS premium, que puede ser otra fuente de gasto importante.

No menos peligrosa es la opción de comprar aplicaciones, o sus tan temidas compras dentro de las aplicaciones, con cargo a la factura del operador que ofrecen algunos operadores. Este servicio no suele venir preactivado, pero por si acaso conviene comunicar al operador que no lo queremos o si es posible desactivarlo directamente en el área de usuario.

Y por supuesto, el clásico entre los clásicos de los sustos en factura, las llamadas a números de tarificación adicional. Los operadores también pueden bloquear las llamadas a 806 y similares, por lo que se trata de otra petición a realizarles. Bloqueados los servicios de suscripción, SMS premium, compras con cargo a facturas y llamadas caras, los peligros en forma de facturas abultadas deberían desaparecer, pero nunca está de más consultar periódicamente en el área de usuario o app del operador el consumo del mes en curso, para atajar cuanto antes cualquier problema.

Movistar Vodafone Orange Yoigo
El redactor recomienda