La broma te puede costar hasta 200 euros

¿Pensando en 'amagar' la portabilidad? El truco de las operadoras para evitarlo

Si vas a cambiar de operador de fijo y móvil, piénsatelo bien, porque no te lo van a poner nada fácil si te quieres echar atrás en medio del proceso

Foto: Foto: Reuters.
Foto: Reuters.

¿Has probado alguna vez a cambiar de operador de fijo y móvil, todo junto? Si has pasado por ese proceso, ya sabes lo entretenido que es: primero tienes que estudiar las distintas ofertas, comprobar la cobertura… Luego echas firmas y esperas tu turno para que venga el instalador de la fibra (o ADSL) y para que se porte la línea (o líneas) de móvil. Y no, que primero te instalen la fibra y luego se haga la portabilidad móvil no es casualidad.

Igual que, como te enseñamos en este otro artículo, hay trucos para conseguir sacar el máximo partido a tus llamadas para cambiar de operador, las propias compañías también tienen sus cartas para asegurarse a sus clientes y limitar los amagos. Una de ellas pasa de lleno por la unión del fijo y el móvil, aunque a primera vista no te des cuenta.

Poniendo coto a los amagos

Si pones en marcha una portabilidad de fijo y móvil, todos los operadores actúan de la misma manera: primero te hacen la instalación de la fibra y luego ya ponen en marcha la portabilidad del móvil, que lleva unos dos días, depende de si hay festivos o fines de semana de por medio. Hacer las cosas en ese orden puede tener un sentido, no pasar los móviles y que luego de repente, por lo que sea, no se pueda instalar la fibra, aunque se supone que los operadores se aseguran de que no va a haber problemas antes de que el técnico llegue. Pero hay algo más.

Estás en medio del proceso de cambio de una compañía y te llama con un ofertón irrechazable el operador que estás abandonando, ¿cómo interrumpes el cambio si ya tienes en casa el nuevo 'router'? Por poder, puedes hacerlo, pero lo primero que te dirá el operador al que te estás cambiando es que si cancelas la portabilidad, tendrás que pagar una penalización. Solamente Movistar y sus marcas no amenazan con el cobro de unos gastos de gestión, como lo llaman, que van desde los 150 hasta los casi 300 euros.

Foto: EFE.
Foto: EFE.

Esta práctica tan extendida, de momento, no ha sido objeto de sanciones, aunque en el pasado hay precedentes de sanciones a operadores por retrasar la puesta en marcha de portabilidades móviles. La CNMC sancionó en 2012 a varias marcas por retrasar deliberadamente el envío de solicitudes de portabilidades al sistema informático que se encarga de tramitarlas. La jugada consistía en no mandar las portabilidades hasta cerca de las ocho de la noche (hora límite para su tramitación) para dejar menos horas a los usuarios para cancelar las portabilidades.

El derecho a desistimiento

Si interrumpes una portabilidad de fijo y móvil o de solo fibra, casi todo operador te va a reclamar el pago de los supuestos costes en los que ha incurrido. Y no solo de boquilla, si no pagas la factura, empezarán a llegarte cartas de abogados dándote plazos cortos para pagar, y todo tipo de facilidades para que lo hagas, amenaza con meterte en ficheros de morosos mediante. Por eso, cancelar la portabilidad a medio camino no es la mejor opción para no acabar en el operador al que habías pensado cambiarte inicialmente.

Los derechos de los consumidores te asisten, y así como en la compra de cualquier producto tienes dos semanas para devolverlo y recuperar tu dinero, en el caso de las conexiones a internet, también tienes ese derecho. Si has contratado en tienda, tendrás que acudir a la tienda para pedir la cancelación del contrato, y si lo has hecho por internet, te asiste el derecho al desistimiento. Tienes 14 días naturales para arrepentirte, pero recuerda que no tienes que reclamar la cancelación de la portabilidad, sino que quieres ejercer tu derecho al desistimiento.

Recuerda que no tienes que reclamar la cancelación de la portabilidad, sino que quieres ejercer tu derecho al desistimiento

Ningún operador puede negarte este derecho sin penalización, por mucho que hubiese permanencias de por medio. Incluso si cogiste un móvil o cualquier otro aparato gratis o subvencionado, bastará con que lo devuelvas para librarte de sanciones. El derecho de desistimiento lo puedes ejercer por la misma vía de contratación, aunque en la web de cualquier operador puedes encontrar el proceso paso a paso. Igualmente, te podrá llegar una factura por la parte proporcional de los días de servicio en funcionamiento que hayas tenido.

Si todavía no has recibido todos los aparatos a la hora de desistir, es mejor que rechaces cualquier paquete que te vayan a entregar, para ahorrarte el envío de vuelta. Ten muy en cuenta que van a mirar con lupa todo lo que devuelvas, por lo que si has recibido algo, no tires ninguna caja, cartón, plástico o pegatina, porque a la mínima te dirán que no estaba todo tal y como te lo mandaron y podrían intentar hacerte pagar el coste del equipo.

El amago, solo con el móvil

Si con la portabilidad lo que realmente buscas es que tu compañía actual te haga una oferta para no marcharte, lo que nunca deberías hacer es pedir la portabilidad tanto del fijo como del móvil. Con que pidas la portabilidad de la línea móvil principal del paquete, tu operador será consciente de que te quieres dar a la fuga. Si tienen una política de retención a base de descuentos u ofertas, como tienen al menos los cuatro grandes operadores, se pondrán en contacto contigo.

Foto: EFE.
Foto: EFE.

A día de hoy, sigue siendo muy rentable hacer un amago a Movistar, Vodafone, Orange y Yoigo, con descuentos que en casos puntuales pueden llegar incluso por encima del 50% durante uno o dos años. Si no logras la oferta que ibas buscando, puedes cancelar la portabilidad y volver a solicitar ya la portabilidad de todo el 'pack' si quieres cambiar de operador.

De todas maneras, aunque solo pidas la portabilidad del móvil, algunos operadores siguen buscando 'asustarte' para que no te vayas. Si recibes algún SMS del operador que abandonas con supuestas penalizaciones por permanencia cuando tú no tienes ninguna permanencia, puedes ignorarlo por completo. Es otra de esas técnicas que usan los operadores para intentar perder clientes, y que otro rival los gane.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios