"Es necesario dar un paso atrás"

Twitter prohibirá la propaganda política pagada, pero no antes de las generales

El cambio de política, que será aplicada a partir del 22 de noviembre, quedará plasmado en un documento que difundirán el próximo 15 de noviembre. Ésta contará con algunas excepciones

Foto: Twitter new york stock exchange
Twitter new york stock exchange

Twitter ha decidido este miércoles acabar con las campañas políticas pagadas en la plataforma. Así lo ha comunicado el CEO, Jack Dorsey, que ha anunciado que dejará de permitir los anuncios políticos de pago. Dorsey ha justificado esta decisión en los riesgos que pueden llegar a implicar: "Puede influir en el voto, que afecta a millones de vidas". "Hemos tomado la decisión de impedir todos los anuncios políticos en Twitter a nivel mundial. Creemos que el alcance de los mensajes políticos debería ser merecido y no comprado", ha explicado Dorsey, que ha desarrollado esta idea en varios mensajes en esta red social.

El cambio de política, que será aplicada a partir del 22 de noviembre, quedará plasmado en un documento que difundirán el próximo 15 de noviembre. Ésta contará con algunas excepciones tales como aquellos anuncios que busquen que los votantes se registren para votar, un tipo de campaña muy común en EEUU en aras de la participación en los comicios. Por lo tanto, y atendiendo a estas fechas, no tendrá ningún efecto en los comicios generales del 10-N.

El movimiento de la plataforma llega en un contexto en el que la sociedad y el propio poder político han puesto en el foco a entidades como Twitter o Facebook por cómo gestionan la privacidad de los usuarios y por el escaso control en la difusión de contenido político, en ocasiones falso. Estos anuncios y la difusión de este tipo de publicaciones buscan determinar la opinión pública de los votantes en todo el mundo. Estas críticas alcanzaron su máximo exponente en las elecciones presidenciales de EEUU de 2016, en las que Donald Trump resultó vencedor.

Dorsey ha argumentado que "pagar para el alcance el mensaje acaba con la decisión de los usuarios de seguir a una cuenta, de forma que fuerza un contenido político optimizado llegar a cierta gente". En este sentido, ha afirmado que "los anuncios políticos en internet presentan retos completamente novedosos para el discurso cívico: 'micro-targeting', información engañosa y los 'deep-fakes'. Todo a una velocidad cada vez más creciente, más sofisticación y una escala apabullante", ha incidido.

"Somos conscientes de que tan solo somos una pequeña parte de un ecosistema más grande de publicidad política. Algunos pueden considerar que estas acciones de hoy podrían favorecer a los políticos que se encuentran en su escaño, pero hemos sido testigos de muchos movimientos sociales que han alcanzado escalas masivos sin ningún anuncio político. Confío en que esto solo puede crecer", ha apuntado.

En este sentido, el CEO ha enfatizado en que no se trata de una cuestión de "libertad de expresión, se trata de pagar para amplificar". "Pagar para amplificar los discursos políticos tiene ramificaciones importantes para las que la infraestructura democrática de hoy podría no estar preparada para gestionar. "Es necesario dar un paso atrás para abordarlo", ha incidido.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios