Batalla campal en una playa de la Costa Brava tras un accidente con una pelota
  1. Sucesos
SE PRODUJO UNA AGRESIÓN

Batalla campal en una playa de la Costa Brava tras un accidente con una pelota

Los dueños de un restaurante se enzarzaron con unos bañistas llegando a las manos tras una desagradable discusión

Foto: El hijo de la dueña, con una camiseta azul, agredió con un casco de moto a uno de los jóvenes que discutían con su madre (Foto: Twitter)
El hijo de la dueña, con una camiseta azul, agredió con un casco de moto a uno de los jóvenes que discutían con su madre (Foto: Twitter)

La playa de Llafranc es una de las más frecuentadas de Palafrugell, en plena Costa Brava. A pesar de que apenas tiene 300 metros de longitud es frecuentada por muchos bañistas en verano y dispone de varios restaurantes a pie de playa. Un accidente en uno de ellos provocó una pelea multitudinaria en los últimos días.

Los hechos sucedieron el pasado viernes, cuando un grupo de jóvenes jugaba al voleibol y la pelota terminó, por accidente, en la mesa de un restaurante. A partir de ese momento, los hechos se sucedieron: algunos testigos aseguran que los jóvenes se encararon e insultaron a la dueña del restaurante, que les recriminó lo sucedido, pero la discusión fue subiendo de tono.

La mujer decidió abandonar su restaurante y bajar a la playa, que es el momento en el que algunos bañistas grabaron lo sucedido con sus teléfonos móviles. En el vídeo se ve cómo la propietaria del establecimiento, muy agitada, coge una piedra de la arena en el momento en el que va a hablar con los jóvenes que habían provocado el accidente.

Agresión con un casco

Las personas que había en la playa trataron en ese momento de calmar a la mujer, que suelta la piedra que llevaba pero sigue acercándose a los jóvenes que estaban jugando con la pelota. Ahí entra en escena el hijo de la dueña del restaurante, que aparece por detrás con un casco de moto negro en la mano, con el que agrede directamente a una de las personas que discutían con su madre.

placeholder Un cartel a la entrada de la playa indica de la prohibición de jugar con la pelota (Google Maps)
Un cartel a la entrada de la playa indica de la prohibición de jugar con la pelota (Google Maps)

El agresor deja caer después el casco y se retira, pero uno de los bañistas se va a por él y lo placa, tirándolo sobre la arena. Ahí se produce una trifulca en la que son los propios trabajadores del restaurante los que tienen que evitar que el hijo de la dueña sea linchado por otras personas, después de su propia agresión con el casco de moto.

Según Radio Capital, la policía se presentó en la playa tras recibir un aviso y tomó declaración a las partes, así como a los testigos. Tanto los dueños del restaurante como los jóvenes que provocaron el accidente se han cruzado denuncias mientras el único herido por la agresión con el caso de moto solo sufrió heridas leves.

Agresión Playa Restaurantes
El redactor recomienda