HA PROTAGONIZADO UNA PELÍCULA

El oscuro Iván Redondo de Boris Johnson: así es el nuevo asesor del primer ministro

Fue el cerebro de la campaña euroescéptica Vote Leave durante el histórico referéndum de 2016. Fue él quien ideó el eslogan “Recuperemos el control”. Por eso muchos en Reino Unido le odian

Foto: Fotograma de la película 'Brexit: The Uncivil War', cuyo protagonista principal es Dominic Cummings en la piel de Benedict Cumberbatch.
Fotograma de la película 'Brexit: The Uncivil War', cuyo protagonista principal es Dominic Cummings en la piel de Benedict Cumberbatch.

Cuando Boris Johnson entró en Downing Street este miércoles por primera vez convertido en primer ministro, entre tanto protocolo y traje con corbata, llamó la atención un tipo vestido de manera informal con una camiseta gris de manga corta que miraba desafiante a las cámaras. Unos le ven como un loco, excéntrico o egocéntrico, pero intelectualmente brillante. Otros consideran que está más que sobrevalorado: “No es el Mesías. Es solo un puto gilipollas”, dijo un político cercano a él según medios británicos.

Dominic Cummings, de 47 años, fue el cerebro de la campaña euroescéptica Vote Leave durante el histórico referéndum de 2016. Fue él quien ideó el eslogan “Recuperemos el control”. Fue él el responsable de que Johnson recorriera el país con un autobús rojo donde se decía que el Reino Unido destinaba a la UE 350 millones de libras a la semana que se podrían utilizar en su lugar para financiar el Sistema Nacional de Salud Pública. La cifra se demostró luego falsa. Según ha podido saber este diario, incluso euroescépticos convencidos rehusaron a donar dinero a la causa asegurando que el mensaje que se estaba ofreciendo no era el correcto.

Pero Cummings ganó. Al igual que lo hizo durante la campaña de finales de los 90 para convencer a los británicos de que se quedaran con su moneda, la libra, y no se unieran a la zona euro.

Por lo tanto, no hay que fijarse en el nombre de ningún nuevo ministro. Ni siquiera el nuevo responsable de la cartera del Brexit. La inequívoca señal de que Johnson está ahora dispuesto a cumplir su órdago y sacar al Reino Unido de la UE sin pacto es que ha nombrado a Cummings como su principal asesor. Tan sólo tendrá que responder ante el nuevo primer ministro. Se podrá mover por libre y elegir a su propio equipo.

El hecho de que en marzo fuera acusado de desacato al negarse a presentarse ante dos comités parlamentarios que investigan noticias falsas en Westminster no ha impedido ahora al nuevo jefe de Gobierno convertirle en su mano derecha.

Lengua afilada y sin escrúpulos

Si Iván Redondo ha mecido la cuna de Pedro Sánchez, Cummings mecerá ahora la de Johnson -el que siempre fue el candidato favorito de Donald Trump- con todo lo que eso supone. Tan sólo quedan 98 días para que termine la prórroga concedida por Bruselas y al excéntrico asesor sin escrúpulos y con lengua afilada no parece que se le ponga nada ni nadie por delante.

El pasado mes de enero, Channel 4 emitió una película: 'Brexit: The Uncivil War', donde contaba cómo esta figura tan peculiar organizó de la nada la campaña euroescéptica que consiguió la financiación del Gobierno y terminó logrando una victoria por la que nadie apostaba. Y lo cierto es que tras ver el retrato de Cummings, pensar ahora que es él quien mueve los hilos de Downing Street da hasta un poco de miedo.

Channel 4 emitió una película: 'Brexit: The Uncivil War', donde contaba cómo esta figura tan peculiar organizó de la nada la campaña euroescéptica

El asesor es hijo de un gerente de proyecto de una plataforma petrolera y una maestra para niños con necesidades especiales. Nació en Durham, en 1971 y estudió historia moderna en la Universidad de Oxford. Está casado con la periodista Mary Wakefield, del Spectator.

Después de tres años viviendo en Rusia -donde intentó establecer una aerolínea que conectara Samara con Viena- se convirtió en director de campaña de “Business for Sterling”, para impedir que el Reino Unido se uniera a la zona euro. Consiguió su propósito. Entonces tan sólo tenía 28 años.

Nunca se ha podido comprobar si es afiliado a algún partido político. Aunque fue elegido como director de estrategia para el entonces líder conservador, Iain Duncan Smith, en 2002. Entró en la oficina como un “joven modernizador y poderoso”, pero su estilo ofendió rápidamente a los tradicionalistas. A los ocho meses abandonaba el puesto acusando a Smith de incompetente.

Tras las elecciones generales de 2010, el entonces ministro de Educación, el euroescéptico Michael Gove, el mismo que dio una puñalada por la espalda a Johnson en las primarias de 2016, le nombró como su jefe de personal. Volvió locos a los funcionarios de Whitehall -donde se encuentran los ministerios-. En 2013, acabaron presentando una queja formal por su “cultura agresiva e intimidante”.

La verdad es que nunca ha tenido filtro a la hora de decir lo que piensa de la forma que le parece más conveniente. En su famoso blog ha descrito al ex primer ministro David Cameron como “una esfinge sin enigma”, y al ex ministro del Brexit, David Davis, como “un sapo perezoso y presumido como Narciso”.

En 2015, junto con el estratega político Matthew Elliott, fundó Vote Leave, que fue designada por la Comisión Electoral como la campaña oficial -con la financiación pública que eso conlleva- para defender la salida del Reino Unido de la UE para el histórico referéndum que se celebró al año siguiente.

Pero desde el triunfo del Brexit, sus tácticas han sido objeto de una serie de escándalos. El rotativo The Observer denunció que Vote Leave contrató a Cambridge Analytica, la polémica compañía detrás de la mayor filtración de datos personales de Facebook utilizados para apoyar la campaña presidencial de Donald Trump.

Por otra parte, en julio del año pasado, la Comisión Electoral anunció que Vote Leave había sido declarada culpable de violar la ley electoral por exceso de gastos. La Policía abrió una investigación al respecto.

Una juez británica llegó a ordenar que Johnson compareciera ante los tribunales acusado de haber mentido deliberadamente sobre el Brexit. Pero al caso se le dio finalmente carpetazo. Y ahora el excéntrico político está en Downing Street con Cummings como principal asesor.

Europa

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios