¿Vuelve el síndrome de La Habana? Un posible caso en la visita de Kamala Harris a Vietnam
  1. Mundo
retraso en la escala en singapur

¿Vuelve el síndrome de La Habana? Un posible caso en la visita de Kamala Harris a Vietnam

Se trata de un síndrome desconocido que provoca síntomas como mareos, pérdida de equilibrio o problemas auditivos. El primer caso tuvo lugar en Cuba en 2016

Foto: Kamala Harris en su visita a Vietnam (EFE)
Kamala Harris en su visita a Vietnam (EFE)

La escala de Kamala Harris de camino a Vietnam ha sido un poco más larga de lo esperado. "Esta noche, la delegación que viaja con la vicepresidenta de Estados Unidos se retrasó en su salida desde Singapur porque su oficina tuvo conocimiento de un posible incidente de salud anómalo reciente en Hanói, Vietnam", señaló entonces la portavoz de la Embajada estadounidense en la capital vietnamita, Rachael Chen, en un comunicado. "Tras una cuidadosa evacuación se tomó la decisión de continuar con el viaje de la vicepresidenta", añadió. Aunque mucha gente se temía lo peor, la portavoz principal de Harris, Symone Sanders, aseguró a los periodistas a bordo del Air Force Two que el retraso del avión no tenía "nada que ver" con la salud de la 'número dos' del Gobierno estadounidense, tal y como ha confirmado la cadena CNN.

Con más de tres horas de retraso, Harris salió de la base aérea de Paya Lebar en dirección a Vietnam, pero las dudas no se despejaron en aquel momento. La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, se encargó de asegurar que la vicepresidenta nunca "viajaría a ningún país sin la garantía de su seguridad en el terreno". "Nos tomamos muy en serio cualquier información que nos llega, como esta reciente, que se ha hecho pública", aseguró, insistiendo en que "no hay nada confirmado". Lo que hay detrás de las palabras de Psaki es un posible caso de 'síndrome de la Habana', una enfermedad misteriosa a la cual no se le ha atribuido causa conocida aún y que provoca síntomas como mareos, pérdida de equilibrio, molestias auditivas y otros efectos producidos por daños cerebrales débiles.

¿Qué es el 'síndrome de la Habana'?

Lo primero es explicar de dónde sale este síndrome. Su origen se remonta a los años 2016 y 2017, cuando se dieron numerosos casos en las Embajadas de Estados Unidos y Canadá en la capital cubana. Por aquel entonces las autoridades estadounidenses aseguraron que se trataba de un ataque premeditado de algún tipo, posiblemente de tipo "sónico": todo lo que se sabía entonces es que algunos diplomáticos aseguraban que la manifestación de síntoma llegaba después de un sonido penetrante que desaparecía de golpe, mientras que otros no habían escuchado nada. Siempre ocurría de noche, y especialmente en las residencias del personal diplomático, aunque también en algún hotel.

Muchos diplomáticos han experimentado los síntomas: mareos, pérdida de equilibrio....

Un año más tarde la teoría principal de la causa de este síndrome era una "neuroarma", que habría provocado un efecto de cavitación o bolsas de aire en los fluidos próximos al oído interno, cuyas burbujas viajarían rápidamente en el torrente sanguíneo cerebral provocando microderrames. Los efectos de todo esto coinciden con los observados, por aquel entonces, en las víctimas. No obstante, desde entonces se han ido dando más casos por el mundo. El pasado mes de julio el 'síndrome de La Habana' se trasladó a Viena: cerca de una veintena de diplomáticos, funcionarios del Gobierno y de la Inteligencia estadounidense denunciaron haber experimentado síntomas similares a los anteriormente descritos.

Un portavoz de la CIA aseguró entonces que el director de la agencia, William Burns, estaba "personalmente comprometido" con todo el personal afectado, con su atención y, sobre todo, con la determinación de la causa de estos incidentes a los que, inicialmente, llamó "ataques". Hace apenas unas semanas, otros dos funcionarios estadounidenses solicitaron tratamiento médico tras desarrollar algunos de estos síntomas, esta vez en Alemania. Ha habido más casos también en Rusia, en China, en muchas partes del planeta, aunque todavía no se ha confirmado ningún caso en Vietnam.

El caso que ha provocado el retraso del avión de Kamala Harris no tiene nada que ver con la presidenta. Según confirmó Psaki, los afectados no viajaban con ella, aunque tampoco dio datos de cuántas personas habían enfermado. Harris viaja a Vietnam después de haber pasado por Singapur para transmitir a los países del sudeste asiático su compromiso con la región, así como para fortalecer las relaciones con los socios de esta zona.

El redactor recomienda