Es noticia
Menú
Porsche Panamera, el coupé de 4 plazas
  1. Motor
INICIALMENTE TRES MOTORES CON HASTA 550 CV

Porsche Panamera, el coupé de 4 plazas

Una berlina de cuatro plazas con más de cinco metros de longitud pero que ofrece la misma agilidad en carreteras viradas que el legendario 911, algo que solo Porsche puede ofrecer

Porsche lanza al mercado el nuevo Panamera, una berlina de lujo con cuatro plazas, que aporta la máxima deportividad del mercado gracias a sus potentes motores y al toque que saben dar sus ingenieros a cualquier modelo firmado por la marca de Stuttgart (Alemania). Es un buen deportivo pero con cinco metros de longitud y con un precio de partida de casi 100.000 euros en la versión de 330 CV.

La marca alemana lanza ahora al mercado las primeras versiones de su nuevo Panamera, presentado en primicia mundial el pasado mes de septiembre en Berlín. Es un coche completamente nuevo que inicialmente ofrece tres versiones de motor, el 4S con un V6 biturbo de 440 caballos, el Turbo con un V8 biturbo que dispone de 550 CV, y un diesel que también emplea un espectacular motor biturbo de 420 caballos.

Cuando Porsche lanzó el Cayenne, su modelo todoterreno grande, muchos aficionados de la marca lo vieron como un paso atrás y lo mismo ocurrió con la llegada del Panamera, una berlina de cinco metros. Con el paso del tiempo se ha demostrado que el Panamera es un Porsche más, con un comportamiento muy deportivo, incluso radical en las versiones más potentes. La prueba la tienen en esta primera toma de contacto que hemos podido hacer con los tres nuevos Panamera en carreteras de la provincia de Alicante.

Es increíble pensar que en unas carreteras estrechas y muy viradas se pueda sacar el máximo partido a un coche como este, de cinco metros y con un peso de casi 2.000 kilos. Se mueve como si fuera un 911, pero ofreciendo más confort y más aplomo, algo que favorece su mayor distancia entre ejes. Y con todos los sistemas de chasis que incorpora podemos hacer un verdadero rallye con una berlina grande y lujosa como ésta.

El Panamera es un vehículo completamente nuevo. Es más largo, 5,05 metros frente a los 4,97 de su antecesor, y también tiene una estética muy distinta. El nuevo es mucho más parecido al legendario 911 que su antecesor. Es más, su ventanilla trasera guarda las mismas proporciones que las del 911 y casi parece que es un 911 alargado y más amplio.

Su interior es donde más se aprecian los cambios en el vehículo. Ya no tenemos el clásico cuadro de instrumentos de un Porsche con sus cinco relojes, sino que con la llegada de la era digital ahora solo hay un reloj grande, el cuentavueltas. Este elemento es el alma del cuadro de instrumentos, como no podría ser de otra forma en un coche para personas que disfrutan de la conducción deportiva.

El resto del cuadro son dos pantallas de 7 pulgadas situadas a ambos lados del taquímetro en las que el conductor puede programar lo que quiere tener a la vista en cada momento. Y se completa con una pantalla táctil de 12,3 pulgadas en la consola central. Tres pantallas con las que el conductor y su acompañante pueden gestionar todos los sistemas del vehículo de manera sencilla e intuitiva.

Otro elemento muy innovador, aunque ya estrenado en el actual 911, es el selector de modo de conducción. Este botón va situado en el lado derecho del volante como un apéndice de éste. Sirve para activar uno de los cuatro modos de conducción disponibles (Normal, Sport, Sport Plus o Individual). A estos 4 modos hay que añadir otro elemento clave en el nuevo Panamera, el Sport Response (Botón de Respuesta Deportiva), que está ubicado en el centro del mando selector. Al accionarlo se libera la máxima potencia disponible del Panamera durante un periodo de 20 segundos, lo que permite hacer un adelantamiento más comprometido u otra maniobra similar.

Otro cambio muy importante lo encontramos en la zona de la palanca de cambios y en toda la consola situada a su alrededor. Si antes había un número quizá excesivo de botones, donde cada botón tenía su función específica, ahora su número se ha reducido drásticamente, solo quedan unos pocos y la mayor parte de ellos son capacitivos, táctiles, como los de la pantalla de un Smartphone.

Este Panamera es un coche perfectamente conectado con el mundo exterior, y es el principio de una nueva era para Porsche. Para ello se ha creado una nueva unidad de negocio para la gestión de las aplicaciones. En un principio, al comprar el coche se adquiere un paquete con 19 aplicaciones, las más habituales, pensadas para facilitar la vida al conductor. Pero pronto esta división de Porsche comenzará a desarrollar aplicaciones específicas solo para los clientes de la marca alemana y sus diferentes modelos.

A nivel mecánico también hay muchos cambios. Uno de los más importantes es su nueva caja de cambios PDK, de doble embrague, pero en este caso con ocho marchas, en lugar de la de siete empleada en su antecesor. Una importante mejora que permite optimizar los desarrollos y lograr una mejor capacidad de aceleración.

Sobre todo aporta un nuevo chasis con una mayor rigidez torsional, lo que permite una mayor velocidad de paso por curva, pero sin renunciar al máximo confort de marcha, necesario en una berlina de cuatro plazas. Para conseguir la máxima deportividad, junto al máximo confort, incorpora el eje trasero direccional, la compensación activa del balanceo y una suspensión neumática con tres cámaras de aire.

En cuanto a sus motorizaciones, en un principio se lanzan al mercado tres variantes, que han sido completamente revisadas en busca de dos objetivos prioritarios, más potencia y prestaciones pero reduciendo al mismo tiempo el consumo y las emisiones. Para este lanzamiento se incorporan tres motores biturbo completamente nuevos. Todos ellos, incluido por primera vez el diesel, pueden ir equipados con el sistema de tracción permanente a las cuatro ruedas, junto al PDK de doble embrague y ocho marchas. El Panamera Turbo monta un propulsor V8 de gasolina con 550 caballos, mientras que el Panamera 4S lleva un V6 gasolina de 440 caballos. En cuanto al Panamera 4S Diesel se recurre a un V8 de 422 caballos, con un par máximo de 850 Nm.

Todos estos motores forman parte de una nueva familia que comparte la misma geometría, con los cilindros dispuestos en forma de V (de 6 o de 8 cilindros). Todos ellos llevan dos turbocompresores y en todos los casos éstos van situados en el centro del motor. Con ello se consigue un tamaño más compacto y un centro de gravedad más bajo para el conjunto del coche.

Todos los modelos de Porsche están pensados para circular por carreteras abiertas al tráfico, pero siempre ofrecen la posibilidad se rodar en un circuito. Con este Panamera se cumple perfectamente esta filosofía. Para ello ofrece sistemas muy innovadores que prácticamente no se ofrecen en el mundo de las berlinas, como es el caso de una suspensión neumática adaptativa, que emplea la nueva tecnología de tres cámaras de aire e incluye el PASM o control electrónico de amortiguadores.

También está disponible el mejorado chasis dinámico deportivo que incluye el reparto selectivo de par sobre cada rueda y la estabilización activa del balanceo, así como una nueva dirección electromecánica. El 4D Chassis Control integrado analiza y sincroniza todos los sistemas del chasis en tiempo real y optimiza el rendimiento en carretera del nuevo Panamera. Gracias al eje trasero direccional se consigue la máxima precisión de guiado en las condiciones más adversas.

Y por supuesto ofrece los últimos sistemas de ayuda a la conducción, como el asistente de visión nocturna, que utiliza una cámara de imagen térmica para detectar personas y animales. También se ofrecen opcionalmente los faros Matrix LED que ofrecen una visión espectacular y la máxima seguridad. Otro equipo innovador es el Porsche Innodrive, un sistema de conducción predictiva que nos avanza lo que tenemos delante en la carretera. En combinación con el control de crucero adaptativo permite reducir los consumos en el uso real diario. Con toda la información disponible decide cuándo acelerar, cuándo frenar, la marcha en la que se debe circular, cuándo navegar a vela para conseguir el mejor consumo, pero todo ello con la máxima seguridad.

Porsche ya ofrece en el mercado los Panamera 4S y 4S Diesel, además del Turbo. En abril la gama se ampliará con una versión de acceso con un motor V6, una variante híbrida enchufable con el motor V6 de 330 CV asociado con uno eléctrico de 136 CV y las carrocerías Executive que suponen un aumento de la longitud y de la distancia entre ejes de 15 centímetros.

Estos son los precios recomendados para el nuevo Panamera. De momento, solo están disponibles las variantes 4S, 4S Diesel y Turbo, mientras que las versiones Panamera de acceso, 4 E-Hybrid y las carrocerías Executive llegarán en abril:

Porsche Panamera, 330 CV, 99.674 euros

Porsche Panamera 4, 330 CV, 104.119 euros

Porsche Panamera 4 Executive, 330 CV, 114.710 euros

Porsche Panamera 4 E-Hybrid, 330 + 136 CV, 110.890 euros

Porsche Panamera 4 E-Hybrid Executive, 330 + 136 CV, 118.513 euros

Porsche Panamera 4 S, 440 CV, 126.085 euros

Porsche Panamera 4 S Executive, 440 CV, 141.252 euros

Porsche Panamera 4 S Diesel, 420 CV, 130.400 euros

Porsche Panamera Turbo, 550 CV, 176.519 euros

Porsche Panamera Turbo Executive, 550 CV, 191.859 euros.

Porsche lanza al mercado el nuevo Panamera, una berlina de lujo con cuatro plazas, que aporta la máxima deportividad del mercado gracias a sus potentes motores y al toque que saben dar sus ingenieros a cualquier modelo firmado por la marca de Stuttgart (Alemania). Es un buen deportivo pero con cinco metros de longitud y con un precio de partida de casi 100.000 euros en la versión de 330 CV.

Tecnología
El redactor recomienda