¿Demasiado optimismo? Entradas récord en fondos de bolsa los últimos 3 meses
  1. Mercados
FINECT

¿Demasiado optimismo? Entradas récord en fondos de bolsa los últimos 3 meses

¿Qué hacer ante esta situación? Los asesores financieros aconsejan aprovechar estos momentos de bonanza para revisar el nivel de riesgo en las carteras

placeholder Foto: Un trader en la bolsa de Nueva York. (Reuters)
Un trader en la bolsa de Nueva York. (Reuters)

Hace casi 3 meses, el 9 de noviembre de 2020, el mundo recibió por fin una bocanada de esperanza. Pfizer informó de una efectividad mucho mayor de la esperada en su vacuna contra el coronavirus y se desató el optimismo. También en las bolsas, que aquel lunes vivieron una de sus mejores sesiones de los últimos años. Pero no fue flor de un día, sino todo un cambio de tendencia.

Hasta entonces, y a pesar de la recuperación desde mínimos de abril, apenas había entrado dinero en renta variable. Y los flujos de dinero iban sólo a fondos indexados o ETFs. Pero a partir de las noticias sobre las vacunas el giro ha sido radical.

Según los datos de Bank of America y EFPR Global, en las últimas 12 semanas, los fondos de inversión de acciones han registrado unos flujos netos de dinero récord, con cerca de 272.000 millones de dólares. Y a un ritmo constante: en lo que va de 2021, las entradas netas en estos productos superan ya los 83.500 millones de euros (con datos a 27 de enero), con varias lecturas interesantes adicionales.

Foto: Foto: iStock

Por primera vez en mucho tiempo, está entrando dinero de forma sostenida en fondos de gestión activa, 25.000 millones de dólares en el año. Esto puede indicar que muchos inversores empiezan a ver factible un cambio de liderazgo en el mercado, pasar del dominio de las empresas que ahora mismo pesan más en los índices, como las grandes tecnológicas, a otras que lo han hecho peor en el pasado.

En la última semana, de hecho, incluso ha entrado más dinero a fondos tradicionales que a los de gestión pasiva, aunque desde el 1 de enero aún sumen una cantidad mayor los flujos que se canaliza a ETFs (58.000 millones de dólares en 2021).

Otro dato interesante de los últimos tres meses está en el auge de la inversión en pequeñas y medianas empresas, que ha sido el segundo mayor de la historia, al alcanzar los 28.000 millones de dólares; y también el fuerte incremento en fondos de emergentes, que sumando renta fija y renta variable ha recibido entradas netas de 90.000 millones de dólares, el tercer dato más alto en un periodo de 12 semanas nunca visto.

Tan sólo hay una excepción en esta fortaleza compradora… la renta variable europea. Los inversores globales siguen sin apostar por el continente, que en la última semana ha vuelto a ver leves salidas y en lo que llevamos de año apenas registra unas pobres entradas de 2.400 millones de euros, después de un 2020 de abandono. Pero en todos los demás activos considerados de riesgo, los ánimos están calientes.

Así lo refleja también el indicador de sentimiento de mercado que elaboran desde Bank of America en función de todos estos datos de flujo y sentimiento inversor. En la última sesión se ha ido a un nivel de 7,3 sobre 10, siendo a partir de 8 la zona en la que el modelo aconseja venta por exceso de optimismo entre los inversores. Prácticamente en los mismos niveles que hace un año, antes del batacazo provocado por la pandemia, y muy lejos de la oportunidad de compra que marcó tras las caídas en marzo de 2020.

placeholder .
.

Para los que vean estos datos con temor… La renta fija tampoco sería un lugar al que escapar, porque los flujos también siguen incesantes hacia este activo, cuyos fondos observan unas entradas de 61.000 millones de euros en lo que va de 2021. Pero, y esto es lo más impresionante, acumulan ya 41 de las últimas 42 semanas con suscripciones netas. Y eso, a pesar de que el volumen de dinero que ya cotiza con rendimientos negativos sigue creciendo.

¿Qué hacer ante esta situación? Los asesores financieros aconsejan aprovechar estos momentos de bonanza para revisar el nivel de riesgo en las carteras. Para que el inversor se plantee, en el caso de que llegue una fuerte corrección en los próximos meses o semanas, si estaría asumiendo el riesgo acorde con su perfil inversor.

Conoce tu perfil inversor:

Fondos de Inversión