LA DIVISA Y LA POSIBLE RECESIÓN LE CASTIGAN

BBVA se hunde casi un 6% en bolsa por Trump: el 50% de su beneficio es México

El BBVA es el valor más castigado por la victoria de Trump en EEUU, debido a su fuerte dependencia de México, que le perjudicará por la divisa y por la probable recesión

Foto: Francisco González, presidente de BBVA (EFE)
Francisco González, presidente de BBVA (EFE)

El mercado considera sin duda que el BBVA es la compañía cotizada española más perjudicada por la victoria de Donald Trump en las elecciones de Estados Unidos. El valor se ha desplomado al final del día un 5,7% (la mayor caída del EuroStoxx 50) y se queda en los 6,12 euros que había reconquistado con gran esfuerzo en octubre. Este castigo se explica porque el 50% de los beneficios del segundo banco español provienen de México, el país en el que centra sus iras el nuevo presidente norteamericano.

El potencial impacto negativo de México en las cuentas de BBVA viene por dos frentes: por el de la divisa, ya que el peso mexicano se hunde este miércoles más del 8% frente al dólar y al euro, lo que reducirá el beneficio procedente de ese país al consolidarlo en España; y por el de la más que probable ralentización económica que van a provocar las medidas proteccionistas anunciadas por Trump -empezando por la supresión del tratado de libre comercio- y el retorno masivo de emigrantes con el consiguiente aumento del paro. El banco asegura que tiene cubierto el grueso de los resultados de México de este año contra la caída de la divisa.

Pero la huida de los inversores del banco que preside Francisco González tiene motivaciones adicionales. Una de ellas es su exposición a Turquía, ya que el triunfo de Trump ha provocado un rechazo generalizado al riesgo geopolítico en todo el mundo, y el país otomano sigue en estado de excepción tras el golpe de Estado fallido de este verano, según explica Barclays.

Vender BBVA y comprar Santander

De hecho, varios bancos de inversión -entre ellos el británico y JP Morgan- proponen hoy a sus clientes un 'trade' consistente en vender BBVA y comprar Santander, ya que el banco que preside Ana Botín no tiene ese riesgo adicional y su dependencia de México es inferior al 10%; en cuanto a exposición a EEUU, en ambas entidades es inferior al 10%. Citi ha rebajado su recomendación a 'vender' con un precio objetivo de 5,5 euros y KBW lo valora en 6.

Respecto a las implicaciones de la victoria republicana para su negocio en ese país, Braclays señala que, en teoría, las políticas de Trump deben ser buenas para la banca: frenará los excesos de la Reserva Federal -es decir, los tipos subirán, lo que es positivo para los márgenes bancarios- y utilizará más la política fiscal que la monetaria para estimular la economía. No obstante, a corto plazo el sentimiento prevalece, de ahí que todo el sector registre caídas en la sesión: Santander se deja algo menos del 3%.

Mercados

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios