Descontrolado el brote en el 'geriátrico del coronavirus': la mitad están infectados
  1. España
  2. Madrid
CASI CINCUENTA CASOS EN EL CENTRO

Descontrolado el brote en el 'geriátrico del coronavirus': la mitad están infectados

La Comunidad de Madrid ha activado retenes en varias residencias para asistir este fin de semana a La Paz, que cuenta cerca de cincuenta infectados

Foto: Descontrolado el brote en el 'geriátrico del coronavirus': la mitad están infectados
Descontrolado el brote en el 'geriátrico del coronavirus': la mitad están infectados

La evolución del coronavirus en la residencia de ancianos La Paz, en Madrid, sigue fuera de control. En solo seis días, cuando se detectaron los primeros casos, los infectados han pasado de once a casi cincuenta. En este momento, según fuentes del centro, hay treinta ancianos y otros nueve trabajadores que han dado positivo en los test del virus.

Estos treinta casos, junto a los seis que han sido derivados al Gregorio Marañón y otros tres que han fallecido, suman casi cuarenta, más de la mitad de los setenta y seis residentes que figuraban en el último censo del centro, con fecha de 4 de marzo. Se trata de uno de los mayores focos de contagio de España que, lamentablemente, afecta a la población con mayor riesgo.

Entre los trabajadores la situación no es mucho mejor. Por el momento se ha detectado nueve casos, si bien hay otros profesionales que han sido enviados a casa de forma preventiva por sus médicos de cabecera. La Comunidad de Madrid respondió en primera instancia con una ronda de nuevas contrataciones, especialmente enfermeros, pero la situación se ha descontrolado y se ha visto obligada a varios retenes adicionales en distintas residencias de ancianos para este fin de semana.

Madrid ha creado retenes en al menos cuatro residencias para ayudar a La Paz

Este mensaje llegó ayer a los líderes sindicales de al menos cuatro residencias de ancianos de Madrid: "El director ha convocado en la mañana de hoy a los delegados de Salud Laboral y los miembros del Comité de Empresa de la Residencia XXX para informarnos, entre otras cosas, de lo siguiente: se tiene orden de la AMAS (Agencia Madrileña de Atención Social) que los directores de varias residencias en la cual se encuentra la nuestra, deben disponer de un retén de trabajadores este fin de semana con el fin de reforzar a la residencia La Paz, donde se han contabilizado casos de coronavirus", reza el comunicado. "Este retén se ha elaborado por sorteo. Las categorías afectadas son: Director, 1 DUE de cada turno, 2 TCAE de cada turno, 2 Auxiliares de Servicios y 1 Auxiliar de Control. Este retén de trabajadores se activaría en función de las necesidades de la residencia La Paz este fin de semana".

El mensaje ha generado incertidumbre entre los sanitarios: los de las residencias afectadas temen trabajar en un espacio en el que se han dado tantos contagios, mientras que los trabajadores de La Paz sospechan, por lo drástico de la movilización, que las autoridades sanitarias esperan más contagios entre la plantilla. Los últimos trabajadores positivos, explican desde el centro, se encuentran en tratamiento con ansiolíticos, ya que a los síntomas propios del coronavirus se unen los de la tensión acumulada durante los últimos días en la residencia.

El interior de la residencia, donde varias zonas están en aislamiento (A.P.)
El interior de la residencia, donde varias zonas están en aislamiento (A.P.)


Falta de información y medios

Los trabajadores de La Paz denuncian la ausencia de información y del material necesario para evitar contagios. "Sí, estamos tirando los residuos de los infectados al contenedor normal, en la calle, porque nadie nos ha explicado cómo tenemos que hacerlo", decía a este diario Marta, una empleada que prefiere mantener el anonimato. "No tenemos un cubo especial para arrojar la ropa de cama de los residentes en aislamiento, nos estamos deshaciendo de ello como siempre".

Javier, uno de sus compañeros, aportaba matices: "Hasta anteayer no teníamos indicaciones de ningún tipo para los residuos; ahora nos han dicho que sus residuos van en una bolsa amarilla y los de los demás, en la roja de siempre. Pero, por ejemplo, los pañales usados se desechan en el cubo normal". El coronavirus, en una superficie de plástico como la que se ve en la imagen inferior, es capaz de sobrevivir cinco días antes de encontrar un organismo donde multiplicarse.

Los trabajadores afirman que no se les ha informado sobre los nuevos protocolos

Conitúa Marta: "Esto es caótico. El lunes 2 de marzo ya sospechábamos que estaba el virus en la residencia, porque había muchos ancianos con los mismos síntomas, pero hasta el miércoles no se tomó ninguna medida. En ese momento, se nos informó de que podíamos utilizar tantas mascarillas y guantes como fueran necesarios, pero solo se nos facilitó una sola bata, porosa, para más inri, para toda la jornada. Con esa bata cuido a los pacientes en aislamiento y con la misma voy después a cuidar al resto de residentes, es una violación del protocolo de aislamiento de libro".

Finaliza la auxiliar: "Es cierto que han reforzado el personal sanitario de la residencia, pero el material es tan precario que no nos protege a ninguno. Solo así se comprende que empezásemos con una señora, la que falleció, y que ahora tengamos casi 30 casos detectados y los que quedan que aún desconocemos, porque no nos están haciendo los test al personal".

Coronavirus