Desguaces La Torre: El peor día de los enamorados del rey de la chatarra: le subastan la casa por 11 millones. Noticias de Madrid
luis miguel rodríguez tiene deudas con el fisco

El peor día de los enamorados del 'rey de la chatarra': le subastan la casa por 11 millones

Hacienda saca a la venta una vivienda de 5.000 metros cuadrados del dueño de Desguaces la Torre. Tiene tres años y medio para derribar el museo y los desguaces que levanta sin licencia

Foto: El empresario Luis Miguel Rodríguez cuando era pareja de Carmen Martínez-Bordiú. (Gtres)
El empresario Luis Miguel Rodríguez cuando era pareja de Carmen Martínez-Bordiú. (Gtres)

El empresario Luis Miguel Rodríguez García-Rivera, dueño de Desguaces la Torre y conocido en el sector como 'el rey de la chatarra', vivirá el próximo 14 de febrero uno de sus peores días de San Valentín. La Agencia Tributaria ha decidido sacar a subasta esa fecha la inmensa vivienda de 5.300 metros cuadrados que Rodríguez tienen junto a su mujer en el municipio madrileño de Torrejón de Velasco, el pueblo vecino donde ha levantado su imperio de desguaces, en Torrejón de la Calzada. El inmueble sale al mercado por un precio de partida de 10,9 millones de euros y servirá para ir condonando la importante deuda que el empresario mantiene con el fisco español: 15,5 millones de euros según el último listado de morosos de Hacienda.

No es su único quebradero de cabeza. El Ayuntamiento de Torrejón de la Calzada, del PP, bajo la supervisión de la Comunidad de Madrid, ha concedido un plazo inicial de tres años y medio para que el empresario derribe completamente las faraónicas obras que ha levantado en la localidad: un museo del automóvil y la ampliación de sus desguaces. El Gobierno regional ya ordenó al Consistorio que ejecutara la demolición de lo construido de una vez por todas tras llevar años dilatando los requerimientos de la Consejería de Medio Ambiente. Una dilación que ha provocado que el juzgado número 1 de Valdemoro investigue al regidor por prevaricación urbanística. La Fiscalía le acusa de permitir unos trabajos que no tienen licencia.

Los trabajos de ampliación de Desguaces la Torre.
Los trabajos de ampliación de Desguaces la Torre.

El inmueble que saldrá a subasta el 14 de febrero tiene una superficie de 5.375 metros cuadrados y está en pleno centro de Torrejón de Velasco. El titular es La Casa Grande Aceite de Oliva, una sociedad que Luis Miguel Rodríguez comparte al 50% con su exmujer, María Asunción Fernández López, y que también tiene más de 60 fincas en Toledo. Esta empresa, que lleva sin actualizar sus ejercicios fiscales desde 2008, tenía una deuda con Hacienda (a fecha de junio de 2017) de 1.925.835 euros. La casa subastada es una de las más grandes de la localidad. Tiene acceso por tres calles y tres zonas bien diferenciadas: el de vivienda, el de almazara con un volumen de tres alturas que alberga un molino viejo, y una edificación subterránea para locales de hostelería.

La Agencia Tributaria ya intentó subastar el pasado 20 de diciembre diez parcelas situadas en Torrejón de la Calzada que también habían sido embargadas al empresario. Los terrenos fueron tasados en 37 millones de euros, pero la puja pública tuvo que ser suspendida porque sobre ellos se ha construido (a medias) el museo del automóvil que es ilegal. El Ayuntamiento ha decidido dar un plazo inicial de tres años y medio para que Luis Miguel Rodríguez tire todo lo que ha construido irregularmente: seis meses para presentar el proyecto de demolición y otros 36 meses para "restaurar la legalidad urbanística". El empresario ha presentado alegaciones, ya que también debe asumir el coste de las obras de demolición.

El empresario, un habitual del papel rosa por la especial amistad que mantuvo con Carmen Martínez-Bordiú, nieta de Franco, podrá no obstante tomárselo con calma. Según el grupo municipal GLITC, en la oposición, que denunció al 'rey de la chatarra' por las obras y al alcalde por permitirlas (ambos están imputados) creen que este plazo de tres años y medio es excesivo. En las alegaciones que este partido ha presentado al Ayuntamiento y la Comunidad, el GLITC asegura que la ley de suelo de la Comunidad de Madrid solo concede un plazo de dos meses para restaurar la legalidad y que el regidor, Eusebio García, "ha dejado caducar dos procedimientos sancionadores, ha dejado caducar dos procedimientos de restitución de esa legalidad, no ha puesto ninguna multa y no ha precintado las obras".

De hecho, tuvo que ser la Dirección General de Urbanismo la que exigiera al Ayuntamiento que actuara en contra de las obras. El primer requerimiento de la Comunidad llegó al Consistorio de Torrejón de la Calzada el 16 de julio de 2014, ordenando al alcalde que paralizara las obras. No lo hizo y los trabajos continuaron. Tres años antes la oposición había denunciado el proyecto, lo que provocó la apertura de una investigación en los tribunales en julio de 2011. El último requerimiento del Ejecutivo autonómico llegó en febrero de 2017. Pero en mayo de ese año el regidor se sacó un nuevo as de la manga y acordó suspender el procedimiento sancionador abierto contra Desguaces "por prejudicialidad penal, al existir procedimientos abiertos en un juzgado de Valdemoro". A la Comunidad no le gustó la artimaña y exigió de nuevo al Ayuntamiento que paralizase las obras y empezara el expediente de demolición.

El estado, la semana pasada, de las obras de ampliación de los desguaces, que deben ser derribadas.
El estado, la semana pasada, de las obras de ampliación de los desguaces, que deben ser derribadas.

El Ayuntamiento se reunió el 30 de octubre y comenzó a tramitar "el procedimiento de disciplina urbanística de restablecimiento de la legalidad". El Gobierno local ya conoce que estas obras comprenderán el desmontaje de estructuras metálicas (las naves de ampliación del desguace) y la demolición de la cimentación de las mismas, la eliminación de la superficie urbanizada, viales y soleras de hormigón, y la demolición también del cerramiento perimetral de hormigón. Los números que maneja el Consistorio hablan de 120.000 metros cuadrados de hormigón en las calles, cuya retirada llevará al menos 700 días. La Comunidad le ha pedido a Torrejón de la Calzada que le comunique todas las resoluciones de este expediente.

Mientras tanto, el procedimiento judicial continúa y el juez ha llamado a declarar como testigos a inspectores de la Dirección General de Urbanismo y ha pedido al Seprona de la Guardia Civil que haga un informe sobre "el estado actual y evolución histórica desde 1998" de las obras investigadas. Rodríguez compró 650.000 metros cuadrados en el paraje Las Lagunas, donde ya tiene otros 240.000 metros, para intentar ampliar su negocio y levantar así el mayor desguace de Europa. Las obras están en suelo no urbanizable y protegido, por lo que no obtuvo licencia municipal para los trabajos. A pesar de ello, pudo remover terrenos, levantar varias estructuras de las naves y empezar a construir un edificio circular que iba a albergar un museo.

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios