El Ayuntamiento de Madrid estudia crear una tasa al turismo y otra a los cajeros
  1. España
  2. Madrid
nuevas tasas municipales

El Ayuntamiento de Madrid estudia crear una tasa al turismo y otra a los cajeros

El concejal de Economía, Carlos Sánchez, ha asegurado que tramitará la implantación de estas tasas en septiembre, mientras que el PP ha avanzado su posición en contra de las mismas

placeholder Foto: El Gobierno municipal ha anunciado que estudia la implantación de una tasa al turismo y de otra que grave la presencia de cajeros en la calle (EFE)
El Gobierno municipal ha anunciado que estudia la implantación de una tasa al turismo y de otra que grave la presencia de cajeros en la calle (EFE)

El concejal de Economía y Hacienda del Ayuntamiento de Madrid, Carlos Sánchez, ha anunciado este lunesque la corporación municipal estudia la implantación de una tasa al turismo y de otra que grave la presencia de cajeros en la calle.

Sánchez ha avanzado estas medidas en la Comisión de Economía municipal en la que ha comparecido por vez primera desde su llegada al cargo y en la que no ha precisado la cuantía exacta de estas nuevas tasas municipales.

El concejal de Ahora Madrid ha explicado que el Gobierno municipal tramitará la implantación de estas tasas en el próximo mes de septiembre, mientras que el PP ha avanzado durante la comisión su posición en contra de las mismas.

En cuanto a la deuda del Ayuntamiento de Madrid, Sánchez ha indicado que el Consistorio realizará una auditoría para conocer sus pormenores y entrar en el fondo.

Una vez finiquitada esta auditoría, ha concluido el concejal, se abrirá "un proceso de reflexión" y, a partir de ahí, el equipo de gobierno de Manuela Carmena tomaría una posición.

El turismo, clave en los nuevos gobiernos

La moratoria en la concesión de licencias turísticas en Barcelona y la posibilidad de implantar una tasa al turismo en el Ayuntamiento de Madrid y destión de un sector que supone casi el 11 % de la riqueza nacional y que también afecta a Canarias y Baleares, principales focos de atracción de visitantes.

Una medida similar a la que se pretende recuperar en Baleares, donde el Govern, formado por el PSOE y por Més, negocia ya con la patronal hotelera un cambio legal para cobrar a los turistas la denominada "ecotasa", que ya estuvo en vigor durante los gobiernos del socialista Francesc Antich.

El deseo del Govern balear es que ese impuesto se cobre en aeropuertos y puertos o incorporarlo a los precios de los billetes y los paquetes turísticos, pero ante las dificultades legales que acarrearía es posible que finalmente se aplique en los alojamientos turísticos.

La propuesta no gusta a los empresarios del sector, aunque ha despertado menos revuelo que la decisión de la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, de congelar un año la concesión de licencias de todo tipo de alojamientos turísticos en la ciudad para hacer un plan especial de un sector que supone el 12 % del PIB de la ciudad.

Colau pretende abrir un debate tranquilo sobre uno de los principales activos de la ciudad para lograr que sea sostenible y evitar desequilibrios, pero la moratoria, que afecta a una treintena de proyectos hoteleros en marcha, ha cosechado la crítica de los empresarios, de la oposición y del Gobierno central.

Rajoy pide "extrema prudencia"

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha pedido"prudencia extrema" con los impuestos al turismo que estudian algunos nuevos gobiernos locales y autonómicos y se ha mostrado contrario a las "tasas, ecotasas y algunas otras cosas" que se estudian en diferentes lugares de España.

El presidente del Gobierno ha advertido de que con el turismo hay que actuar de una forma "muy cuidadosa", pues supone el 11 % del PIB y más de dos millones de empleos, y ha opinado que hay medidas que no ayudan a gobernar mejor y sin embargo pueden perjudicar "a mucha gente sin querer".

Ha recordado Rajoy que una las "batallas" que él tuvo que dar ante la Unión Europea fue mantener el IVA de los hoteles y restaurantes en el tramo intermedio, en concreto en el 10 %, cuando hay otros países que lo tienen en el 23 %.

Por ello, aunque ha rechazado criticar medidas adoptadas por otros gobiernos, ha pedido "prudencia extrema" al respecto y se ha opuesto a tasas, ecotasas y "otras cosas" como la moratoria a las licencias turísticas aprobada por el Ayuntamiento de Barcelona.

Rajoy ha recalcado que el PP apuesta por impuestos bajos y, aunque el Gobierno tuvo que subirlos al encontrar una "situación absolutamente imposible", a final de legislatura la "inmensa mayoría" de los ciudadanos pagará menos IRPF y las empresas menos impuesto de sociedades que al comienzo de la misma.

Manuela Carmena Ahora Madrid