ha obtenido 14.000 votos más que xavier trias

Ada Colau plantea desobedecer leyes injustas y poner límites al turismo en Barcelona

Tras dar un paso al frente hacia la independencia de Cataluña, la futura alcaldesa está dispuesta a poner en marcha una consulta aunque sea ilegal y no quiere que Barcelona se convierta en Venecia

Foto: Ada Colau, de Barcelona en Comú, se dirige a sus simpatizantes tras convertirse en la primera mujer que ha ganado las elecciones municipales en Barcelona. (Efe)
Ada Colau, de Barcelona en Comú, se dirige a sus simpatizantes tras convertirse en la primera mujer que ha ganado las elecciones municipales en Barcelona. (Efe)

Con 14.000 votos más que el nacionalista Xavier Trias, Ada Colau se convertirá en los próximos días en la primera alcaldesa de Barcelona. Su llegada no solo no está exenta de polémica, sino que, además, viene con una batería de medidas económicas y sociales bajo el brazo con las que pretende cambiar de arriba abajo una ciudad en la que ya se notan las primeras embestidas del cambio.

“Si hay que desobedecer leyes que nos parezcan injustas, se desobedecerán”. Con esta afirmación, Colau se refiere a una futurible consulta para hablar sobre la independencia de Cataluña. “Lo irrenunciable ahora, cuando la ciudadanía pide un cambio, es que la última palabra la tengan los ciudadanos”, dice la que fuera activista antidesahucios en una entrevista publicada este lunes en El País. “Si queremos legitimar nuestras instituciones es inapelable que la gente pueda tener la palabra en grandes cuestiones”, continúa. "Estamos dispuestos a convocar una consulta porque tenemos un compromiso serio con el derecho a decidir". 

"No queremos ser Venecia"

A pesar de que la líder de Barcelona en Comú no es ni independentista y ni nacionalista, Colau asegura que en la consulta del pasado 9 de noviembre votó el doble sí porque entendía que "había una situación de bloqueo con el Estado" y que es "necesario un proceso constituyente" que no tiene que significar "romper con el Estado". Estas declaraciones llegan tres días después de que Colau diera un paso al frente hacia la independencia y mostrara su apoyo al proceso soberanista asegurando que es una aliada más ya que “el modelo de Estado está agotado”. 

Manifestación a favor de la independencia de Cataluña. (Efe)
Manifestación a favor de la independencia de Cataluña. (Efe)

Entre los muchos cambios que tiene preparados para Barcelona, Colau es consciente de que el turismo es uno de los pilares económicos de la ciudad. Por ello, propone un plan "pensando en los vecinos y vecinas" y hacer una "política preventiva antes de que se desmadre" en referencia a algunos barrios de Barcelona en los que el comportamiento y la calidad de los turistas deja mucho que desear. En este sentido, Ada Colau apunta a que es necesario poner límites a la carga de turismo porque "no queremos ser Venecia". "Podemos crecer más, pero no sé hasta dónde", insiste. 

Multará a los bancos que tengan pisos vacíos

Después de que su victoria en las urnas despertara inquietud en algunos sectores, una semana después los que estaban inquietos se han dado cuenta de Colau tendrá que pactar con ERC y PSC y no tendrá toda la libertad que le gustaría para llevar adelante sus planes. Tras asegurar que subvencionar con cuatro millones de euros a la Fórmula 1 "no es la prioridad" y que con esa dinero se podrían recuperar las 4.500 becas de comedor que se han quedado sin atender en los últimos meses, la exactivista intenta calmar a las grandes empresas, a las que advierte que ella no es ninguna amenaza.

Ada Colau, votando el 24-M. (Reuters)
Ada Colau, votando el 24-M. (Reuters)

"A mi no me gusta ni sentir miedo ni dar miedo. (...) Solo deben tener miedo los corruptos y los grandes especuladores que atentan contra el bien común", asegura insistiendo, una vez más, en que pondrá límites a las grandes empresas si no repartes riqueza, pagan salarios dignos y tiene horarios razonables y dará su apoyo a "autónomos, comercio y pymes", que representan casi el 95% de las empresas de la Ciudad Condal. 

Por último, Ada Colau afirma que el Ayuntamiento multará a los bancos que tengan pisos vacíos y no colaboren con la Mesa de la Vivienda y que aún no ha solicitado un encuentro con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. "Le pediré que priorice la inversión en Cercanías, agilizar las obras de La Sagrera y acceso ferroviario al puerto". 

Elecciones Municipales y Autonómicas
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
97 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios