REPARTIDAS A LAS CCAA

El Gobierno retira miles de mascarillas con defecto de un proveedor validado por China

La partida era del fabricante Garry Galaxy y contaba con las certificaciones y homologaciones de CE, según la comunicación de la directora de Farmacia a las autonomías

Foto: Las mascarillas de la marca Garry Galaxy.
Las mascarillas de la marca Garry Galaxy.

El Gobierno ha ordenado la retirada de un lote de miles de mascarillas adquiridas a uno de los fabricantes autorizados y homologados por las autoridades chinas. La directora general de Cartera Común de Servicios SNS y Farmacia, Patricia Lacruz Gimeno, remitió ayer jueves a las autoridades sanitarias autonómicas una carta de "importancia alta" advirtiendo de la existencia de una partida de la empresa Garry Galaxy que llegaron a España también ayer, adquiridas por el Instituto de Seguridad e Higiene en el Trabajo, y que no cumplía con las especificidades normativas.

Se trata de un paquete de mascarillas FFP2 con un envase de color verde. La consejera valenciana de Sanidad, Ana Barceló, reconoció este viernes que habían comenzado a repartirse entre las autonomías, que se ha ordenado la "retirada inmediata" y que se trata de un lote de unas 16.000 piezas, solo en el caso valenciano, que suele recibir en torno al 10% de cada cargamento que centrifuga el Ministerio de Sanidad por toda España. El material había sido distribuido a numerosos territorios y los departamentos de salud correspondientes han comenzado requisarlo. Así ha ocurrido en autonomías como la valenciana, Castilla-La Mancha, Aragón, Andalucía o La Rioja.

"Llegaron en una partida pequeñita, de unas 16.000 mascarillas, algunas se han repartido y otras están en nuestro almacén logístico. Las que se han repartido se ha pedido a todo el mundo, dada la comunicación de la agencia estatal, que se retiraran. Es una partida muy pequeñita", insistió.

Carta de las directora general de Farmacia que ordena la
Carta de las directora general de Farmacia que ordena la

Según la carta de la directora de Farmacia, a la que tuvo acceso El Confidencial, el fabricante del lote defectuoso "forma parte del listado de fabricantes autorizados por las autoridades chinas y todos los productos suministrados cuentan con el preceptivo marcado CE", indica. El cargamento incluía otra partida, esta con envase azul, que sí estaba conforme a las normas.

Según ha denunciado el sindicato CSIF en fuentes citadas por Europa Press, "se trata de unas mascarillas modelo N95 Garry Galaxy, en envase verde", que "no cumplen con ninguna clasificación indicada en la norma UNE-EN- 149:2001+A1:2010", detalla un informe emitido por el Ministerio de Trabajo y Economía Social. Por lo que aseguran que dichas mascarillas no son aptas para la protección frente a un posible contagio por COVID-19. "Así se desprende de sendos informes emitidos por el Ministerio de Trabajo y Economía Social y el Gobierno de Aragón", explican.

No es la primera vez que el Gobierno adquiere material defectuoso de proveedores chinos. En marzo, el Ministerio de Sanidad devolvió casi 60.000 test comprado a la empresa Bioeasy, si bien en este caso la Embajada de China informó de que el proveedor no estaba en la lista de empresas autorizadas por el Gobierno de Xi Jinping para exportar productos sanitarios.

Comunidad Valenciana

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
36 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios