La lista de Mas y la CUP 'tocan' la mayoría absoluta en escaños, lejos del 50% del voto
  1. España
  2. Cataluña
sólo obtienen un 44% según el cis

La lista de Mas y la CUP 'tocan' la mayoría absoluta en escaños, lejos del 50% del voto

El CIS augura una muy apretada campaña electoral: Junts pel Sí necesitará los escaños de la CUP para intentar tener la mitad más uno de los escaños, pero están muy lejos del 50% de los sufragios

La lista de Artur Mas y ERC, Junts pel Sí, necesitará de la CUP para intentar llegar a la mayoría absoluta de escaños el 27-S, pero aún así se quedan muy lejos de la mitad del porcentaje de votos: entre ambas sólo lograrían un 44% del mismo, según el CIS [aquí el barómetro en PDF]. En escaños, la encuesta concede 60-61 escaños a Junts pel Sí y 8 a la CUP, lo que supondría 68-69 escaños de los 135 de la Cámara. Es decir, ahora mismo la línea que separa el éxito del fracaso de Artur Mas en escaños —según su propia línea roja— pende de uno o dos escaños. La batalla de la mitad del porcentaje del voto hace tiempo que el 'president' la dio por perdida y la encuesta no viene si no a confirmarla.

En el otro lado del arco parlamentario que saldrá del 27-S, la segunda fuerza más votada será, según el CIS, Ciudadanos. La formación naranja de Albert Rivera e Inés Arrimadas obtendría 19 o 20 escaños y un 14,8% del voto; le sigue la marca blanca de Podemos e ICV, Cataluña Si que es Pot, que obtendría 18 o 19 escaños y un 13,9 por ciento; en cuarto lugar aparece el PSC de Miquel Iceta, que se quedaría con 16 o 17 escaños y un 12,2 por ciento del voto; y en quinto lugar, y sin notar aún el llamado 'efecto' Xavier García Albiol, el PP con 12 o 13 escaños y apenas un 9,4% de los votos.

Con estas proyecciones, los partidos opuestos al actual proceso soberanista de Artur Mas tendrían entre 65 y 69 escaños, lo que les da la opción de luchar por sumar la mayoría absoluta de la Cámara, y el 50,3% del voto, lo que da argumentos a los unionistas para invalidar cualquier Declaración Unilateral de Independencia con más de la mitad del voto en contra de la misma.

Los partidarios del 'procés' pierden mucho gas respecto a 2012

Si comparamos los resultados que ofrece este CIS con los obtenidos en las últimas elecciones de 2012, el president tiene, además, un problema añadido. En aquellos comicios, los hoy partidarios de la independencia sumaban una amplia mayoría en escaños: 50 CiU, 21 ERC y 3 la CUP.

Es decir, 74 escaños que son los que le hicieron pensar a Mas que su hoja de ruta podría seguir hacia adelante. Hoy, sin embargo, entre los tres suman 68 o 69 escaños, cinco o seis menos que entonces. El desgaste en el 'procés', al que ha contribuido los errores del propio Mas, la decisión de los electores catalanes tradicionalmente abstencionistas de participar en este proceso o la defección de Josep Antoni Duran i Lleida, es un hecho en los últimos tres años.

Duran, aún sin escaño, puede ser clave

Curiosamente, uno de los grandes derrotados según la encuesta del CIS es el partido de Duran i Lleida, que se ha bajado a última hora de la hoja de ruta de Mas. Unió, con un 1,5% de la intención de voto, se quedaría sin representación parlamentaria. Sin embargo, y con 15 días de campaña por delante, si esta llamada tercerra vía logra un escaño y se lo arrancaría a los desencantados de la antigua federación con CDC, puede ser clave para que la lista de Mas y la CUP no logre tampoco la mayoría absoluta en escaños.

Y es que la encuesta del CIS desvela que el 4 de septiembre, a casi 23 días de las elecciones, había aún un 16,5% de entrevistados que no tenía decidido el voto y un 9,6% que no sabía aún si iría a votar. En ese 26,1% puede estar el fiel de la balanza que incline definitivamente el resultado hasta un fracaso absoluto de Mas y que tampoco logre los 68 escaños y le fuerce a poner fin al proceso, como él mismo ha anunciado.

Por provincias, Cataluña está igualmente dividida entre Barcelona y Tarragona, donde la opción independentista queda lejos del 50% del voto, y Girona y Lleida, donde la lista del president, Junts pel Sí, obtiene en solitario más del 50% del voto.

Barcelona: Junts pel Sí y la CUP no llegan al 42%

En la provincia de Barcelona, el CIS da como ganador a la lista de Artur Mas con un 35,1 por ciento y 32 o 33 escaños. La CUP obtendría el 6% y cinco escaños, y la segunda posición la lograría Catalunya Sí que es Pot con un 16% y 14 o 15 escaños. Ciudadanos sería la segunda fuerza política con 13 o 14 escaños y un 15,2% del voto. El PSC quedaría cuarto con 12 escaños y un 13,1%, y el PP seguiría en quinta posición con un 9,2% y 8 escaños. En Barcelona, por tanto y según el CIS, los partidarios de la independencia sumarían sólo un 41,1% del voto y entre 37 y 38 escaños, mientras que los contrarios a la tesis de Mas lograrían el 53,5% del voto y entre 47 y 49 escaños.

En Tarragona, ganaría Junts pel Sí con un 39,2 por ciento y 8 escaños, mientras que su socio, la CUP, se quedaría con un 4,6% y un escaño. Entre los dos sumarían un 43,8%, lejos de la mitad, y 9 escaños, los mismos que sumarían los no independentistas: 3 Ciudadanos y dos cada uno PSC, PP y CSQEP.

Lleida y Girona, arrasa Junts pel Sí con más del 50% en solitario

La situación contraria se vive en Girona y Lleida, donde la lista de Artur Mas y ERC arrasa con más de la mitad del voto y sin necesidad de la CUP. En Lleida, Junts pel Si lograría el 53'5% del voto y 10 escaños, dejando al resto de partidos como meros comparsas: PSC, PP, Ciutadans, CUP y CSQEP logran un solo escaño cada uno. En Girona, Junts pel Sí obtiene el 52% del voto y 10 escaños, mientras que Ciutadans obtendría 2; PP Y PSC, 1 o 2; y CSQEP y la CUP un escaño cada uno.

La expectación por la aparición de este CIS justo en el arranque de las elecciones catalanas radicaba en saber, primero, si la lista del 'president' Junts pel Sí sería capaz de lograr la mayoría absoluta cifrada en 68 escaños, algo que el resto de encuestas privadas ya descartaba. Una vez desechada esta opción. el CIS debería desentrañar si la suma de los escaños de la CUP a la lista de Artur Mas sería suficiente para superar esa cifra de los 68 escaños en la que la Generalitat y los partidarios de la independencia han cifrado el rubicón del éxito o el fracaso del 'procés'. Ahora mismo, lo logra por uno o dos escaños.

La necesidad de Artur Mas de contar con la CUP de David Fernández supone no sólo un varapalo para las aspiraciones de CDC y ERC, principales socios de la lista de Junts pel Sí, sino también un condicionante para el futuro: la CUP es una formación de extrema izquierda muy alejada de los planteamientos conservadores de CDC y más cercana a ERC, lo que hará perder peso a la formación de Artur Mas.

Barómetro del CIS CUP Artur Mas Elecciones Cataluña 2015 Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) David Fernández Elecciones 27S Independencia de Cataluña Independentismo Junts pel Sí PSC Ciudadanos
El redactor recomienda