EL CONFIDENCIAL ACCEDE A LAS GRABACIONES EN SEVILLA

Un cargo de C's enseña cómo contratar asesores del partido con dinero público

“Hemos usado el dinero del grupo municipal para contratar a Irene”. El subdelegado territorial del partido naranja cuenta cómo se manejan los fondos públicos municipales

Foto: El presidente del grupo parlamentario y portavoz de Ciudadanos en Andalucía, Juan Marín. (Efe)
El presidente del grupo parlamentario y portavoz de Ciudadanos en Andalucía, Juan Marín. (Efe)

El subdelegado territorial de Ciudadanos en Andalucía, Eugenio Rodríguez, aparece en una grabación, a la que ha tenido acceso El Confidencial, dando instrucciones precisas sobre cómo contratar personal para el partido con el dinero de las arcas municipales. Él mismo se presenta como “el responsable del partido en la provincia de Sevilla”, por detrás del número dos, Manuel Buzón. Se refiere en concreto a Irene de Dios, actualmente asesora política del grupo municipal de Ciudadanos en la localidad sevillana de Alcalá de Guadaíra.

“—Lo que ha hecho el ayuntamiento es contratar a Irene porque, como no hay dinero para contratarla como coordinadora de campaña nacional en la provincia de Sevilla, pues hemos usado el dinero del Ayuntamiento de Sevilla para poder contratar a Irene.

—¿Lo habéis hecho cómo, con dinero del grupo municipal?

—Correcto... Con el dinero del grupo municipal”.

Coordinadora de campaña

En estos términos discurre la conversación que el responsable de Ciudadanos en Sevilla mantiene con varias personas y donde da instrucciones para contratar al personal del partido. “Tuve el enorme privilegio de ser seleccionada para coordinador de la campaña nacional para los candidatos al Congreso de los Diputados de Sevilla y responsabilizarme de Acción Política a nivel autonómico”, recoge Irene de Dios en su currículo oficial.

Desde el ayuntamiento, admiten que realizó trabajos de asesoría en el grupo municipal y muestran “total tranquilidad”. Eugenio Rodríguez no ha sabido decir ni cuándo ni cómo se produjo esta conversación, e incluso dice no reconocerse “con seguridad” por la mala calidad del audio. Otras fuentes del partido admiten que es su voz “sin dudas”, pero no saben explicar en qué contexto se produjo esta conversación, que transcurrió en la antesala de las elecciones generales de diciembre de 2015.

La ley impide que las asignaciones municipales financien al partido o sus gastos de personal

Desde la dirección andaluza aseguran que "el partido no era conocedor de esta contratación, la contratación la realiza el grupo municipal y el partido no tenía conocimiento". "Las primeras informaciones que tenemos sobre esta contratación es en calidad de asesora por una duración de seis meses. Ciudadanos abrirá un expediente informativo para conocer lo que ha sucedido y en consecuencia actuará", informan en un breve comunicado a petición de este periódico.

No es la única parte de la conversación en la que da instrucciones. Quien se identifica como “Eugenio” y “responsable del partido en Sevilla por detrás de Manolo Buzón, que es de Andalucía” indica los pasos para contratar desde los grupos municipales.

En otro momento de la conversación, se puede oír cómo da la orden de reservar un porcentaje fijo que deberá destinarse al partido. “Tienes que tener en cuenta dejar siempre una reserva del 25 o 30% del total porque creo que lo obliga”, dice refiriéndose a la dirección nacional de la formación naranja. De hecho, ante las preguntas de sus interlocutoras, insiste en que en los próximos días les pasarán “el protocolo oficial”.

La dirección de Ciudadanos niega esa reserva. "Lo que el partido recomienda a los grupos institucionales es que ahorre de los ingresos en los presupuestos para posibles gastos extraordinarios", aseguran desde la dirección andaluza. "En ningún caso el dinero va al partido. Permanece en la cuenta de ahorro de los grupos". agregan.

Tanto la ley de financiación de los partidos políticos, que delimita las subvenciones públicas, como la ley reguladora de bases del régimen local dejan claro que las asignaciones municipales que reciban los grupos políticos deben destinarse a los gastos de funcionamiento del grupo y no pueden servir para financiar los partidos políticos. Para eso existen cautelas legales como que la asignación municipal a un grupo no debe transferirse a la cuenta del partido sino a otra específica creada para el grupo municipal o provincial. En su artículo 73, la ley orgánica deja claro que estos fondos públicos no pueden destinarse a las remuneraciones de personal ni adquisición de bienes de los partidos. Contratar a la coordinadora de una campaña electoral con la asignación municipal no cabe en la ley.

Sin fiscalización

La ley de transparencia obliga además a que las asignaciones aprobadas para los grupos municipales y su contabilidad, los gastos, contratos y destinos de estos fondos, sean públicos y accesibles para la ciudadanía. Ciudadanos percibió en el consistorio hispalense para 2016 una asignación de 52.287 euros. El Ayuntamiento de Sevilla no obliga a publicar el destino de las asignaciones municipales ni los contratos de cada formación, que ni se cuelgan en el portal de la transparencia ni se fiscalizan, dejándolo en manos de cada partido y del Tribunal de Cuentas.

Ciudadanos y Partido Popular se enfrentan en estos momentos por la imputación del presidente de Murcia, y el partido naranja se ha unido al resto de grupos políticos en el Congreso para forzar una comisión de investigación sobre la presunta financiación ilegal del PP. Distintas piezas judiciales cercan al PP: además de Gürtel y el caso del extesorero Luis Bárcenas, una pieza secreta de la Púnica investiga la supuesta financiación ilegal del PP madrileño.

Ya en Murcia, el pago de facturas de la campaña de las autonómicas con fondos de la asamblea costó un cese y una investigación interna

El partido de Albert Rivera se presenta como una garantía de regeneración de la vida política española. La formación naranja elevó su transparencia firmando un convenio con la ONG Transparencia Internacional después de que surgieran sospechas sobre la financiación de su campañas a raíz de un informe de la Cámara de Cuentas de Madrid. También en Murcia trascendió que se habían abonado de forma ilegal facturas de la campaña de las autonómicas de 2015 con dinero público, lo que el partido achacó a un “error administrativo” y hubo ceses de los responsables.

En el caso de la campaña de las andaluzas de 2015, Ciudadanos, atendiendo a sus resultados, podría haber captado 1,2 millones de euros, pero los gastos acreditados, y por tanto por los que cobró, fueron mucho menos, 253.583 euros. La formación de Rivera incluyó una apartado de “regeneración democrática de los partidos políticos” en su pacto de investidura con la socialista Susana Díaz. Un total de 12 puntos en los que pone el foco precisamente en la necesidad de reforzar el control sobre la financiación de los partidos.

Andalucía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
41 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios