El PP iniciará el expediente a Cayetana en el próximo consejo de dirección del grupo
  1. España
Tras sus críticas a la dirección del partido

El PP iniciará el expediente a Cayetana en el próximo consejo de dirección del grupo

Los diputados populares se sublevan en el chat interno tras subir Pilar Marcos un artículo en defensa de Álvarez de Toledo: "Cuidado con lo que escribamos, puede dar lugar a otro tomo"

Foto:  Cayetana Álvarez de Toledo. (EFE/Juan Carlos Hidalgo)
Cayetana Álvarez de Toledo. (EFE/Juan Carlos Hidalgo)

La bancada del PP en el Congreso se ha convertido en un hervidero. Los diputados no ocultan su malestar con el relato que Cayetana Álvarez de Toledo hace en su libro sobre la vida dentro del Grupo Popular. La todavía diputada retrata a los parlamentarios como unos "representantes de la soberanía nacional reducidos a palmeros, y en el chat de diputados, a emoticonos de palmas". Si públicamente han sido muchos los que han invitado a Álvarez de Toledo a dejar su escaño, en el chat del que se hace eco en 'Políticamente indeseable', ayer se desató un aluvión de críticas después de que Pilar Marcos, diputada y amiga de Álvarez de Toledo, subiese al grupo el artículo que publicaba en 'El Periódico de España' elogiando a su compañera y suscribiendo las acusaciones contra la dirección que se hacen en el citado libro: "No hay una coma que no sea lo vivido", escribe.

La propia Álvarez de Toledo se hizo eco en Twitter de esta tribuna: “Mi amiga y compañera publica hoy un artículo que me ha emocionado profundamente. Por su contenido. Pero también por el hecho de que se haya atrevido a publicarlo”. Estas palabras y los halagos de Pilar Marcos han sido calificados en el chat de los diputados populares como “provocación indecente”. Otro alertaba a sus compañeros a la hora de colgar comentarios con un “cuidado con lo que escribimos. Puede dar lugar a otro tomo”.

Foto: El secretario general del Partido Popular, Teodoro García Egea. (EFE/Torres)

“Entre palma y palma, sacamos tiempo para hacer iniciativas de actualidad sobre lo que preocupa a los españoles. Por si es de vuestro interés”, subía otra diputada junto a un PDF con una proposición de ley para la puesta en marcha de medidas para ayudar a la industria española. Los diputados populares se reivindicaron ayer frente al nuevo ataque de sus 'compañeras'. "Que después de haber vomitado contra el presidente Pablo Casado y contra otros miembros de la dirección nacional se cuelgue eso en este chat, que también ha sido denigrado, es una provocación", insistían.

“Yo estoy muy interesado en que Pablo Casado sea Ppresidente del Gobierno. Todo lo que complique ese objetivo no solo no me interesa sino que me molesta”. En esta línea de subrayar el daño que consideran que se hace a las expectativas electorales del PP: “Solo me interesa, porque además es bueno para España, que Pablo Casado sea presidente del Gobierno. Dedicamos muchas horas a construir un país mejor, solo pido respeto y unidad, porque nuestro país necesita a Pablo”. “Aquí estamos para servir a España y mejorar la vida de los españoles desde el mejor proyecto que es el PP y el mejor presidente que puede tener España, Pablo Casado, las deslealtades solo ayudan a Sánchez y a los suyos, que es lo peor para nuestro país”. Estos wasaps eran contestados en tono jocoso, el mismo que utilizó en su libro Álvarez de Toledo para ridiculizar a sus compañeros ante su “servidumbre” al secretario general: “¡¡¡Grande!!!, ¡¡¡maestro!!!, ¡¡¡sensacional!!!”.

El episodio de ayer es una prueba más de que la convivencia en el Grupo Popular con Álvarez de Toledo es cada día más difícil. Como publicó El Confidencial hace una semana, los parlamentarios han trasladado su exigencia de que Álvarez de Toledo deje su escaño por “desleal”. Por su parte, ella ha declarado en varias ocasiones que no piensa entregar su acta de diputada.

Foto: Imagen: Learte/EC Diseño.

En la dirección del Grupo Popular intentan ser prudentes, pero han encontrado una vía para que las palabras de Álvarez de Toledo no queden impunes. El llamado 'verso suelto' confesó en su entrevista en 'El Mundo' que había votado en blanco en la propuesta de nombramientos pactada por PP y PSOE para el Tribunal Constitucional. De esta forma, Álvarez de Toledo habría roto la disciplina de voto y se enfrentará a una sanción, como adelantó la portavoz del grupo, Cuca Gamarra. El expediente se empezará a tramitar, según fuentes del PP, en el primer comité de dirección que se celebre. En los próximos días no está previsto, dado que en el Congreso están ahora con el debate de presupuestos.

Los trámites son los mismos que cuando se produce cualquier ruptura de la disciplina de voto. Álvarez de Toledo podrá argumentar por qué votó en blanco y después en el plazo de hasta dos meses se le comunicará si finalmente es sancionada con una multa. El partido espera que para entonces “Cayetana vuelva a ser nadie”.

Cayetana Álvarez de Toledo Cuca Gamarra Pablo Casado
El redactor recomienda