El ritmo de contagios frena pero las hospitalizaciones suben un 50% en una semana
  1. España
Un mes de quinta ola

El ritmo de contagios frena pero las hospitalizaciones suben un 50% en una semana

Un mes después de que comenzase la quinta ola, el ritmo de nuevos contagios es cada vez más lento, pero la situación en las UCI empeora en todo el país

placeholder Foto: Imagen: El Confidencial.
Imagen: El Confidencial.

Ha pasado justo un mes desde que el número de contagios por coronavirus comenzó a aumentar en España. El país había conseguido por entonces rebajar a cerca de 90 el número de casos por cada 100.000 habitantes en dos semanas. Ahora, la cifra es de 660 casos, un número similar a lo que se veía en febrero, cuando la tercera ola todavía estaba muy presente.

El avance de la campaña de vacunación hace que la situación no sea comparable en términos de gravedad con lo sucedido tras las navidades. Las personas más vulnerables están ahora protegidas en su mayoría, aunque el nivel de contagios es tan elevado que las hospitalizaciones llevan también semanas creciendo.

La quinta ola de contagios arrastra el peligro a los hospitales

La escalada de casos a finales de junio fue meteórica. La incidencia subió entonces a un ritmo superior al que se vio hace justo un año, cuando los brotes veraniegos, asociados en su gran mayoría a los temporeros de Lleida y Aragón, tambalearon la temporada estival. Pero aunque la incidencia sigue creciendo, el ritmo es cada vez más lento.

El gráfico no muestra la evolución de la incidencia sino la variación de esta, en porcentaje. Cuando la línea está por encima de cero, significa que los casos están aumentando. Y si el porcentaje es más alto, es porque el ritmo es mayor. Ahora, el incremento está en un 6% diario, de media, pero la quinta ola ha llegado a ir el doble de rápido, superando todos los incrementos vistos desde hace un año.

Los datos del número de casos semanales reflejan también el estancamiento generalizado. Cataluña, Castilla y León y Baleares, tres de las regiones donde la quinta ola ha llegado con más fuerza, muestran ya incluso una leve tendencia a la baja en los contagios diarios.

Foto: Cola para vacunarse en Cornellá. Más de 20 millones de personas tienen ya la pauta completa. (EFE)

A nivel nacional, la suma semanal de casos comienza también a dar visos de estabilidad. El freno, sin embargo, todavía no se nota en gran parte del territorio, especialmente donde la quinta ola arrancó algo más tarde. Las curvas de Aragón, Cantabria, Canarias, Extremadura, Galicia, Murcia, Madrid y País Vasco presentan una pendiente más marcada que el resto.

Aunque las tasas de incidencia más altas durante el último mes las han copado los más jóvenes, los contagios han subido ya en todos los grupos de edad. Entre los mayores de 80, por ejemplo, la incidencia era de 25 casos por cada 100.000 habitantes a finales del mes de junio, pero ahora es de más de 167. Y por debajo de 70 años, todos los grupos de edad superan los 250 casos, el umbral a partir del cual Sanidad considera que el riesgo es muy alto para una comunidad autónoma.

Los veinteañeros continúan siendo, no obstante, el grupo más contagiado (y el que cuenta con menos proporción de vacunados). Su tasa de incidencia es de cerca de 1.900 casos, y en Asturias, Castilla y León, Cataluña y Navarra superaban en los últimos días los 3.000 contagios por cada 100.000 habitantes. Esto significa que al menos tres de cada 100 personas de esa edad se han contagiado en las últimas dos semanas.

Esta expansión ha provocado que solo en la última semana el número de ingresos diarios en los hospitales haya crecido un 50%. Además de por la cantidad de ingresos, el índice de ocupación de las unidades de cuidados intensivos (UCI) sirve para medir la evolución de la gravedad de la situación pandémica. Según los últimos datos de sanidad, el 13% de los pacientes ingresados en estas unidades tiene coronavirus, una cifra similar a la que el país tenía hace casi dos meses.

En Cataluña, la situación en los hospitales es mucho peor que en el resto de las comunidades. Cerca del 40% de las camas UCI está ocupado con pacientes con coronavirus, y solo en un mes esta cifra prácticamente se ha multiplicado por cuatro.

La mayor parte de las regiones, en cambio, se sitúa por debajo de la ocupación media nacional, muy impulsada por la situación catalana. Por detrás, están Melilla (17,65% de camas UCI ocupadas por pacientes con covid), Castilla y León (14,45%) y Cantabria (14,41%). Por su parte, las zonas que hasta ayer registraban menor presión hospitalaria son Extremadura, Murcia y Galicia.

Coronavirus Vacunación
El redactor recomienda