Sánchez insiste en rechazar el referéndum y la amnistía: "No caben en la Constitución"
  1. España
ENTREVISTA EN 'LA SEXTA'

Sánchez insiste en rechazar el referéndum y la amnistía: "No caben en la Constitución"

Sin dar más pistas, el jefe del Ejecutivo ha dejado caer la posibilidad de realizar otro tipo de consulta y hacerla en todo el territorio español: "Si vivimos juntos, decidimos juntos"

placeholder Foto: El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, interviene tras la firma del acuerdo para la reforma de las pensiones este jueves en el palacio de la Moncloa. (EFE)
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, interviene tras la firma del acuerdo para la reforma de las pensiones este jueves en el palacio de la Moncloa. (EFE)

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, lleva dos días intentando aplacar las posiciones de máximos que el independentismo pretende llevar a la mesa de diálogo entre Gobiernos y Govern, al mismo tiempo que busca diluir las acusaciones de la oposición. Ni habrá referéndum de autodeterminación ni tampoco amnistía es el mensaje que trata de fijar, aunque dudan de ello tanto en las formaciones independentistas como la oposición conservadora y electoralmente en nada beneficia a los socialistas con una bolsa de votantes temerosos de realizar más concesiones al Govern.

A la convicción política de no fragmentar España, Sánchez ha argumentado que la autodeterminación ni es constitucional, ni contaría nunca con el apoyo del PSOE para una reforma constitucional que la facilita. A todo ello ha añadido que es justo lo contrario de lo que pretende con la operación diálogo, esto es, allanar el camino a la convivencia. Así lo ha asegurado durante una entrevista en 'La Sexta', advirtiendo que "no solo es inconstitucional, sino que va en contra de la convivencia y lo que yo quiero hacer es reparar la discordia".

Foto: El portavoz de Unidas Podemos en el Congreso, Pablo Echenique. (EFE)

La mesa de diálogo, que se reactivará en septiembre, la semana posterior a la Diada, parte así desde posiciones antagónicas entre las partes. En esta fase, tanto desde el Gobierno como desde el Govern se está tratando de fijar sus respectivas las líneas rojas. De este modo, al igual que los independentistas no avanzan cuál sería un punto intermedio para el encuentro, Sánchez tampoco supo o no quiso responder esta pregunta al periodista Antonio Ferreras. "Primero restaurar la convivencia", se ha limitado a avanzar para acto seguido defender la medida de gracia a los presos del 'procés' como el inicio "del camino de la reparación".

Aragonès insiste en el referéndum y pide ''voluntad política''

Sin dar más pistas, el jefe del Ejecutivo ha dejado caer la posibilidad de realizar otro tipo de consulta y hacerla en todo el territorio español. "Si vivimos juntos, decidimos juntos", afirmó para a continuación asegurar que "el derecho de autodeterminación tal y como lo conciben los independentistas no existe ni tiene encaje constitucional". La Carta Magna permite en su artículo 92 realizar referéndums consultivos, pero el desarrollo de este precepto en la ley no permite que dicha consulta se limite a una sola comunidad autónoma.

Sin dar más pistas, Sánchez deja caer la posibilidad de realizar otro tipo de consulta y hacerla en todo el territorio español

El propio ministro de Política Territorial y Función Pública, Miquel Iceta, defendía este jueves votar en un referéndum un "gran acuerdo sobre autogobierno, financiación y participación de las comunidades autónomas en el diseño de las políticas del Estado", en el marco del proceso de diálogo entre el Gobierno y la Generalitat. En una entrevista en Catalunya Ràdio, ha sostenido que es la propuesta más razonable y más deseable: "Ahora, en estos procesos hay que ser muy prudente, porque la solución la tenemos que construir entre todos".

Foto: Sesión de control al gobierno

Durante su comparecencia este miércoles en el Congreso, para entre otras cuestiones dar cuenta de los indultos, Pedro Sánchez enterraba toda posibilidad de que se pueda celebrar un referéndum de autodeterminación en Cataluña. Una demanda que el día antes demandaba el 'president' de la Generalitat, Pere Aragonès, tras su reunión en Moncloa para configurar la mesa de diálogo, como única vía para resolver el conflicto catalán. El jefe del Ejecutivo enmarcaba esta posibilidad en una reforma de la Constitución, para la que se precisaría el apoyo de tres quintas partes de la Cámara y un referéndum posterior en el país. Sin embargo, acto seguido cerraba todas las puertas a que se reúna esta mayoría porque "el PSOE nunca jamás la aceptaría".

Una posición contraria a la que defienden sus socios de Gobierno. Empujados por los 'comuns', los morados apuestan porque en la mesa de diálogo se aborde el "derecho a decidir". Así lo defenderán los representantes de Unidas Podemos que participen en este foro, según el portavoz Pablo Echenique, quien se ha mostrado convencido de que la opción mayoritaria en ese eventual referéndum sería "seguir formando parte de España con una mayor cuota de autogobierno".

Pedro Sánchez