La tregua política se agrieta ya ante la posible declaración de zona catastrófica de Madrid
  1. España
ALMEIDA ESTUDIA SOLICITARLO

La tregua política se agrieta ya ante la posible declaración de zona catastrófica de Madrid

El alcalde de la capital estudia solicitarlo y cuenta con el respaldo total de Ayuso. Malestar ante la negativa del Gobierno sin que aún haya una evaluación ni una petición formal

Foto: Coches en la M-30 a la altura de la A-3 en Madrid este sábado. (EFE)
Coches en la M-30 a la altura de la A-3 en Madrid este sábado. (EFE)

La tregua entre administraciones que se produjo este fin de semana en mitad de la tormenta Filomena que enterró de nieve la zona central de la península con especial incidencia en Madrid empieza a resquebrajarse. Tras dos días de intensas llamadas y una coordinación que ha faltado en la gestión de la crisis del covid, la Comunidad y el Ayuntamiento de Madrid chocan con el Gobierno central ante la posibilidad de pedir la declaración de zona catastrófica para la capital.

Todavía no hay una solicitud formal encima de la mesa, pero el alcalde, José Luis Martínez-Almeida, reconoció que lo están estudiando muy en serio. “Creemos que hay indicios suficientes como para estudiarlo. Por primera vez se ha declarado una alerta roja en Madrid, los daños materiales y personales son muy cuantiosos y beneficiarían a los ciudadanos más afectados. También permitiría agilizar trámites y gestiones, y poner en marcha líneas de ayudas, avales y subvenciones para los negocios que peor lo hayan pasado”, explicó el primer edil de la capital en ‘Espejo Público’.

Foto: Una persona retira nieve a la entrada de un comercio. (EFE)

A pesar de asegurar que el objetivo es “no es buscar confrontación”, Almeida no escondió su malestar ante lo que considera “la negativa de una solicitud que ni siquiera hemos planteado”.

La presidenta de la Comunidad, Isabel Díaz Ayuso, también arremetió contra el Ejecutivo de Pedro Sánchez: “La declaración de zona catastrófica de Madrid no tendría que ser un problema para un Gobierno manirroto, porque para otras cuestiones gastan enloquecidamente”, zanjó la líder regional. “Almeida tiene razón y los alcaldes que lo soliciten van a tener nuestra ayuda y colaboración para poder recibir más ayudas a la hora de contar con créditos blandos y ayudas fiscales que van a hacer falta”.

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, aseguró este lunes en una comparecencia que por ahora “estamos en fase de respuesta y de garantizar que los servicios públicos funcionen desde el primer momento y las infraestructuras no se vean afectadas”. A partir de ese momento, “se evaluarán daños”, continuó el ministro, y se responderán a las peticiones que se realicen. No desveló el punto de vista del Gobierno central, aunque sí matizó en gran medida sus propias declaraciones del día anterior. Este domingo Marlaska se mostraba más contundente al considerar que “no hay daños importantes a bienes públicos ni privados” que justificaran la declaración de Madrid como zona catastrófica. “Sin hacer una previsión más en profundidad entendemos que se trata de una situación distinta a la de la gota fría”, aseguró este domingo en una comparecencia cuando fue preguntado por la situación de la capital.

El ministro de Transportes, José Luis Ábalos, ya era más prudente este lunes por la mañana, rectificando en parte las palabras de su compañero del Consejo de Ministros, cuando afirmó que antes de tomar una decisión “hace falta tener una dimensión real del impacto de los daños, qué se ha visto afectado y cómo se han producido esos daños”. “Tener una evaluación”, insistía sin negar la posibilidad de la declaración.

Qué es y quién declara la zona catastrófica

Eso sí, Ábalos reconoció que la figura jurídica ha cambiado con respecto a la consideración de “zona catastrófica”. En efecto, la ley 17/2015 del Sistema Nacional de Protección Civil el término que recoge es “declaración de zona afectada gravemente por una emergencia de protección civil”.

¿Y qué considera la ley una emergencia de ese tipo? Según su artículo 2, en el que habla de todas las definiciones, se trata de “una situación de riesgo colectivo sobrevenida por un evento que pone en peligro inminente a personas o bienes y exige una gestión rápida por parte de los poderes públicos para atenderlas y mitigar los daños y tratar de evitar que se convierta en una catástrofe”.

Foto: Varias personas caminan junto a la Puerta de Alcalá de Madrid. (EFE)

La declaración de zona afectada gravemente por una emergencia corresponde al Consejo de Ministros, a propuesta de los titulares de Hacienda e Interior y, en su caso, al resto de los ministros concernidos. Son las administraciones públicas interesadas (un ayuntamiento o una comunidad completa) las que deben hacer la solicitud. De ahí, que Almeida diga que lo está estudiando, la presidenta regional que le apoya y los ministros que deberán evaluarlo.

Según Ayuso, la nevada ha sido en bloque y no hay una zona de la Comunidad de Madrid afectada, “sino absolutamente toda”. “La nevada ha sido histórica y ha puesto en jaque a 3.200 kilómetros de carreteras, a los 179 municipios y ha provocado que el aeropuerto de Barajas haya estado cerrado tanto tiempo por primera vez en la historia”, zanjó la presidenta insistiendo en dar su apoyo a todos los primeros ediles que quieran solicitarlo.

Ayuntamiento de Madrid Isabel Díaz Ayuso José Luis Martínez-Almeida Fernando Grande-Marlaska José Luis Ábalos