España es el segundo país con más casos

El papa Francisco recibe en el Vaticano a las víctimas españolas de niños robados

Las víctimas trasladaron al pontífice su interés por que los tribunales y la opinión pública sean conscientes de las dimensiones del problema

Foto: El papa Francisco durante la audiencia general en el Vaticano el pasado mes de junio. (EFE)
El papa Francisco durante la audiencia general en el Vaticano el pasado mes de junio. (EFE)

El papa Francisco recibió el pasado sábado en el Vaticano a una decena de víctimas españolas de niños robados. El pontífice se reunió con ellas durante casi una hora —de 12:15 a 13:15 del medio día— para escuchar sus reivindicaciones.

Las víctimas, que en su mayoría eran también representantes de asociaciones de niños robados, trasladaron al papa su preocupación y su interés por que los tribunales y la opinión pública sean conscientes de las dimensiones del problema. Francisco de hecho admitió su sorpresa cuando los visitantes le informaron de que España es el segundo país del mundo con más casos de niños robados, después de los menores aborígenes sustraídos en Australia.

La recepción, que fotografió en exclusiva el periódico del Vaticano L’Observatore Romano, se llevó a cabo con la máxima discreción. Ana Cueto, promotora del encuentro y presidenta de Avidna, la asociación de víctimas más representativa, pidió al papa una “reprobación y condena” pública de los casos de niños robados en España y que intercediera ante el estado español con el fin de que avancen las investigaciones abiertas.

Hoy, se queja Cueto, todos los casos están estancados. “La justicia no ha esclarecido ni uno solo a pesar de que las víctimas se están reencontrando por las redes sociales o en los laboratorios”, asegura. “Las sepulturas aparecen vacías, pero la Fiscalía da por buena la explicación del Instituto Nacional de Toxicología que justificaba que los cadáveres pueden desintegrarse”, protesta la presidenta de Avidna, que entregó personalmente al papa documentación que, afirma, demuestra la gran cantidad de recién nacidos que daban por muertos y que en realidad robaban a sus madres.

Todos los casos están estancados: "La justicia no ha esclarecido ni uno solo", critican desde las asociaciones de víctimas

Cueto salió muy confiada en que el papa movería ficha. “Este pontificado está cogiendo las riendas de delitos gravísimos”, subraya. El papa, según Cueto, creía al principio que los niños robados eran de todas las edades, pero la presidenta de las víctimas le puso en antecedentes y le entregó gran cantidad de documentación que, afirma, acredita la existencia de una trama amparada por el Estado.

Cueto, sin embargo, confía en que Francisco ayude a que avancen las investigaciones. “Con la intercesión del santo padre ante la Iglesia y autoridades españolas puede ser posible desbloquear esta situación y dado que hay expectativas de vida biológica recuperar, lo antes posible, el presente y el futuro para esas miles de familias separadas”, asegura.

Al encuentro también asistieron miembros del equipo jurídico de Avidna, la abogada tinerfeña Elba Trujillo Mesa y el abogado afincado en La Palma, Miguel Ángel Rodríguez Arias, impulsor de otras conocidas causas internacionales de derechos humanos como la causa por crímenes contra la humanidad contra ETA y autor de “El caso de los niños perdidos del franquismo: crimen contra la humanidad” libro en el que Baltasar Garzón basó parte de sus actuaciones en la Audiencia Nacional en 2008.

La comitiva trasladó al papa que, frente a la pasividad de las instituciones españolas, “el Convenio de Naciones Unidas contra las Desapariciones Forzadas, ratificado por España en 2011 y de rango constitucional en nuestro país, obliga a emprender acciones positivas y reales de búsqueda por parte del Estado Español”. “Establece —expresaron los letrados de la asociación— una responsabilidad del Estado, no de las víctimas individuales, justo lo contrario de lo que está sucediendo”.

Avidna acaba de ser reconocida por el Gobierno de España como “asociación de utilidad pública”. En mayo de 2016 consiguió que el Parlamento de Canarias reconociera a las víctima de bebés robados y tres años después que esta misma cámara aprobara la primera ley contra este tipo de delito.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios