TRAS LA DETENCIÓN DE SAGARZAZU

Las actas de ETA revelan que Zapatero informó de que Francia preparaba un golpe

El entonces presidente del Gobierno se citaba directamente con un intermediario y pidió que toda la relación de ETA con él fuera "solo por esa vía" y "con discreción"

Foto: El expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero. (EFE)
El expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero. (EFE)

El expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero advirtió a un mediador de la banda terrorista ETA de que la policía francesa tenía previsto dar un golpe importante a la organización armada tras la detención del terrorista Ramón Sagarzazu a finales de mayo de 2005. Así lo revelan las actas redactadas por miembros de la banda que dan cuenta de las negociaciones que mantuvieron con el Gobierno esos años, incautadas por las autoridades galas y enviadas a España, y a las que ha tenido acceso El Confidencial.

Según esta documentación, la relación entre ETA y el Ejecutivo tenía a este mediador, del que no menciona el nombre, como enlace único entre ambas partes. En las actas, esta figura se personaliza con el nombre clave LAU, que no supone sin embargo que corresponda a un único individuo, ya que a veces eran varios los que hacían el papel. Las actas hablan también de un facilitador que se encargaba de organizar las reuniones entre los delegados del Gobierno y los de la banda. Era, según el atestado de la Policía gala que presenta las actas, el "designado como interlocutor legítimo de cada una de las partes en caso de desacuerdo".

Las actas, que explican que el mediador tenía la tarea de convocar las reuniones y establecer las relaciones con las autoridades para garantizar la seguridad de los lugares donde tienen lugar los encuentros e incluso de las propias comitivas, revelan que en uno de esos encuentros —al que acudió Sagarzazu (al que denominan 'Alain') y que tuvo lugar el 16 de mayo de 2005, días antes de la detención del etarra— LAU dijo que ya había encontrado un intermediario directo "para acceder a Gorburu", nombre en clave que ostentó Zapatero durante la negociación.

LAU, que en esa cita eran dos personas, no especificó el nombre de ese enlace con el presidente del Gobierno, pero sí reveló que ya había estado en cuatro ocasiones con Zapatero y que este le había pedido que, desde ese momento, todos los contactos entre ETA y él se canalizaran "solo por esta vía" y con "total discreción". En el mismo encuentro, LAU dijo que Zapatero había aceptado todo el procedimiento, pero que debido a las elecciones vascas —-celebradas un mes antes—, el presidente del Gobierno les había solicitado un "cambio de fechas".

En mayo de 2005, se informó a la banda de que Zapatero había aceptado su propuesta para la reunión así como todo el procedimiento

En otro de los encuentros que recogen las actas entre ETA, LAU y el intermediario —celebrado en julio de 2005—, este último asegura que solo cuatro personas conocían quiénes representaban a ETA (el presidente, sus enviados, el propio mediador y una identidad más). Además, LAU cuenta una conversación que ha mantenido con Zapatero. En ella, relata, el entonces presidente del Gobierno le habría revelado que "fuentes policiales francesas" le habían dicho que, "después de la detención de 'Alain', tenían preparado un golpe operativo importante contra la organización".

'Alain', que hasta ese momento había participado en los encuentros para facilitar la negociación del Gobierno con ETA, afirmó que los policías que le detuvieron le preguntaron si tendría "pronto una reunión con Zapatero". El etarra les respondió: "Y ustedes tienen como misión joderlo todo, ¿no?". Según las actas, el mediador también trasladó en esa misma reunión la preocupación de ETA por una posible detención de los enviados de la banda en la negociación, que podría derivar en la ruptura de las conversaciones.

Además, el mediador trasladó a los representantes de la banda el gran miedo que tenía a que se produjera cualquier filtración y cualquier atentado de la organización, ya que eso supondría un "gran golpe para Gorburu" porque todo "podría irse al traste".

Las actas recogen también el enfado del mediador, que estaba "enloquecido" por la "acción de Madrid", como se refería al coche bomba que ETA hizo estallar sin víctimas en el aparcamiento del estadio de La Peineta, actual Wanda Metropolitano. El representante del Gobierno, sin embargo, le tranquiliza y le pide que sigan las conversaciones.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
110 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios