PROTOCOLO ESPECÍFICO EN SU APOYO

La candidata de EH Bildu de Donostia ofrece pisos de alquiler social para expresos de ETA

Reyes Carrere también se compromete a facilitar que los etarras encuentren trabajo a su salida de prisión para que se puedan adaptar a "su nueva realidad en su vuelta a casa"

Foto: Reyes Carrere en un acto electoral en San Sebastián. (EFE)
Reyes Carrere en un acto electoral en San Sebastián. (EFE)

La candidata de EH Bildu a la Alcaldía de San Sebastián, Reyes Carrere, contempla ofrecer a los etarras encarcelados una vivienda social de alquiler a su salida de prisión para que se puedan adaptar a "su nueva realidad en su vuelta a casa". Poner pisos públicos al servicio de los expresos de ETA una vez han cumplido sus condenas es una de las medidas que se recogen dentro de un protocolo de actuación municipal que la aspirante de la coalición 'abertzale' propone de forma específica para los reclusos de la banda terrorista de cara a favorecer su reinserción social y que, entre otras acciones, recoge que el ayuntamiento facilitará que encuentren trabajo.

La elaboración de esta hoja de ruta de apoyo a los presos de ETA se recoge en el programa electoral con el que la exjugadora de balonmano y exentrenadora del Bera Bera se presenta para liderar el ayuntamiento de San Sebastián, la principal cota de poder municipal que ha alcanzado a lo largo de la historia la izquierda 'abertzale', que gobernó la capital guipuzcoana en la anterior legislatura con Juan Karlos Izagirre como alcalde. En las elecciones municipales de 2015, el hoy candidato a diputado general de Guipúzcoa por EH Bildu en las elecciones forales del 26 de mayo se presentó a la reelección, pero recibió un severo varapalo en las urnas, que castigó la gestión de la antigua Batasuna al frente del consistorio con una pérdida importante de apoyo que le llevó a ser la tercera fuerza por detrás del PNV y el PSE.

Ahora, en su intento de recuperar el poder, EH Bildu recoge en su programa diversas actuaciones encaminadas a favorecer a los etarras encarcelados, a los que califica de "presos políticos", y también a su entorno dentro de una serie de medidas destinadas a fomentar la "convivencia". "Proponemos acordar un protocolo que recoja la trayectoria y acciones a seguir por expresos políticos para adaptarse a su nueva realidad una vez que abandonen la cárcel. De esa manera, al igual que se realiza con cualquier otro ciudadano en riesgo o situación de exclusión, se mejorará su empleabilidad, facilitando que encuentren trabajo. Igualmente, se impulsará que puedan tener la posibilidad, por ejemplo, de acceder a viviendas sociales de alquiler", refleja en su programa electoral la aspirante 'abertzale', que también se "compromete a ayudar a las personas refugiadas [en referencia a los etarras huidos] que deseen volver al País Vasco".

Se compromete a analizar los dosieres carcelarios y judiciales de los presos para garantizar que "reciban todos los beneficios legales y carcelarios"

Apoyo municipal a la salida de prisión, pero también mientras estén entre rejas para que logren beneficios penitenciarios. Según la propuesta diseñada por Carrere, el ayuntamiento analizará en la Comisión de Derechos Humanos los dosieres carcelarios y judiciales de cada uno de los presos naturales de San Sebastián para impulsar los "contactos necesarios" que "garanticen" que "reciban todos los beneficios legales y carcelarios que les correspondan", entre ellos su acercamiento a prisiones próximas a la ciudad. "Se ha de terminar con la actual política penitenciaria, ya que es anacrónica y vengativa. De lo contrario, se perpetuará la vulneración de derechos humanos. EH Bildu de Donostia trabajará en pro del retorno inmediato de todas las personas donostiarras encarceladas", refleja. En esta línea, se compromete a ofrecer "asesoramiento" a los familiares de los reclusos "a través de los servicios sociales municipales como de otros estamentos", en sintonía con lo que "se hace con cualquier otro ciudadano que ha visto vulnerado sus derechos".

Las acciones de apoyo a los presos etarras ocupan un papel relevante en el apartado dedicado a la convivencia, en el que no hay ninguna alusión a las víctimas de ETA. A este respecto, la que es hermana de la alcaldesa de EH Bildu de Andoain, la también exjugadora de balonmano Ana Carrere, se limita a seguir la estrategia de la izquierda 'abertzale' de hablar de "reconocimiento a todas las víctimas de todo tipo de violencia" sin hacer distinciones —y sin aludir tampoco a la banda terrorista—. "Frente a las vulneraciones de derechos humanos que se han producido en las últimas décadas, reivindicamos la memoria, la verdad y la justicia. Hay que reparar todo el daño acumulado. Con perspectivas y prácticas tanto generales como integrales, y lejos de partidismos. Es necesario otorgar un reconocimiento a las víctimas, así como una reparación por el daño sufrido", subraya para reclamar la necesidad de "poner solución a todas las consecuencias que nos dejó el anterior ciclo".

Sí hay, en todo caso, un punto específico dedicado al "reconocimiento a los donostiarras torturados". A este respecto, y a partir del polémico estudio elaborado por la Universidad del País Vasco (UPV-EHU) bajo la dirección del médico forense Paco Etxeberria por encargo del Gobierno de Iñigo Urkullu, que 'oficializa' más de 4.100 casos de torturas en el País Vasco entre 1960 y 2014 —da cobertura legal a todas las denuncias—, Carrere asegura que el consistorio recopilará los casos de todos los ciudadanos empadronados en la capital guipuzcoana que "han sido torturados y no han recibido ningún tipo de reconocimiento y reparación" para saldar esta deuda. Lo hará, según afirma, porque "es necesario dar a conocer su sufrimiento para construir un puente hacia una convivencia basada en el respeto de los derechos humanos".

San Sebastián es, con un centenar de víctimas, la ciudad más castigada por ETA en su medio siglo de sanguinaria trayectoria. Ante esta realidad, la asociación de víctimas del terrorismo del País Vasco, Covite, lleva tiempo pidiendo que se instalen placas en homenaje a las personas que fueron asesinadas por la banda terrorista en la capital guipuzcoana y, de hecho, durante el mandato de Izagirre comenzó a colocar estos distintivos por su cuenta ante la negativa del Gobierno de EH Bildu a cumplir un acuerdo plenario en este sentido, si bien estos rótulos fueron retirados a las pocas horas por la Policía Local. Recientemente, el alcalde, Eneko Goia (PNV), que opta a la reelección en las municipales del 26-M, ha colocado las primeras cuatro placas dentro de su pretensión de instalar distintivos en recuerdo a los asesinados por el terrorismo en el lugar en el que perdieron la vida con el beneplácito de sus familiares. Preguntada este lunes, en un desayuno informativo de Fórum Europa, por si continuará con esta política de colocar rótulos en homenaje a las víctimas de ETA, Carrere volvió a tirar de manual 'abertzale' para despachar la cuestión sin dar una respuesta. Se limitó a dejar constancia de que la coalición soberanista "siempre se ha sentido cerca del sufrimiento" generado por el terrorismo y abogó por realizar "encuentros entre todos los partidos y agentes que se han sentido implicados" por la violencia.

Carrere, el exalcalde de San Sebastián Juan Karlos Izagirre y la portavoz de EH Bildu, Maddalen Iriarte
Carrere, el exalcalde de San Sebastián Juan Karlos Izagirre y la portavoz de EH Bildu, Maddalen Iriarte

En materia de memoria y convivencia, el programa de EH Bildu contempla "dar continuidad" al trabajo que llevó a cabo en su momento Izagirre para "recuperar la memoria de las víctimas de los primeros años del franquismo". Para ello, propone crear una comisión de investigación sobre las vulneraciones de derechos humanos ocurridas en San Sebastián entre 1960 y 1981, "es decir, en los últimos años del franquismo y durante la llamada Transición" con el fin último de reconocer a las víctimas, a quienes abre la puerta a "ofrecerles ayudas cuando corresponda", si bien no aporta más concreción al respecto. Asimismo, el programa incluye completar el Mapa de la Verdad que recoge vulneraciones del derecho a la vida con la incorporación de "las personas heridas, los casos que necesitan ser investigados más profundamente y los casos que todavía no han sido catalogados", al tiempo que contempla realizar un acto para dar a conocer y homenajear a los donostiarras juzgados y condenados injustamente por el Tribunal de Orden Público franquista entre 1963 y 1977.

Reyes Carrere plantea lograr los terrenos de los cuarteles de Loyola a cambio de nada, esto es, "sin dar ningún otro terreno al Ejército español"

El programa municipal de EH Bildu también contempla la exigencia de salida de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado (FSE). "El Ejército español, la Guardia Civil y la Policía Nacional deben abandonar San Sebastián", recoge. A este respecto, la cabeza de lista de la coalición 'abertzale' plantea lograr los terrenos de los cuarteles de Loyola a cambio de nada. Recuperar el actual espacio que ocupa en la actualidad el Ejército para posibilitar la expansión urbanística de la ciudad dentro de una potente operación de vivienda social es una histórica reivindicación de la ciudad desde los tiempos de Odón Elorza a la que los sucesivos gobiernos del PP y el PSOE se han negado. Se han puesto sobre la mesa otros posibles emplazamientos a modo de compensación para liberar este espacio por ser una operación estratégica para la ciudad —también a lo largo de esta legislatura— e incluso, el alcalde 'abertzale' Izagirre planteó a la entonces ministra de Defensa, Carmen Chacón, negociar la reversión de los cuarteles.

Pero ahora, la candidata 'abertzale' reclama que estos terrenos "pasen a manos de la ciudadanía donostiarra" de forma gratuita. "Sin dar a cambio de ellos ningún otro terreno al Ejército español", especifica el programa, que recoge esta ausencia de contraprestación por partida doble. "El Ayuntamiento de San Sebastián debe luchar por conseguir los terrenos de los cuarteles de Loyola para que en el futuro puedan construirse viviendas y centros de trabajo, así como para que los donostiarras cuenten con zonas de desarrollo de la vida comunitaria (deporte, cultura, ocio, etcétera). El consistorio no debe ofrecer al ejército español un lugar alternativo para la instalación de cuarteles", expone a la hora de hablar de los barrios. Y lo justifica en aras a lograr "una San Sebastián democrática y pacífica".

Igualmente, Carrere pretende, en sintonía con la petición vecinal del barrio de Amara Berri, convertir el edificio del Gobierno Civil situado en la plaza Pío XII en una casa de cultura. En el caso de este edificio propiedad del Gobierno español, y que "hoy en día está prácticamente en desuso", no habla abiertamente de disfrutar de su uso sin ofrecer nada a cambio. "Creemos que el ayuntamiento debe realizar todos los esfuerzos necesarios para recuperarlo", se limita a reflejar sin aportar mayor concreción.

País Vasco

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios