EL ORGANISMO NO HABLA AÚN DE INDEMNIZACIÓN

El CGPJ admite que causó un daño al líder de Vox en Andalucía al rechazar su reingreso

El juez Serrano reclamó más de medio millón de euros después de que el Poder Judicial le prohibiera volver a ejercer

Foto: Francisco Serrano, en el Parlamento de Andalucía. (EFE)
Francisco Serrano, en el Parlamento de Andalucía. (EFE)

La Comisión Permanente del Consejo General del Poder Judicial ha admitido parcialmente la reclamación patrimonial del juez Francisco Serrano, hoy líder de Vox en Andalucía, contra los acuerdos del órgano que denegaron, primero, el reingreso en la carrera judicial del dirigente político y destinaron, después, al magistrado a un Juzgado de Badalona. Serrano denunció que aquellas decisiones le causaron daños personales y económicos que valoró en 516.635 euros.

La Permanente entiende que se dan “los requisitos necesarios para la apreciación de responsabilidad patrimonial de las Administraciones Públicas”, pero sólo en relación con el primero de los dos acuerdos, el que el órgano adoptó el 2 de marzo de 2017, que fue posteriormente anulado por el Tribunal Supremo, que ordenó el reingreso de Serrano en el servicio activo.

Al haberle denegado ese reingreso en primera instancia, argumenta el informe del Poder Judicial, el magistrado fue víctima de un daño individualizado y evaluable económicamente que no tenía el deber jurídico de soportar. La Comisión no se pronuncia respecto a la cuantía de la indemnización que ahora debe recibir Serrano, ya que -entiende- la decisión sobre si se le concede o no y, en su caso, en qué cuantía correspondería ahora al Consejo de Ministros.

El segundo acuerdo, el que el CGPJ selló el 15 de marzo de 2018, destinó a Serrano a un Juzgado de Badalona. Aquella decisión no fue recurrida por vía administrativa ni judicial por el afectado, por lo que la reclamación patrimonial iniciada con posterioridad por Serrano no puede convertirse en una vía de recurso o impugnación de los acuerdos “consentidos y firmes”, arguye la Comisión Pemanente.

Tras cumplir una pena de dos años de inhabilitación especial por un delito de prevaricación, Serrano solicitó al CGPJ su reingreso en la carrera judicial. El 2 de marzo de 2017, la Comisión Permanente rechazó su petición al entender que había perdido la condición de juez y que, para volver a adquirirla, debía realizar de nuevo las pruebas de acceso. El acuerdo fue anulado por la Sala Tercera del Tribunal Supremo, que ordenó su reingreso al servicio activo y provocó que el mencionado 15 de marzo de 2018, en ejecución de la sentencia del alto tribunal, la Comisión Permanente nombrara a Serrano titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 7 de Badalona.

Dos meses después de ser asignado al juzgado catalán, Serrano solicitó la excedencia voluntaria en la Carrera Judicial. El magistrado, que mantiene esta última situación profesional, es ahora el número uno de Vox en Andalucía, donde el partido presidido por Santiago Abascal logró 12 escaños en las elecciones autonómicas del pasado diciembre, una irrupción que supuso la entrada de la formación en las instituciones. El siguiente 28 de abril, Vox entró también en el Congreso de los Diputados con 24 asientos en la cámara baja.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios