por la rama valenciana de la trama

Camps niega ante el juez su participación en Gürtel y carga contra la ministra de Justicia

El expresidente valenciano ha declarado durante más de tres horas como imputado en la Audiencia Nacional y ha negado haber participado en la trama Gürtel: "Todo lo que se hizo se hizo bien"

Foto: El expresidente valenciano Francisco Camps. (EFE)
El expresidente valenciano Francisco Camps. (EFE)

"Es un relato construido por la izquierda". Así ha valorado el expresidente Francisco Camps su imputación por la rama valenciana de la trama Gürtel en la Audiencia Nacional. El político ha declarado durante más de tres horas ante el magistrado José de la Mata sobre su supuesta participación en el sistema irregular de pagos del PP de la Comunidad Valenciana a Orange Market, empresa tras la que se encontraba Francisco Correa. "He contestado a todas las preguntas y como siempre salgo satisfecho porque gracias a Dios sé que todo lo que se hizo se hizo bien y no hay ni un dato, prueba o circunstancia que varíe lo que estoy diciendo", ha asegurado a su salida del juzgado.

El expresidente ha aprovechado además la presencia de los medios para cargar contra el Gobierno de Pedro Sánchez y, en concreto, contra la ministra de Justicia Dolores Delgado. "Cómo es posible que en diez años abierto en canal nadie haya descubierto una reunión con policías, como Dolores Delgado o Garzón, en las que hablaban de qué bueno que tengáis una red de prostitución para sacar información o qué bueno cómo se lo pasaron mis compañeros con camareras y azafatas menores", ha criticado Camps, refiriéndose así a los audios de Villarejo adelantados por este diario en los que se escucha a la ministra y al magistrado inhabilitado abordar estos temas en un encuentro con altos mandos policiales.

Pese a la versión de Camps, el juez ha atendido la petición de la Fiscalía Anticorrupción y ha imputado al expresidente por prevaricación administrativa y fraude a la administración, “sin perjuicio de que pudiera resultar su participación criminal en la adjudicación o pago de otras contrataciones irregulares". La pieza en la que se investiga al expresidente fue reabierta después de que los principales acusados de la rama valenciana de Gürtel aseguraran que existió una financiación irregular en el PP de esta comunidad y responsabilizaran de la misma al propio Camps. Con esta nueva imputación, el político afronta ya dos causas por corrupción respecto a su etapa al frente de la Generalitat, pues todavía tiene que enfrentarse a la que lleva un juzgado de Valencia sobre la visita del Papa en 2006.

"Como consecuencia de las revelaciones producidas en el juicio ha quedado expresado (...) que Camps Ortiz estuvo directamente relacionado con la contratación de Orange Market por PPCV para distintas actividades relacionadas con la campaña electoral, y que pudo intervenir de modo decisorio en el sistema irregular de pagos del Partido Popular de la Comunidad Valenciana a Orange Market", explica el juez De la Mata en el auto. "Pudo participar directamente, o mediante órdenes a terceros, en las relaciones con los empresarios que financiaban al partido abonando sus deudas", añade, señalando en este sentido que "Camps Ortiz también pudo desplegar un papel determinante en la decisión irregular de diversas adjudicaciones de contratación pública, tal como la indicada de Fitur 2009".

La Audiencia Nacional ha tomado declaración a lo largo de la semana a una quincena de personas en el marco de esta investigación. Además del expresidente valenciano y Correa, entre los imputados en esta pieza se encuentran la directora general de Promoción Institucional, Salvadora Ibars Sancho; el responsable de la empresa Orange Market, Álvaro Pérez 'el Bigotes'; una de sus trabajadoras, Mónica Magariños; el contable de la firma, Cándido Herrero; la administradora de la empresa Easy Concept, Felisa Isabel Jordán, y el considerado número dos de la trama, Pablo Crespo.

Álvaro Pérez 'el Bigotes', que declaró este jueves ante De la Mata, atribuyó al expresidente valenciano las adjudicaciones y detalló al juez que Camps le dijo en noviembre de 2008 que daría a la empresa de Gürtel en Valencia, Orange Market, el contrato de Fitur. Pérez se refiere así al trabajo que fue concedido a la empresa de Francisco Correa para montar un expositor en la feria de turismo celebrada en 2009, una de las adjudicaciones que forman parte de la investigación.

Ricardo Costa, exsecretario general del PP de la Comunidad Valenciana y condenado a cuatro años de cárcel por la trama Gürtel, también declaró ante De la Mata el pasado martes, pero en su caso como testigo. El político mantuvo una línea similar a la de Pérez y aseguró durante su comparecencia que fue el expresidente quien decidió contratar a la empresa de Francisco Correa para organizar actos de campaña de elecciones autonómicas y municipales, pero aseguró no tener información sobre el mencionado contrato de Fitur.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
9 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios