MITIN EN BURGOS

Sánchez pide a PP y Cs que se abstengan o apoyen unos PGE que velan por "la mayoría"

El presidente advierte de que no se es más patriota por gritar "¡viva España!" y culpa a los populares de haber impulsado a la ultraderecha ante la "falta de proyecto" y la "debilidad" de su liderazgo

Foto: Pedro Sánchez, con el líder castellanoleonés y candidato a la Junta, Luis Tudanca, y la portavoz del comité electoral, Esther Peña, este 13 de enero en Burgos. (EFE)
Pedro Sánchez, con el líder castellanoleonés y candidato a la Junta, Luis Tudanca, y la portavoz del comité electoral, Esther Peña, este 13 de enero en Burgos. (EFE)

Al menos por ahora el Gobierno tiene que seguir insistiendo en que PP y Ciudadanos pueden respaldar unos Presupuestos Generales del Estado que miran por la "mayoría social". No deja de ser una proclama retórica, porque ambas formaciones ya han dicho que no lo harán, de modo que la suerte de las cuentas públicas de 2019 depende de la decisión de los independentistas catalanes. Pero Pedro Sánchez no quiere dejar atrás aún ese mensaje inicial para retratar a los dos partidos. Una idea que combina con los acometidas contra populares, naranjas y Vox, ahora aliados en Andalucía. El presidente sube un escalón más, reclama la movilización de "todos" para defender los derechos y libertades frente al avance de "las tres derechas" y advierte de que "ser patriota" no es gritar "¡viva España!", sino trabajar por una España mejor y "en positivo".

Segunda parada del líder socialista en esta apertura de precampaña. Ayer sábado tocó Barcelona, y este domingo, Burgos, ciudad en la que empujó a los candidatos a la alcaldía, Daniel de la Rosa, y a la presidencia de la comunidad, Luis Tudanca, y a los que también arropó la ministra de Industria (¿y tal vez cabeza de cartel por Madrid?), Reyes Maroto, y la portavoz del comité electoral del PSOE, Esther Peña. El jefe del Ejecutivo necesita hacer campaña también de sus Presupuestos, consciente de que son el combustible que necesita para poder agotar la legislatura y llegar a 2020. España está "cansada, agotada, no quiere más crispación y confrontación", subrayó, y lo que pide es "tolerancia, respeto, convivencia y unión", y demanda también unos "Presupuestos sociales" como los que aprobó el Consejo de Ministros el pasado viernes.

"Tras 7 años de injusticia social, los españoles no entenderán que la oposición, y aquí incorporo a PP y Cs, voten en contra de unos PGE sociales", dice


Sánchez hizo hincapié en las bondades de las cuentas de 2019 y en su obra de este tiempo de mandato, los siete meses en los que los socialistas han hecho "más por la justicia social" que los siete años de Mariano Rajoy en La Moncloa. "Después de siete años de injusticia social, los españoles no entenderán que la oposición, y aquí incorporo a PP y Ciudadanos, voten en contra" de unos "PGE sociales" que no dejan "a nadie atrás". Ahí enlazó el presidente con su demanda: "Pido a PP y Cs o que se abstengan o que voten a favor de unos Presupuestos en favor de la mayoría de este país". Ese llamamiento es justo el acto previo de que el proyecto de ley entre en el Congreso. Será este lunes 14, a primera hora de la mañana. A partir de entonces arrancará su tramitación, que podría bloquearse si no supera el debate de totalidad, previsto para mediados de febrero.

Esa apelación a PP y Cs tampoco era gratuita en un día como este domingo. Antes del acto en Burgos, Sánchez tuiteó la noticia de que el consejo nacional del Partido Centrista de Suecia había decidido apoyar el acuerdo con tres formaciones más para apoyar un Ejecutivo rojiverde en el país. Un pacto que hará de nuevo primer ministro al socialdemócrata Stefan Löfvenal que Sánchez apoyó en su campaña—, que podrá gobernar en minoría cuatro años más.

Sánchez y Tudanca comparan a la derecha sueca con la española. Allí, ha pactado para hacer primer ministro al socialdemócrata Stefan Löfven

Se acaba así el bloqueo político en Suecia, se cancela la amenaza de nuevas elecciones y se anula la influencia del ultraderechista Demócratas de Suecia (SD), tercera fuerza parlamentaria y aislada por el resto de formaciones, informa EFE. Sánchez felicitó por redes sociales a Löfven y comparó implícitamente la actitud del centroderecha nórdico con la de Cs y PP: "Gran ejercicio de responsabilidad para frenar el avance de la ultraderecha del que otros deberían aprender. Por el país y por su ciudadanía". Tudanca, durante su intervención en Burgos, sí aludió directamente a ese pacto de las derechas "normales, civilizadas" que auparán al Gobierno a un socialdemócrata.

"No caen del cielo"

El jefe del Ejecutivo repasó los que a su juicio son los principales avances que incorporan los Presupuestos y también los que se han materializado en estos meses en La Moncloa. Reiteró que las cuentas persiguen la modernización de la economía, la creación de empleo digno y de calidad y también la reconstrucción del Estado del bienestar. Pero se centró sobre todo en los pasos dados a favor de las mujeres ahora que "las tres derechas" apuestan por la "banalización" de la violencia de género.

Los derechos y libertades, subrayó, "no caen del cielo", y por eso hay que seguir defendiéndolos una vez conquistados. Porque su defensa "no termina nunca" y ahí estará "siempre" el PSOE, a su lado. "Se equivoca quien en el siglo XXI tenga un proyecto político que elija como adversario a las mujeres", sentenció, dirigiéndose a PP, Cs y Vox. "Pierde seguro", vaticinó. Así que "mientras que haya alcaldes socialistas, habrá gobiernos feministas que defiendan la seguridad y la igualdad en nuestro país". Y garantizó que su Ejecutivo "feminista" seguirá defendiendo la igualdad absoluta entre hombres y mujeres.

Sánchez pide a jóvenes y mayores movilizarse para defender "una España en positivo" frente a los que añoran una "España en blanco y negro"

Más aún, "ahora que se ponen en cuestión derechos y libertades" por parte de las tres derechas, el presidente reclama acción. "Os pido que nos movilicemos todos", se arrancó. "Mayores y jóvenes, hombres y mujeres de todas las generaciones nos tenemos que movilizar y decirle a la derecha que nosotros defendemos una España en positivo, de derechos y libertades, de conquistas sociales, frente a la España en blanco y negro que ellos proclaman".

Sánchez pide a PP y Cs que se abstengan o apoyen unos PGE que velan por "la mayoría"

Calor para Tudanca

A la ultraderecha la "teme" sobre todo la derecha, el PP, y es a él a quien el mandatario socialista culpa del auge de Vox. "La falta de proyecto político de la derecha, su debilidad en los liderazgos, su renuncia a combatir con argumentos a la ultraderecha, en vez de abrazar sus argumentos, como hacen sin ningún tipo de rubor, demuestra que ellos son, y nadie más que ellos, los responsables del crecimiento de la ultraderecha en nuestro país", dijo. Y añadió: los populares son los que han permitido su "bancarrota ideológica" y "moral". "Viendo lo que se ve de la derecha, cualquier derecha pasada fue mejor", ironizó, dando a entender que el PP de Mariano Rajoy queda muy a la izquierda de la actual dirección de Pablo Casado.

"Viendo lo que se ve de la derecha, cualquier derecha pasada fue mejor", ironiza Sánchez, que insiste en la componente feminista del PSOE

"Nosotros nunca pactaremos con la ultraderecha en nuestro país", proclamó, asegurando que el PSOE es un partido "constitucionalista", leal a la Carta Magna ahora y antes en la oposición. Y anticipó que el partido logrará "consolidar" ese cambio introducido en España a partir de la moción de censura con las municipales, autonómicas y europeas del 26 de mayo. "No hay lugar para chanzas, no se pacta con retrógrados autoritarios —apuntaló por su parte la diputada burgalesa Esther Peña—, no se firma nada con quien obvia el terrorismo machista. ¡Nos van a tener enfrente!".

Sánchez pide a PP y Cs que se abstengan o apoyen unos PGE que velan por "la mayoría"

Sánchez estuvo acompañado de la ministra de Industria, a la que halagó por pelear "como una jabata" para evitar el cierre de empresas como Vestas, y por miembros de su ejecutiva federal como Santos Cerdán, Iratxe García, Ander Gil y Luz Martínez Seijo, además de la diputada por Burgos y secretaria provincial, Esther Peña. El presidente se dirigió con cariño hacia el candidato, Luis Tudanca, a quien definió como un compañero "leal" y "valiente", "un hombre de principios que quiere a su tierra". Arroparon al líder regional todos sus predecesores (Jesús Quijano, Ángel Villalba, Óscar López y Julio Villarrubia), en un acto con un millar de militantes y cargos del partido, informa EFE.

Tudanca agradeció la gestión del Gobierno socialista en la comunidad y su presencia constante en el territorio, y aseguró que los socialistas defenderán la Constitución tanto de la ultraderecha como de los separatistas que "quieren romper España".

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
87 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios