ENTREVISTA CON EL PRESIDENTE DE LA JUNTA

Vara: "Resuelvan lo del tren cuanto antes o la gente pensará que sí hay dos Españas"

El barón socialista exige al Gobierno y a Renfe soluciones rápidas para evitar que se repita la situación de los dos días, con averías que dejaron horas de retrasos y cientos de pasajeros afectados

Foto: Pedro Sánchez y el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, el pasado 6 de noviembre en La Moncloa. (EFE)
Pedro Sánchez y el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, el pasado 6 de noviembre en La Moncloa. (EFE)

La situación vuelve a ser desesperante. Cuatro averías en menos de 24 horas que han afectado a cerca de 300 pasajeros de tren en Extremadura. Hasta cuatro horas de retraso para llegar a Madrid. La irritación ya es máxima. Indisimulable incluso para el presidente autonómico, el socialista Guillermo Fernández Vara: "Hagan ustedes lo que tengan que hacer —le dice al Gobierno de Pedro Sánchez y a Renfe—y resuelvan esto cuanto antes si no quieren que la gente piense al final que hay dos Españas, y las dos Españas son la de con tren y sin tren".

Las mejoras introducidas en la línea extremeña en los últimos meses no han sido suficientes. Porque el problema de fondo sigue estando ahí, que la red ferroviaria de la región sigue sin estar duplicada ni electrificada en sus 725 kilómetros, que tiene tramos con traviesas de madera y carriles del siglo XIX, que hay limitaciones de velocidad de hasta 50 e incluso 30 kilómetros por hora, que de media el trayecto Madrid-Badajoz se cubre en unas seis horas aún en 2019. Si es que nada va mal.

Pero las cosas fueron mal, muy mal, este 1 de enero de 2019, después de un mes, diciembre, en el que sí que es cierto que no se registraron incidencias. 163 viajeros se vieron afectados por una avería mecánica en tren de media distancia Badajoz-Madrid a su paso por Mérida. En la capital extremeña se sustituyó el convoy por otro de reserva, y eso supuso 55 minutos de retraso.

Los pasajeros fueron transbordados a un tren de la serie 598, más antigua, cuando podían haber sido derivados a una máquina más moderna, el modelo 599, que la empresa reservó para un trayecto más corto. El convoy se quedó tirado dos kilómetros después de llegar a Navalmoral de la Mata (Cáceres) "sin calefacción ni luz", como recordaba este miércoles con indignación el director general de Transporte de la Junta, José González, que no se explicaba qué "mente brillante dio la orden" de echar mano del 598. Para afrontar esta segunda avería, Renfe envió un nuevo tren desde Talavera de la Reina (Toledo) y establecía a la vez un plan alternativo de transporte por carretera. Los que tenían que seguir hasta la capital del país iniciaron el viaje por autobuses —llegaron a Madrid con cuatro horas de demora, de madrugada—, y los que paraban en destinos intermedios esperaron al tren de socorro.

La compañía ha pedido disculpas a los 163 pasajeros y ha abierto ya una investigación para conocer las causas de lo ocurrido y adoptar las medidas necesarias para que no vuelva a repetirse la situación. Son "averías inadmisibles", reconocía el ministro de Fomento, José Luis Ábalos. Porque en el arranque del año no solo hubo problemas en la línea de media distancia. También el Talgo Madrid-Badajoz registró una avería mecánica en la locomotora, y su reparación supuso un retraso de 40 minutos. La tardanza se fue encadenando, y la vuelta hacia Extremadura salió con 20 minutos de demora. El tren Cáceres-Sevilla de las 6:46 horas de este 2 de enero también sufrió incidencias: sus nueve viajeros se desplazaron en bus hasta Mérida y el tren circulaba con 10 minutos de retraso.

La Junta hizo ver su ira. Elevó el tono de crítica visiblemente. La consejera de Territorio, Begoña García, habló de "trato vejatorio" por parte de Renfe y José González, director general de Transportes de Extremadura, fue expeditivo en sus declaraciones: "Si son unos ineptos, que lo dejen".

El barón socialista Guillermo Fernández Vara (Olivenza, 1958) no oculta su enfado, aunque sabe que ha de mantener un equilibrio complejo. Mantener la bandera alta de la reivindicación y apretar al Gobierno de Sánchez, pero sin tensar demasiado la cuerda.

PREGUNTA.- ¿Comparte las palabras de su director de Transportes? Es decir, que si son "ineptos" y no se resuelve la situación, ¿que se suspenda el servicio?

RESPUESTA.- Es una manera de hablar. Debemos garantizar que estas cosas no vuelvan a ocurrir en el año y medio que falta hasta que se termine la otra plataforma. Porque el problema es que estamos utilizando para larga distancia trenes que solo valen para distancias cortas y medias, y en verano se abrasan de calor y en invierno se mueren de frío.

Miles de extremeños, unos 25.000 según el Pacto Político y Social por el Ferrocarril, 15.000 según Delegación del Gobierno, se manifestaron el pasado 18 de noviembre en Cáceres a favor de un tren digno. En cabeza, Guillermo Fernández Vara. (EFE)
Miles de extremeños, unos 25.000 según el Pacto Político y Social por el Ferrocarril, 15.000 según Delegación del Gobierno, se manifestaron el pasado 18 de noviembre en Cáceres a favor de un tren digno. En cabeza, Guillermo Fernández Vara. (EFE)

La primera fase de la conexión de Extremadura a la velocidad alta llegará a lo largo de este 2019. Se espera que a finales de 2019 estén rematados los trabajos de construcción de la nueva plataforma entre Badajoz y Plasencia (164,6 kilómetros) —ya están rematados 136,9 km, y están en obras 27,7 km—. No obstante, habría que aguardar hasta 2020 para la electrificación —la región no tiene ni un kilómetro de línea férrea electrificada— y la puesta en servicio de este tramo. Según calcula Fomento, esto supondrá mejoras de tiempo algo superiores a 50 minutos en el trayecto completo Madrid-Cáceres-Mérida-Badajoz, y la circulación de trenes de altas prestaciones, con el sistema de seguridad ERTMS entre Plasencia y Badajoz, y a velocidades máximas de 180 kilómetros por hora. Hasta el momento se han invertido más de 1.000 millones de euros en este tramo de la línea de alta velocidad (LAV), siendo la inversión total prevista en el mismo de unos 1.500 millones de euros.

La Junta se queja del "trato vejatorio" de Renfe y advierte de que si no es capaz de garantizar el servicio por "ineptos" lo suspendan

El tramo entre Plasencia y Talayuela (68,6 kilómetros, 850 millones de euros de inversión total), en el límite de la región, que linda ya con la provincia de Toledo, solo está en construido en una pequeña parte (8,5 km), aunque no está comprometido para 2019. Y la última fase, la de Oropesa (Toledo)-Madrid, está todavía en redacción del estudio informativo. Vara se ha reunido en los últimos meses tanto con Sánchez como con Ábalos.

El Ejecutivo central insiste en que la red ferroviaria extremeña es una "prioridad de inversión" para Fomento, y la prueba son los 170 millones licitados entre enero y septiembre de 2017, el 97% —decía La Moncloa en noviembre, cuando el presidente recibió a Vara— en los cinco meses anteriores. Otros 50 se destinaron ya para renovar los sistemas de seguridad en la red convencional, y el consejo de administración de Adif ya licitó contratos de obras por valor de 126 millones para mejorar las infraestructuras ferroviarias en la región. En diciembre, el jefe del Ejecutivo confirmó que en estos primeros meses de 2019 se celebrará un Consejo de Ministros en Mérida, para visualizar el compromiso de su Gabinete con una región clave también para el PSOE. Se espera que esa cita sea antes de marzo, antes de la convocatoria de las elecciones autonómicas del 26 de mayo.

PREGUNTA.- Usted ha exigido al Gobierno, tras lo ocurrido en las últimas horas, "respuestas, acciones y explicaciones concretas". ¿Las ha tenido?

RESPUESTA.- Tanto el presidente [Pedro Sánchez], como el ministro [José Luis Ábalos] me llamaron inmediatamente, y también he estado hablando con la gente de Fomento y de la Delegación del Gobierno. Van a adelantar la compra de trenes nuevos y abrir una investigación. También me han asegurado que todos los compromisos anteriores siguen en pie, que las licitaciones se cumplen y que todo va en plazo. Este Gobierno ha metido más ritmo a las obras y más dinero. Han triplicado los recursos. En el último trimestre del año se ha ejecutado un 80% más que en los tres trimestres anteriores.

Renfe informaba este miércoles de que en los últimos seis meses, desde la llegada al poder de Sánchez, se habían puesto en marcha varias medidas para solventar las incidencias en la línea que circula en Extremadura. Hasta el momento se habían sustituido cinco unidades de los 11 trenes de la serie 598, más antiguos, por otros más modernos del modelo 599. El resto se prevé renovar entre febrero y mayo de 2019. También se creó la figura de un coordinador de Renfe para la región, Eduardo Villar Llinás, en contacto "permanente" con Fomento, se han sustituido motores y se han activado trenes de reserva en Badajoz y en Mérida y mecánicos acompañan la circulación en los trenes más sensibles, además de las inversiones urgentes que está acometiendo el ministerio. Ello ha permitido pasar de las 14, 11 y 16 incidencias registradas, respectivamente, en julio, agosto y septiembre, a las siete, dos y ninguna de octubre, noviembre y diciembre. Números que han destrozado los dos primeros días del año.

Por eso la compañía se comprometió este miércoles a que todos los trenes entre Madrid y Extremadura, no solo los más sensibles, contarán con un mecánico, y también revisará los protocolos de actuación en caso de averías para minimizar el impacto de estas en el confort de los viajeros. Ya en octubre el presidente de Renfe, Isaías Táboas, tuvo que actuar tajantemente ante las cuatro incidencias en tan solo tres días y en pleno puente del 12 de octubre. Un tren con más de 130 pasajeros se paró en mitad del campo y acabó su trayecto con cuatro horas de retraso, y otro no llegó a su destino por falta de combustible. Táboas pidió perdón a los viajeros y cayeron dos responsables, el gerente de Servicios Comerciales Sur y el de Gestión, Contratos de Fabricación y Mantenimiento, SA.

PREGUNTA.- ¿Ha sido satisfactoria la respuesta del Gobierno central? ¿No se puede hacer nada más?

RESPUESTA.- Nada me puede resultar nada satisfactorio mientras haya españoles que son extremeños también que a las 12 de la mañana o de madrugada se quedan tirados en el campo sin luz y sin calefacción. No me vale nada, no me compensa nada, ni me sirve nada. A partir de esto, hagan ustedes lo que tengan que hacer y resuelvan esto cuanto antes si no quieren que la gente piense al final que hay dos Españas, y las dos Españas son la de con tren y sin tren. Lo único que tiene esto de positivo es que se empieza el año hablando de los españoles y de sus problemas y no de los territorios.

Mientras haya extremeños tirados en el campo sin luz ni calefacción, no me vale ni me sirve nada, no me compensa nada

P.- Insisto, ¿el Gobierno de Sánchez está haciendo todo lo que podía hacer? ¿Le han satisfecho las explicaciones del presidente?

R.- Nosotros aquí decidimos no politizar el tren, y hacer el Pacto por el Ferrocarril, que el PP está intentando romper por su brutal caída en las encuestas, y anda como pollo sin cabeza. Intentó romper el pacto yéndose a Madrid un día antes de la gran manifestación que hicimos en Cáceres, intenta romper cualquier cosa para intentar aparecer, pero yo voy a seguir apelando a la unidad de todos, porque es lo que ha permitido que en Madrid se haga cargo de la dimensión del problema y la gente se esté rebelando como está haciendo.

P.- ¿Pero se están haciendo suficientes esfuerzos para paliar la situación?

R.- Yo prefiero que cuando pasa una cosa de estas el presidente o el ministro estén llamando inmediatamente para preocuparse e interesarse a que no lo hagan. Yo estuve todo el tiempo en contacto con Ábalos y con el presidente. Pero eso ni me consuela ni me compensa. Que haya extremeños a cualquier hora tirados por los campos de Dios no compensa nada, ni nada te convence de nada. Lo que tienen que hacer es ponerse las pilas, comprometerse, cambiar más trenes, mejorar la mecánica, los talleres, lo que tengan que hacer… Es su problema, no el mío. Es un problema de Renfe.

Vara: "Resuelvan lo del tren cuanto antes o la gente pensará que sí hay dos Españas"

P.- Cita al coordinador ferroviario de Renfe en Extremadura, pero no ha sido suficiente para las averías del 1 y 2 de enero.

R.- Ha servido para que la información haya fluido mejor, pero evidentemente no es suficiente.

P.- ¿Los plazos para las licitaciones y la construcción del AVE se están cumpliendo?

R.- Sí, eso va bien. Lo vamos siguiendo mes a mes en la comisión de seguimiento, y cada tres meses se reúne el Pacto por el Ferrocarril [que impulsó la Junta y que integran PSOE, PP, Podemos, Ciudadanos, sindicatos, patronal, las dos diputaciones provinciales y la Federación Extremeña de Municipios, Fempex]. Nos van dando cuenta tramo a tramo de cómo va la ejecución.

Yo he sido exquisito con Rajoy. Los dos ministros que se han tomado más en serio esto han sido De la Serna y Ábalos

P.- ¿Y todo va en tiempo? Los expertos calculan que el AVE no llegará hasta 2025.

R.- Sí, en este año se acabarán las obras entre Plasencia y Badajoz y luego comenzará la electrificación, y esperamos que en el último trimestre de 2020 ya esté en marcha. Son las fechas que nos han dado. Desde ese momento creemos que en tres años más estaría el AVE. Es más sencillo el tramo entre Madrid y Oropesa que lo que ya está hecho. Ha habido que salvar el Tajo en varios puntos, y solo el viaducto del río Almonte, por ejemplo, costó 70 millones de euros. ¿Por qué lo hemos llamado tren digno? Porque aceptamos que se hiciera en dos tiempos, primero el 'tren digno' y luego AVE. ¿Tren digno qué es? Un tren que pueda circular a unos 200 km/h, que con eso reducimos a tres horas y cuarto el trayecto entre Badajoz y Madrid. Se reduciría un 55% el tiempo. En AVE, el recorrido se hará en dos horas y veinte. Además, es importante que en paralelo se está construyendo la línea Badajoz-Évora, que es la que unirá Madrid y Lisboa. Todo podría estar hacia 2023.

Vara: "Resuelvan lo del tren cuanto antes o la gente pensará que sí hay dos Españas"

P.- El Gobierno alega que han bajado en este tiempo las incidencias.

R.- Sí, han bajado mucho, pero no lo suficiente. Por eso hay que apelar a la unidad de todos, porque es la que ha dado todos estos resultados todos estos años. Se ha avanzado más en estos últimos años que en todo el tiempo anterior.

P.- Usted incluye también al periodo de Mariano Rajoy.

R.- También. Yo sí lo he dicho públicamente. Los dos ministros que se han tomado más en serio todo esto han sido Íñigo de la Serna [el último titular de Fomento de Rajoy] y José Luis Ábalos. [Ana Pastor, la primera responsable de la cartera del PP, prometió en 2013 que en 2015 habría un tren de calidad, de altas prestaciones, para 2015, que cubriría el tramo Madrid-Badajoz en tres horas y 35 minutos].

Hay que apelar a la unidad de todos, porque es la que [a través del pacto] ha dado estos resultados todos estos años

P.- La oposición le acusa de ser blando con el Ejecutivo, de guardar silencio, de ser un "palmero" de Sánchez.

R.- Yo con Rajoy fui exquisito. Le dije a De la Serna que era el primer ministro que se tomaba en serio esta tierra. Se lo agradecí. Soy capaz de decir estas cosas porque no tengo miedo a decirlas. [José Antonio] Monago [presidente del PP extremeño y jefe de la Junta entre 2011 y 2015] es incapaz. Desde el momento en que el PP se va, empieza a disparar todos los días y a todas horas. Está desesperado porque se le está yendo la mitad de la gente a Vox y a Ciudadanos.

P.- Pero usted no estuvo en la última manifestación en Madrid a favor del tren digno.

R.- No, no vine porque no era del Pacto por el Ferrocarril. Era del PP. La gran manifestación la hicimos nosotros al día siguiente. Ellos fueron 500 en Madrid y aquí nos juntamos 30.000 en Cáceres. Ahí sí que estuve, en la que convocó el pacto, que es el mejor ejemplo de la estabilidad política, porque es de todos. Cs y nosotros estamos aguantándolo, porque Podemos se quiere salir, el PP no sabe cómo mantenerse, está incómodo. No se atreve a decir 'me voy', pero se está yendo de palabra todos los días, porque cuando había incidencias en la época de Rajoy todo se llevaba al pacto.

Vara: "Resuelvan lo del tren cuanto antes o la gente pensará que sí hay dos Españas"

P.- ¿Teme que esta parálisis le acabe perjudicando electoralmente en las elecciones del 26 de mayo? ¿Teme recibir un castigo de sus votantes?

R.- Al contrario. La gente sabe quién les defiende sin estridencias e intentando sumar.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
61 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios