El dogo de Burdeos, un guardián calificado como perro peligroso en algunas regiones
  1. España
dos mujeres han muerto atacadas

El dogo de Burdeos, un guardián calificado como perro peligroso en algunas regiones

Los animales de Colmenar de Oreja están mezclados con Staffordshire, raza incluida en la lista de perros potencialmente peligrosos; el dogo de Burdeos lo está en algunas regulaciones regionales

placeholder Foto: Dogo de Burdeos. (Pixabay)
Dogo de Burdeos. (Pixabay)

Una mujer de 57 años y su hija de 41 han fallecido durante el mediodía de este miércoles en Colmenar de Oreja (Madrid) después de ser atacadas por sus perros, de la raza dogo de Burdeos, unos animales generalmente corpulentos y fuertes que no están contemplados por la legislación estatal como potencialmente peligrosos, como sí lo están los pit bull terrier, los staffordshire bull terrier, los american staffodshire terrier, los rottweiler, el dogo argentino, el fila brasileiro, el tosa inu y el akita inu.

El dogo de Burdeos es una de las razas más antiguas de Francia y pertenece a la familia de los mastines. Los machos de esta raza suelen superar los 60 kilos y las hembras los 56, y su altura suele variar entre los 60 y 68 centímetros en los machos y entre los 58 y los 66 entre los ejemplares del género femenino, según los datos de MundoAnimalia.

Esta raza, que tiene grandes aptitudes para la guarda y defensa, se dio a conocer mundialmente gracias a la serie 'Socios y sabuesos', en la que Hooch, uno de sus protagonistas animales, era un dogo de Burdeos. El dogo de Burdeos desciende de los alanos, unos perros introducidos en Europa por un pueblo iraní expulsado por los hunos que, por sus características físicas, eran usados como animal de combate y como herramienta de caza.

Musculoso, tranquilo... y potencialmente peligroso

Aunque por su tamaño y el de su cabeza, por su corpulencia y por su pelo corto y fino, el dogo de Burdeos tiene un cierto aspecto agresivo, los expertos consideran que se trata de un animal afectuoso, tranquilo, agradable, bondadoso y equilibrado que por lo general se muestra apegado a su dueño. En general, no está incluido explícitamente en la lista de perros potencialmente peligrosos (PPP), aunque según el decreto regional que transpone la normativa estatal en esta materia, podrían considerarse como raza potencialmente peligrosa al estar los animales de Colmenar de Oreja mezclados con staffordshire.

Sin embargo, en otras regiones sí están señalados como perros peligrosos de forma directa, como ocurre en Extremadura, Cantabria, Galicia, Melilla, Comunidad Valenciana, o Cataluña, donde a las ocho razas consideradas PPP a nivel estatal se le añaden otras, entre ellas el dogo de Burdeos, el dogo del Tíbet, el mastín napolitano o el presa canario, entre otros.

Animales Madrid
El redactor recomienda