tras ocho horas de debate

Acaba sin decisión el pleno de las hipotecas: se reanudará este martes

Los 28 jueces de la Sala de lo Contencioso no alcanzan un consenso en la primera jornada de debate sobre el pago del impuesto

Foto: Concentración ante el Tribunal Supremo. (EFE)
Concentración ante el Tribunal Supremo. (EFE)

El pleno de la Sala de lo Contencioso del Tribunal Supremo no ha llegado a ninguna conclusión en su primera jornada de debate. Se auguraba tenso y largo, y tras ocho horas de reunión ha quedado aplazado a este martes. Durante las casi cinco horas de reunión mantenidas en la mañana de este lunes, los magistrados se han limitado a rechazar la posibilidad de aparcar la deliberación y asumir sin más debate los argumentos de la sentencia que atribuye a los bancos el pago del impuesto hipotecario. Según informan a El Confidencial fuentes jurídicas, han decidido entrar al fondo de los tres recursos que tienen sobre la mesa y no atender, de forma automática y sin debate, los fundamentos de las resoluciones de la Sección Segunda que cambiaron el criterio. No ha sido hasta las cuatro y media, tras un receso para la comida, cuando han entrado a tratar de determinar el fondo del asunto.

Acaba sin decisión el pleno de las hipotecas: se reanudará este martes

Por la tarde, sin embargo, no se ha logrado el consenso. Los magistrados han definido las distintas posturas sin llegar a una decisión. Tras dos semanas largas de espera, el pleno arrancó al fin este lunes para determinar si avala las últimas sentencias de una de sus secciones que determinaron que el pago del impuesto de actos jurídicos documentados corresponde a los bancos, o tumba el giro en la jurisprudencia y determina que sigue siendo el cliente el que debe afrontar este coste. Sin embargo, habrá que esperar al menos 24 horas más.

Los últimos 15 días han sido una montaña rusa en que la credibilidad del alto tribunal se ha visto muy afectada. Tras hacerse pública la sentencia, el presidente de la sala, Luis María Díez-Picazo, convocó este pleno de urgencia al considerar que la decisión 'sorpresa' de cinco de sus magistrados provocaba una evidente alarma social e impacto económico. Al final, la decisión ha quedado en manos de 28 magistrados tras apartarse tres de ellos por distintos motivos.

La decisión fue recibida con malestar y dejó en suspenso la firmeza de la decisión, creando unos días de inseguridad jurídica en los que ninguno de los afectados —bancos, clientes, notarios— ha sabido cómo actuar. Se interpretó, además, como una forma de detener un daño económico a las entidades empleando un sistema inédito en el Supremo. Picazo ha sido cuestionado por sus compañeros, entre los que no cuenta con apenas apoyos, y también se ha puesto en tela de juicio el papel jugado por el presidente, Carlos Lesmes.

A la vista de las dificultades para alcanzar este primer consenso sobre una cuestión casi de trámite, es evidente que el debate será muy intenso. Se deliberará en concreto sobre tres recursos, los tres planteados por la misma parte —la empresa municipal de Rivas-Vaciamadrid (Madrid)—, que recurrió y obtuvo las sentencias firmes que modificaron la jurisprudencia hasta ahora existente, que situaba el sujeto pasivo del tributo en los clientes.

Los ponentes de los recursos que se llevarán al pleno serán el presidente de la sección especializada en tributos que dictó las polémicas sentencias, Nicolás Maurandi, y Francisco José Navarro Sanchís, quienes previsiblemente propondrán que se falle en el mismo sentido en que se ha hecho en las tres resoluciones ya notificadas y que son firmes —no se tocarán, diga lo que diga el pleno del lunes—, es decir, que corresponde a las entidades bancarias el pago del impuesto. En cuanto a la retroatividad, las fuentes consultadas apuntan que propondrán que se fije en los cuatro años.

España
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
22 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios