considera que con 84 diputados no se puede gobernar

Pablo Iglesias vuelve a cambiar el discurso y plantea un Gobierno de coalición progresista

Iglesias cree que lo más sensato es un Gobierno "estable" y "más plural", por lo que espera que Sánchez sea "más ambicioso" en sus planteamientos una vez triunfe la moción

Foto: Pablo Iglesias y Aitor Esteban (PNV), durante el debate de los Presupuestos. (EFE)
Pablo Iglesias y Aitor Esteban (PNV), durante el debate de los Presupuestos. (EFE)

Convencido de que la moción de censura del PSOE saldrá adelante con los votos de Unidos Podemos, ERC, PDeCAT y PNV, Pablo Iglesias ya tiene en mente cómo será la configuración del próximo Gobierno. El líder de la formación morada apuesta por que Pedro Sánchez conforme un Ejecutivo de coalición que represente a una mayoría amplia de españoles, ya que considera que con 84 diputados no se puede gobernar.

[Sigue en directo la moción de censura a Mariano Rajoy]

Así, Iglesias cree que lo más sensato es un Gobierno "estable" y "más plural", por lo que espera que Sánchez sea "más ambicioso" en sus planteamientos una vez triunfe la moción. "Creo que un presidente responsable tiene que buscar un Gobierno que represente a algo más que a cinco millones de ciudadanos, debería ser un Gobierno que represente por lo menos a 10 millones y tenga apoyos parlamentarios mas estables", ha sostenido a la salida del Congreso de los Diputados, tras la sesión de control al Gobierno. De esta manera, el líder de Podemos prevé que el futuro Gobierno tenga el respaldo de 155 diputados (los 84 del PSOE y los 71 de Unidos Podemos).

De hecho, tiene muy claro cuáles deben ser las tres claves de la legislatura que prevé que liderará Sánchez. La primera, la limpieza y regeneración de las instituciones, porque "hay que sacar al PP y hacer fácil el trabajo de los jueces para que los corruptos vayan a la cárcel". La agenda social sería el segundo pilar del nuevo Gobierno, con el desbloqueo de las medidas sociales que el PP ha vetado en el Congreso, y el tercero el diálogo, para "resolver la cuestión territorial".

Pablo Iglesias vuelve a cambiar el discurso y plantea un Gobierno de coalición progresista

Si todo esto se hace realidad, apunta Iglesias, este Gobierno de PSOE y Unidos Podemos sería "un ejemplo y referencia" para toda Europa en políticas sociales, de regeneración y de diálogo.

El PSOE se lo juega todo al PNV

El PSOE se lo juega todo al apoyo de los nacionalistas vascos, que en este momento optan por un silencio sepulcral. Con los votos de Unidos Podemos, Compromís y Nueva Canarias ya asegurados, los 176 diputados necesarios para que la moción prospere aún no están confirmados. De hecho, la portavoz del PSOE en el Congreso, Margarita Robles, ha pedido calma a su salida del Congreso emplazando a todos a esperar a la votación, que será el viernes.

Iglesias ha declarado esta mañana que el sí del PNV está muy cerca. "Creo que la moción de censura va a salir adelante con los votos del PNV. Percibo que la moción va a salir, el ambiente señala que van a votar a favor todos los que deberían hacerlo", ha dicho. Sin embargo, los nacionalistas vascos ni confirman ni desmienten el sentido de su voto. Según fuentes del PNV consultadas por El Confidencial, la decisión aún "no está tomada" y prosiguen los contactos con todas las formaciones políticas. "No es cierto lo que dice Pablo Iglesias", apuntan. De hecho, desde el PNV explican que la decisión definitiva la tomará su órgano ejecutivo, el Euzkadi Buru Batzar, en las próximas horas, pero no hoy. "En ningún caso, vinculamos nuestra decisión a terceros", añaden.

PDeCAT, Bildu y ERC optarán por el sí

PDeCAT y ERC esperarán hasta el último momento para tomar una decisión, aunque todo parece indicar que apoyarán la moción de Pedro Sánchez. De hecho, Ester Capella y Teresa Jordà, las dos diputadas de ERC que formarán parte del nuevo Gobierno de Quim Torra, cuentan con participar en la votación de la moción de censura contra Mariano Rajoy, prevista para este viernes, antes de abandonar el Congreso para tomar posesión de sus nuevos cargos.

Desde el PDeCAT, que ha anunciado que votará lo mismo que ERC, su diputado Jordi Xuclà ha dejado entrever en La Sexta que la decisión ya está tomada: votarán sí. También Bildu abre la puerta al sí, al confirmar su coordinador general, Arnaldo Otegi, que no se plantean la abstención y que coordinarán su postura con los independentistas catalanes. En declaraciones a Radio Euskadi, ha asegurado: "No creo que vayamos a estar en la abstención en ningún caso, pero Sánchez aún no nos ha llamado". Por tanto, a sus dos diputados solo les queda una opción que permita desalojar a Rajoy de La Moncloa. "No vamos a defraudar a la gente de nuestro país", ha advertido.

El PP pide "estabilidad" al PNV

El presidente del PP del País Vasco, Alfonso Alonso, ha afirmado que la presentación de una moción de censura contra Mariano Rajoy "pone en riesgo la estabilidad política en Euskadi", aunque ha reconocido que no puede "lanzar un mensaje de desconfianza" sobre lo que vaya a hacer el PNV. De hecho, les ha animado a que apuesten "por la moderación, el equilibrio y la estabilidad" y no la apoyen, y ha afirmado que se le hace "muy difícil pensar que el partido que hace una semana votó los Presupuestos Generales del Estado para 2018, garantizó la estabilidad y la continuidad del Gobierno pueda sumarse el viernes a una operación de derribo con fuerzas antisistema".

Ante este baile de apoyos, en los pasillos del Congreso y antes de la sesión de control al Gobierno, la vicepresidente, Soraya Sáenz deSantamaría, ha reprochado a Sánchez su "ambición por hacerse con el poder" y ha puesto cifras a lo que le está costando a España esta moción: 36.000 millones de euros. Por otro lado, el coordinador general del PP, Fernando Martínez-Maillo, ha pedido a los socialistas que "alcen la voz" contra la "irresponsabilidad" de Sánchez, al que ha pedido que no tome "por tontos" a los españoles, que saben, dice, que está llegando a acuerdos con los independentistas.

Nadie en el PP contempla la posibilidad de que Rajoy dimita. Entre ellos, el presidente de la Xunta y líder del PP gallego, Alberto Núñez Feijóo, que está convencido de que Rajoy seguirá en La Moncloa y ha criticado "la ansiedad" de la oposición a raíz de la moción de censura, avisándoles de que "España no es un bar que se traspasa". "Necesitamos un político que esté centrado, que esté tranquilo y que mantenga la responsabilidad de su cargo y la responsabilidad del grupo parlamentario".

España
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
41 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios